A dos abogados expertos en fraude y delitos de “cuello blanco” –uno de los cuales fue fiscal general y otro que asesoró el guion de una película de terror– reclutó el empresario viñatero chileno Agustín Huneeus Quesney (53) para defenderse de las acusaciones de pagar sobornos para que una de sus hijas fuera aceptada en […]

  • 11 abril, 2019

A dos abogados expertos en fraude y delitos de “cuello blanco” –uno de los cuales fue fiscal general y otro que asesoró el guion de una película de terror– reclutó el empresario viñatero chileno Agustín Huneeus Quesney (53) para defenderse de las acusaciones de pagar sobornos para que una de sus hijas fuera aceptada en la Universidad del Sur de California (USC).

Se trata de Jeremy M. Sternberg, del estudio Holland & Knight yeremy M. Sternberg, de Farella Braun & Martel.

El primero recibió su título de abogado en la Universidad George Washington en 1990 y fue fiscal federal en la Unidad de Delitos Económicos de la Oficina del Fiscal de Estados Unidos en Boston. También fue asistente legal de un juez en Alabama y en 2013 se unió a la multinacional de abogados Holland & Knight LLP, especializándose en delitos de cuello blanco y atención médica

Jeremy M. Sternberg se ocupó de esos temas durante sus 10 años como fiscal, manejando varios casos civiles y penales de fraude en delitos económicos y operaciones con información privilegiada. El profesional también se desempeñó en la Unidad de Fraude de Atención Médica, materia de la cual es profesor adjunto en la Facultad de Derecho de la Northeastern University.

En tanto, William P. Keane es abogado de Berkeley (1982) y doctor en derecho del Hastings College of the Law de la Universidad de California (1986). Concentra su práctica de litigio en casos de cuello blanco e investigaciones internas, con más de treinta años de experiencia. Ha sido asistente del fiscal de California y según la página web de su estudio, Farella Braun + Martel LLP, ha seguido investigaciones de fraude y lavado de dinero, entre otros.

“Antes de unirse a Farella, Bill fue asistente de la Oficina del Fiscal de los Estados Unidos para el Distrito Norte de California. Esta experiencia le proporcionó una base inestimable y exhaustiva en dos capacidades esenciales para los abogados litigantes, particularmente aquellos involucrados en procesos penales: amplia experiencia en la corte, y un profundo entendimiento de cómo piensan y trabajan los fiscales”, dice en la página web del estudio.

En su descripción, figuran apariciones como analista legal para programas de TV en California, así como una asesoría legal y judicial para la película independiente The Skeptic (2009), que trata sobre un abogado que hereda una casa embrujada.

Esta semana, Huneeus aceptó declararse culpable del pago de 300 mil dólares para adulterar la prueba de ingreso de su hija la Universidad del Sur de California, así como sobornar a los encargados de deportes y presentarla como jugadora de waterpolo, en circunstancias de que no lo era.

El pasado 29 de marzo, el empresario viñatero pagó una fianza de 1 millón de dólares en Boston y además de él, hay otros 13 padres involucrados en el mismo escándalo, entre ellos la actriz Felicity Huffman, protagonista de la serie Desperate Housewives.

Los otros nombres de la lista son Gregory y Marcia Abbott, Jane Buckingham, Gordon Caplan, Robert Flaxman, Marjorie Klapper, Stephen Semprevivo, Devin Sloane, Michael Center, Peter Jan Sartorio, y Bruce y Davina Isackson.