El Festival de Publicidad de Cannes es la oportunidad perfecta para conversar cara a cara con los principales compradores de medios y aquellos posibles anunciantes. Pero al parecer la CEO de Yahoo no entendió la importancia del evento. Y es que [tweetable]Marissa Mayer se quedó dormida y dejó plantados a ejecutivos publicitarios de importantes empresas[/tweetable] […]

  • 28 junio, 2014

marissa

El Festival de Publicidad de Cannes es la oportunidad perfecta para conversar cara a cara con los principales compradores de medios y aquellos posibles anunciantes.

Pero al parecer la CEO de Yahoo no entendió la importancia del evento.

Y es que [tweetable]Marissa Mayer se quedó dormida y dejó plantados a ejecutivos publicitarios de importantes empresas[/tweetable] como Mondelez International, la cervecera MillerCoors y el fabricante de yogur griego Chobani. La cena privada fue organizada por Interpublic Group para conocer las novedades que trae Yahoo para los próximos meses.

Sin embargo, Mayer llegó dos horas tarde a la cita en el elegante restaurante L’Oasis y muchos de los asistentes ya se habían retirado del lugar, incluyendo al presidente ejecutivo de IPG, Michael Roth.

Uno de los asistentes declaró molesto quede haber sido una reunión para inversores o una posible adquisición nadie de su equipo habría dudado en despertarla y que esta “es otra ocasión donde demuestra que no comprende cuál es el valor de los clientes, de la campañas publicitarias o de las agencias”.

Mayer tiene clarísimo que las esperanzas de aumentar el rendimiento de Yahoo depende de la mejora en las relaciones de la compañía con los vendedores.

Revise el artículo completo en The Wall Street Journal