Un nuevo atentado terrorista remece a Francia. El día de ayer, terminando los festejos del día nacional del país, un camión atropelló a una multitud de personas en Niza. Según la última cifra entregada por el gobierno francés, 84 serían los fallecidos y habría un centenar de heridos, 18 de ellos en estado crítico. El […]

  • 15 julio, 2016

Atentado-niza_AFP_LaVanguardia-Web

Un nuevo atentado terrorista remece a Francia. El día de ayer, terminando los festejos del día nacional del país, un camión atropelló a una multitud de personas en Niza. Según la última cifra entregada por el gobierno francés, 84 serían los fallecidos y habría un centenar de heridos, 18 de ellos en estado crítico.

El camión atropelló a grupos de congregados para ver los fuegos artificiales a lo largo de casi dos kilómetros. El conductor fue abatido por disparos de la policía. El Ministerio del Interior ha identificado al atacante como un francés de origen tunecino de 31 años, conductor de camiones.

En una comparecencia esta madrugada, el presidente francés, François Hollande, ha señalado que “no se puede negar el carácter terrorista del ataque”. “Toda Francia está bajo la amenaza del terrorismo islamista”, agregó, tras haberlo sufrido en París el año pasado, señaló Hollande, en una clara alusión al posible carácter yihadista del ataque de Niza.

Los vídeos difundidos por los medios mostraban la violencia del ataque, con decenas de cuerpos tirados por los suelos, que a muchos testigos les recordaban las tremendas imágenes, todavía recientes, de los atentados yihadistas de noviembre en París.

El presidente francés, François Hollande, prolongará el estado de emergencia, que debía expirar el próximo 26 de julio, tres meses más, y lo someterá al voto del Parlamento de aquí a la semana que viene, según ha anunciado en un discurso a la nación esta madrugada.