Ni el nicho de los SUV, ni el crecimiento de las marcas de origen chino parecen tener fin. Así lo demuestra el último lanzamiento del constructor del dragón, DFSK, que con su SUV 560 aporta con tamaño y versatilidad, con precios muy competitivos para un modelo de 7 plazas.

  • 17 mayo, 2019

La marca china DFSK, tiene varios años en el mercado nacional, y últimamente recibe una inyección de poder en nuestro mercado con el Grupo Inchcape, al momento en que lanza su última apuesta entre utilitarios deportivos: el SUV 560.

Dueño de un diseño muy propio de las marcas orientales que compiten en la categoría de moda; el SUV 560 se muestra como un robusto SUV familiar, con ciertas capacidades todoterrenos y con precios de venta muy atractivos, según la información de la marca en nuestro país.

Se trata de un producto muy honesto, que puede llevar la utilidad y presencia de un SUV a mayor cantidad de público, con un razonable nivel de equipamiento y performance. Ofrece una motorización de una cilindrada poco común en estos días: 1.8 litro, que es capaz de desarrollar 138 caballos de fuerza, y 187 Nm de torque, que solventan su agilidad. Este propulsor trabaja en conjunto con una trasmisión mecánica de cinco velocidades.

Apuntando claramente a familias que crecen, el DFSK SUV 560 cuenta con 7 plaza y tapiz de Ecocuero que transmite alta calidad, lo mismo que sus ensamblajes y materialidad, con entradas USB y Auxiliar, aire acondicionado y controles al volante.

En seguridad, en tanto, apuesta por los frenos ABS, sensor de estacionamiento, cámara de retroceso y sensores de estacionamiento, además del importante valor familiar de anclajes Isofix para las sillas de los niños. Su valor de entrada al mercado chileno es de $8.490.000.