Pasar muchas horas frente al computador o encerrado en la oficina no quiere decir que se esté trabajando y siendo productivo al 100%. De hecho, ese es un modelo obsoleto que las empresas deberían eliminar para dar paso a las verdaderas formas de hacer que un empleado sea productivo de la mejor manera. La productividad […]

  • 30 mayo, 2016

trabajo_elcomercio

Pasar muchas horas frente al computador o encerrado en la oficina no quiere decir que se esté trabajando y siendo productivo al 100%. De hecho, ese es un modelo obsoleto que las empresas deberían eliminar para dar paso a las verdaderas formas de hacer que un empleado sea productivo de la mejor manera.

La productividad laboral se puede mejorar a través de varios recursos, ya que es uno de los factores más importantes por el que las empresas están apostando, especialmente las lideradas por personas más jóvenes.

A continuación presentamos cuatro maneras de aumentar la productividad laboral y tener empleados contentos.

  • Flexibilidad horaria

Poder conjugar la vida familiar y laboral hace que los trabajadores se sientan más satisfechos y tengan menos estrés, lo que significa que el tiempo que pasan en la oficina lo hacen de mejor gana, rindiendo más y mejor.

  • Tener zonas comunes para fomentar la creatividad en grupo

Estos son espacios polivalentes en los que se puede descansar, conversar y también trabajar en equipo o de manera individual en un ambiente alejado del típico puesto de trabajo único en el que se está aislado de los demás.

  • Lugares de servicio para hacer vida en la oficina

Habrá algunos empleados que querrán pasar más tiempo en la oficina que el que les corresponde, quizás porque viven demasiado lejos y quieren evitar la hora punta o para adelantar algún proyecto pendiente, o cualquier otra razón, por lo que la empresa debe proporcionarles espacios en los que puedan comer o calentar su comida, descansar un rato o desconectar unos momentos para volver al trabajo.

  • Salas de formación para retener el talento

Los empleados que reciben formación específica son capaces de enfrentar con los recursos adecuados a los retos que presenta la empresa, y además convence a los mejores a quedarse porque se les da la oportunidad de seguir aprendiendo y creciendo.

Revise el artículo completo en Entrepreneur.