El requerimiento presentado por la Fiscalía Nacional Económica (FNE) hace tres semanas, en el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia en contra de Embotelladora Andina y Embonor, por prácticas anticompetitivas –por el cual se pide una multa de 10 millones de dólares para cada una, sería sólo el primer capítulo legal que deberán enfrentar las principales embotelladoras de CocaCola en el país. En el mundo jurídico se comenta que sólo es cosa de tiempo para que las productoras de bebidas “marcas B”; entre ellas, Ship, McCola, Castel, Sorbete Letelier y RcCola, lancen sus dardos contra Andina y Embonor y presenten sus propias demandas en el proceso. Ya estarían armando su artillería legal y contactando a abogados para que los asesoren. Hasta ahora, los estudios que más suenan son Pellegrini & Urrutia y Carey & Cía. Ambas ofi cinas tienen amplia experiencia en temas de competencia. La primera destacó en el Caso Fósforos como representante de Canadá Chemical en contra de la Compañía Chilena de Fósforos y la segunda representó a Phillip Morris contra Chiletabacos. Además, los dos bufetes fueron recientemente destacados en la Global Competition Review por su desempeño en litigios de libre competencia y mercados regulados. En la causa de la FNE contra las embotelladoras, Andina contrató a Claro y Cía. como asesora legal, mientras Embonor cuenta con los servicios de Barros & Errázuriz.

  • 19 mayo, 2011

El requerimiento presentado por la Fiscalía Nacional Económica (FNE) hace tres semanas, en el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia en contra de Embotelladora Andina y Embonor, por prácticas anticompetitivas –por el cual se pide una multa de 10 millones de dólares para cada una, sería sólo el primer capítulo legal que deberán enfrentar las principales embotelladoras de CocaCola en el país.

En el mundo jurídico se comenta que sólo es cosa de tiempo para que las productoras de bebidas “marcas B”; entre ellas, Ship, McCola, Castel, Sorbete Letelier y RcCola, lancen sus dardos contra Andina y Embonor y presenten sus propias demandas en el proceso. Ya estarían armando su artillería legal y contactando a abogados para que los asesoren. Hasta ahora, los estudios que más suenan son Pellegrini & Urrutia y Carey & Cía. Ambas ofi cinas tienen amplia experiencia en temas de competencia. La primera destacó en el Caso Fósforos como representante de Canadá Chemical en contra de la Compañía Chilena de Fósforos y la segunda representó a Phillip Morris contra Chiletabacos. Además, los dos bufetes fueron recientemente destacados en la Global Competition Review por su desempeño en litigios de libre competencia y mercados regulados.

En la causa de la FNE contra las embotelladoras, Andina contrató a Claro y Cía. como asesora legal, mientras Embonor cuenta con los servicios de Barros & Errázuriz.