Elizabeth Holmes, la fundadora y CEO de Theranos, la startup de biotecnológica de US$ 9.000 millones que afirma tener un nuevo enfoque en el análisis de sangre, ha estado en medio de la controversia cuando Wall Street Journal publicó un informe de investigación incendiario sobre la compañía y su tecnología. El documento argumenta que Theranos […]

  • 19 octubre, 2015

Elizabeth-Holmes

Elizabeth Holmes, la fundadora y CEO de Theranos, la startup de biotecnológica de US$ 9.000 millones que afirma tener un nuevo enfoque en el análisis de sangre, ha estado en medio de la controversia cuando Wall Street Journal publicó un informe de investigación incendiario sobre la compañía y su tecnología.

El documento argumenta que Theranos todavía no ha logrado hacer que su propio método “revolucionario” funcione, y que sólo el 10% de los análisis de la compañía están utilizando actualmente su tecnología, mientras que el resto de las pruebas que se llevan a cabo utilizan la tecnología tradicional de análisis de sangre.

Si bien la compañía, que ahora se encuentra bajo presión de los reguladores federales de EEUU, se defendió en un largo comunicado en el que aseguraba que “la historia del WJS es científicamente errónea y está basada en afirmaciones sin fundamento por parte de ex empleados inexpertos y descontentos”, Holmes tiene un largo camino por recorrer para demostrar que Theranos es la compañía que sus inversionistas esperan que sea.

La semana pasada en la cumbre Forbes Under 30, Holmes señaló que a pesar de que los ataques a su credibilidad han sido difíciles, está agradecida por ellos, ya que fortalecen su determinación. “Seré derribada una y otra vez (…) Iniciaría esta empresa más de 10.000 veces si tuviera que hacerlo”, dijo.

Revise el artículo completo en Diario Financiero.