Más de 400 familias, que representan a casi 600 de los dos mil alumnos del colegio ubicado en Providencia exigen al directorio un cobro proporcional y una urgente mejora en el sistema de clases online, que recién comenzó la última semana de abril. “Si no llegamos a un acuerdo los vamos a demandar”, asegura el apoderado Clemente Villarroel.

  • 13 mayo, 2020