Hace algunas décadas, los valores intrínsecos de un vehículo, principalmente de trabajo como una camioneta, eran claros y algo simples. Buena capacidad de carga, fiabilidad, y quizá eficiencia (antes de la crisis mundial del petróleo del 73 no era un tema). Ahora, por el contrario los avances tecnológicos, la masividad de las comunicaciones y nuevos avances en distintos sistemas de un auto, hace que hasta una camioneta sea una vehículo de alta tecnología, pensado para dar lo máximo a sus cada vez más exigentes clientes. Para ello es que Ford, actualizó su mid size pick up: Ranger.

  • 11 octubre, 2019

Los valores de este histórico producto se mantienen, es decir Ranger sigue siendo un vehículo robusto, imponente, pero es también -según la marca- moderna, sofisticada y con tecnología de un vehículo de alta gama. Esta actualización inicia su venta en Chile con diez versiones y siete colores disponibles, con ello la marca del óvalo, Ford, refuerza el concepto de versatilidad, añadiendo equipamiento para usuarios de este tipo de modelos, además de las posibilidades de sistemas que dejarán satisfechos a distintos tipos de consumidores.

 Su suspensión delantera, con mejoras en los amortiguadores y chasises completamente nueva, prometiendo ahora la comodidad de un auto can capacidades de carga y off road.

Agrega además, un nuevo portalón trasero con asistencia, ayudando al usuario a hacer un 60% menos de esfuerzo al cerrar el portalón. La antena presenta un nuevo diseño y se ubica ahora en la parte trasera del techo, sirviendo también como receptora de señal de GPS.

Utiliza un motor Ford Puma de 2.2 litros, que ofrece otorga 160 caballos de potencia (10 más que la generación anterior) y un torque de 385 Nm ( también 10Nm más). Está disponible con una transmisión Manual de 6 velocidades.

Destaca además por contar con tecnología de punta, como frenado autónomo de emergencia con detección de peatones y vehículos; que asiste y es capaz de frenar automáticamente la camioneta ante un peligro; control crucero adaptativo, que permite mantener la velocidad pasando marchas, sistema de mantenimiento de carril que asiste al conductor en carretera y vigila su trayectoria, además de detector de fatiga, que monitorea continuamente a través de la cámara y del sensor de rotación la posición y movimiento del vehículo dentro del carril.

También Ranger recibió un update en seguridad, agregando programa electrónico de estabilidad (ESP); control de tracción (TCS); control electrónico de descenso en versiones 4×4 (HDC); asistente de partida en pendiente (HLA), control de carga adaptativo (LAC), control antivuelco (ROM), y control de balanceo de trailer (TSM). Además, del control automático de luces altas, que detecta si algún vehículo pudiera sufrir el encandilamiento por luces altas, regulándolas. Las diez versiones de New Ranger estarán disponibles en toda la Red de Concesionarios Ford a lo largo de Chile a un precio de lista desde los $13.320.000 + IVA