El debate del Presupuesto 2017 tendrá “un ánimo más complejo” si no se abordan el tema previsional y la cobertura de la gratuidad en educación superior. Así lo anticipan líderes del oficialismo. El jefe de la bancada de diputados de la DC, Fuad Chahín, puntualizó, eso sí, que en ningún caso la discusión se realizará […]

  • 8 agosto, 2016

la-moneda

El debate del Presupuesto 2017 tendrá “un ánimo más complejo” si no se abordan el tema previsional y la cobertura de la gratuidad en educación superior. Así lo anticipan líderes del oficialismo.

El jefe de la bancada de diputados de la DC, Fuad Chahín, puntualizó, eso sí, que en ningún caso la discusión se realizará “con una pistola en el pecho”.

Las palabras del parlamentario ilustran el estado de ánimo de un sector de la Nueva Mayoría, disconforme con la respuesta que el Ejecutivo tiene para el problema de las bajas pensiones, limitada a la creación de una AFP Estatal, pequeños ajustes al modelo y una “hoja de ruta” para cambios más profundos, que puede o no asumir la próxima administración.

“El gobierno ya no le puede hacer el quite al debate de pensiones”, agregó el presidente de la comisión de Hacienda de la Cámara, Manuel Monsalve (PS), quien aclaró que el espacio para eventuales cambios al modelo de AFP es “insuficiente” en el Presupuesto 2017, salvo fortalecer el Pilar Solidario, algo en que todas las bancadas de la NM concuerdan.

Diputados y senadores creen que “a lo menos” se debe aumentar el aporte fiscal desde el actual 0,7% del PIB a un punto porcentual, es decir, de cerca de US$ 1.700 millones a US$ 2.400 millones.

Revise el artículo completo en Diario Financiero.