Esta semana se conoció públicamente el comienzo de un proceso formal para vender o arrendar el edificio de Bellavista 0990, una decisión que la timonel de TVN ha promovido desde su nombramiento como líder de esa mesa en diciembre y la cual el directorio ratificó en dos ocasiones. En la red estatal aseguran que Holuigue “es mucho más que la cabeza del directorio, ella es más bien una presidenta ejecutiva de TVN”.

  • 19 junio, 2020

La información comenzó a circular el martes por la noche: la prensa publicaría al día siguiente que la corredora de propiedades Colliers iniciaba un proceso formal para vender el edificio de TVN. La sorpresa y el nerviosismo cundió entre los trabajadores de la señal estatal que hasta entonces contemplaban ese escenario como una posibilidad muy lejana. “Esa noche los distintos WhatsApp que reúnen a quienes trabajamos en el canal se incendiaron”, reconoce uno de esos profesionales.

No fue hasta el miércoles en la mañana que la comunidad de TVN pudo respirar más tranquila. A las 11:00 AM, su director ejecutivo, Francisco Guijón, envió una comunicación interna a todos sus trabajadores con el siguiente asunto: “Sobre la venta o arriendo de nuestro edificio”. Allí aclaraba que “no hay intención de cierre del canal, sino que darle viabilidad” y luego anunciaba: “Dado las consultas, los invito a una reunión por Google Meet para resolver cualquier duda a las 16:30 hrs.”

Guijón ha sido el encargado de dar las explicaciones dentro de la señal pública, no obstante, en los pasillos de Bellavista 0990 aseguran que es la presidenta del directorio, Anita Holuigue, quien lleva las riendas de esta operación, así como de casi todas las hebras que se mueven en ese canal. “Ella es quien realmente manda,” es una frase que se repite entre los trabajadores del canal. “Desde que asumió, Anita es mucho más que la cabeza del directorio, ella es más bien una presidenta ejecutiva de TVN”, añade un importante funcionario de la red.

Otro profesional agrega que la ex líder de las radios del grupo Copesa participa activamente en las diversas áreas de la empresa. “Está arriba de las finanzas, se interesa en los contenidos y la programación, también en el área de prensa y el matinal. Hace sugerencias, entrega recomendaciones y, claro viniendo de ella, esas propuestas tienen mucho peso y resonancia en cada departamento”.

Todo bajo control

Anita Holuigue aterrizó en la mesa de TVN en abril de 2018. Desde un comienzo, aseguran en ese directorio, que ella asumió el liderazgo en el tema económico. De hecho, fue quien encabezó el comité de finanzas y junto al entonces director ejecutivo del canal, Jaime de Aguirre, confeccionaron el plan de negocios para viabilizar económicamente a la estación ese año. “Se comprometió bastante con esa tarea y llegaba a las reuniones con mucha información, conocía los flujos de caja, las cuotas de los créditos, las problemáticas en la gestión, sabía mucho más al respecto que todo el resto de los directores”, asegura una persona que le tocó asistir a esos encuentros.

Quienes conocen bien a Holuigue aseguran que la proactividad y vocación de liderazgo son parte esencial de su personalidad. “En TVN ha tomado el mando y las directrices, es muy de “hacer” y pragmática”, agrega otro profesional consultado por Capital. Rasgos que, coinciden en el canal público, se notan con más fuerza desde que asumió la presidencia del directorio en diciembre del 2019, convirtiéndose de paso en la primera mujer en ocupar ese sillón. “Le queda mucho mejor este rol que el de directora: antes se metía en cosas que no eran parte de sus atribuciones, pero ahora sí le corresponde tener el control más fino de las situaciones”, agrega un antiguo participante de esa mesa.

En su casa desde que comenzó la crisis sanitaria por el coronavirus, Holuigue preside los directorios de TVN jueves por medio a partir de las 14:00 hrs a través de Google Meet. En ellos, además de la tradicional tabla donde se conversan distintos temas relacionados al canal como balances, resultados, programación y digital, la economista de la UC ha incorporado una nueva dinámica: invita en cada sesión a presentar a uno o dos gerentes. La idea es que los ejecutivos conozcan a los directores y viceversa, así están todos en línea y al tanto de las diversas acciones que se toman.

Mantiene comunicación diaria con Guijón, también con los jefes de las distintas áreas, así como con la directora de prensa, Marcela Abusleme, y el director de programación, José Antonio Edwards.

Convencida de que el canal público debe tener un departamento de prensa potente, Holuigue ha apoyado con fuerza los cambios introducidos por Abusleme, como el nuevo espacio que chequea fake news, a cargo del periodista Daniel Silva, y una renovada puesta en escena. En la red estatal están contentos porque durante las últimas dos semanas su noticiero central le ha ganando a T13. Además, su rating comercial está subiendo y el Canal 24 Horas se ha consolidado como el número 1 del cable.

En términos editoriales, en su círculo cercano establecen que está preocupada por mantener los equilibrios políticos y asegurar el pluralismo. “Estado Nacional, por ejemplo, hoy se transmite en horario prime y es bien evidente que hay criterios de “cuoteo” en términos ideológicos. Aunque no se llega al cronómetro, como en los tiempos de Cortázar es clarísimo que ahí existe una preocupación especial”, asegura un cercano a la mujer fuerte de TVN. Un profesional de prensa va más allá: “Las presiones políticas aquí han existido siempre, pero igual que en cualquier otro medio de comunicación”.

En la misma línea, en TVN aseguran que le da mucha autonomía a Marcela Abusleme y que tienen buena relación entre ellas, aunque ambas son de carácter fuerte. Con todo, han tenido algunas diferencias, un periodista de ese departamento cuenta la más reciente: “uno de estos episodios ocurrió el lunes recién pasado cuando el nuevo ministro de Salud, Enrique Paris, fue interpelado violentamente por una mujer en una visita al Hospital San José. A Holuigue le pareció excesivo que la imagen fuera retransmitida más de cuatro veces por la señal estatal, sobre todo cuando se trataba de un funcionario que estaba recién asumido y los descargos que se le hacían no eran de su responsabilidad. Abusleme, en tanto, estimó que el episodio tenía carácter de hecho noticioso relevante y por lo tanto merecía esa exposición”.

En cuanto a su relación con los equipos y sindicatos, en TVN reconocen que pese a su pragmatismo a la hora de recortar gastos -lo que se han traducido en rebajas de sueldos y más de un centenar de despidos en lo que va de este año-, Holuigue tiene un trato afable y de puertas abiertas. “La relación es compleja, porque obviamente con todo lo que hemos vivido en los últimos años los equipos están muy golpeados, pero por otro lado también es cierto que ella siempre está dispuesta a conversar y a escuchar las distintas posiciones, además se da tiempo para explicar el porqué de sus decisiones”, dice un periodista de la cadena.

La mano de Holuigue

El sello de pragmatismo de Anita Holuigue ha quedado estampado en la decisión del canal de iniciar un proceso formal para vender su emblemático edificio en US$ 87 millones. Así, una de las primeras decisiones que se tomaron cuando ella asumió la presidencia de TVN en diciembre fue justamente mandatar un proceso para rentabilizar el inmueble ya sea a través del arriendo o la enajenación. La decisión fue aprobada entonces de forma unánime por el directorio y en enero de este año, la empresaria sociabilizó esta determinación en una entrevista en La Tercera. Allí aseguró que la mantención del edificio no se justificaba para nada y que “se le entregó a Colliers un mandato para la venta o el arriendo de uno de los dos edificios”.

Es más, un abogado que conoce bien la institución asegura que el plan de vender el edificio ronda desde al menos noviembre del 2018, cuando Orrego aún presidía TVN. En esa época se exploraron varias empresas de corretaje para que llevaran a cabo el proceso, entre ellas Collieres, CBRE y JFK y Asociados. En esa época se consideró también, dice la misma persona, enajenar bienes raíces que el canal tiene en regiones. Hoy, sin embargo, ese plan no sigue en pie.

“Con todo, se necesito la decisión y la mano de Holuigue para concretar esta idea”, dicen desde Bellavista 0990. De hecho, meses antes, cuando era aún directora fue la gran impulsora de un plan de arriendo de algunas áreas del recinto de Bellavista para realizar eventos. De hecho, se alcanzaron a realizar algunos en sus patios a fines del 2019 y a comienzos de 2020. En la misma línea, se alquiló uno de sus subterráneos (- 4) a la Clínica Santa María para estacionamientos.

Ahora, y pese a la aprobación dada meses atrás, hoy en el directorio hay miradas contrapuestas. Nivia Palma a través de Twitter dijo que “En contexto de enorme dificultad económica @TVN, para su sustentabilidad, se resolvió explorar arriendo/venta inmueble Bellavista, quedando en Directorio decisión 1 año después somos sorprendidas x noticias venta. Con @DelpianoAdriana no apoyamos venta inmueble emblemático, sí arriendo”. En el entorno de Holuigue aseguran que no van a polemizar, pero dejan en claro que en marzo la decisión de diciembre fue ratificada una vez más por la mesa, lo que está en acta. Asimismo, explican que no hay nada que temer, pues el directorio estableció una cláusula que le permite rechazar la oferta final que les haga Colliers si no logra convencer a la mayoría del directorio.

Para entregar los detalles del proceso, el miércoles se realizaron dos reuniones con los trabajadores del canal público. Una general a las 16:30 liderada por Guijón y a la cual se conectaron cerca de 100 personas a través de Google Meet. “En el fondo nos explicaron que el edificio es un elefante blanco que se construyó cuando en TVN trabajaban más de 1500 personas y hoy no llegamos a 650, con costos altísimos -$ 2.600 millones se gastan solo en mantención del inmueble- y simplemente este esquema no estaba funcionando. Además, nos comunicaron que hay plazo para recibir ofertas hasta septiembre y que todavía no hay nada concreto sobre la mesa”, cuenta uno de los asistentes a esa telereunión.

La otra reunión fue más acotada y se realizó una hora antes. Fue dirigida especialmente al departamento de prensa. La palabra la tomó en primer lugar Marcela Abusleme, quien le dio paso luego a Guijón para que entregara los detalles del mandato a Colliers. “En general, nos dijo que se hará un análisis con todas las alternativas para maximizar el valor y que eso es parte de la responsabilidad como empresa pública. Agregó que se podrá rechazar o aceptar la decisión y que tomará varios meses el proceso. Nos aseguró que nos irían avisando las decisiones”, agrega un periodista.

Además, en ambas instancias se explicó que esta idea no es nueva y que muchas compañías ya la han tomado, por ejemplo, en Estados Unidos lo hizo Discovey y que lo importante es hacer televisión con mayor flexibilidad y acorde a los tiempos que corren.

Por su parte, Holuigue durante esta semana ha insistido en que este plan no es el primer paso en el camino a una privatización o el cierre de la estación, como algunos han insinuado, y que, por el contrario, la idea es justamente viabilizar la operación para sacarla adelante y comenzar una segunda etapa con las finanzas estabilizadas que les permita en adelante poner las energías en una nueva parrilla con acento en la producción nacional.