«Si se aprueba el proyecto de ley, se debilitaría una institución central del modelo chileno. Tal radicalismo plantea un riesgo. La mayoría de los chilenos está de acuerdo en que el estado debería actuar para reducir la desigualdad y elevar a los necesitados. Pero su enojo podría crear apoyo para las políticas populistas que harían al país más pobre”, asegura el semanario inglés.

  • 17 julio, 2020