• Cuánto pesa un MBA en la carrera futura de un ejecutivo y qué recomiendan los cazatalentos
• Qué hay que tener en cuenta a la hora de elegir un programa de postgrado
• Cuáles son las alternativas que ofrecen las universidades chilenas
• Cómo ha sido la experiencia de chilenos que han cursado MBAs fuera del país
• Esto y más, en este especial de MBA 2012.

  • 4 julio, 2012

{mospagebreak}

¿MBA sobrevalorado?

Para algunas empresas, head hunters y ejecutivos, tener un MBA es el umbral desde el cual avanzar hacia una carrera de éxito en el mundo empresarial. Contar con este tipo de instrucción se está transformando en un commodity, algo que si bien es importante, no garantiza la diferenciación ni el éxito. Temas a tener en cuenta a la hora de elegir, por el alto costo que implican y por el tiempo que hay que dedicarles. ¿Qué opinan los expertos? Por María José Necochea.

El MBA se está convirtiendo en un commodity. Si bien hace un tiempo tener una Master in Business Administration (MBA) era un elemento diferenciador importante, cada año hay más candidatos en el mercado con este título bajo el brazo, por lo que ese valor agregado se ha ido perdiendo. Según datos de la Universidad de Harvard, en 2011 había más de 600 mil graduados de MBA en el mundo.

Además, su alto costo –que en las universidades chilenas van desde los 20 mil dólares a los 40 mil dólares–, la demanda de tiempo que requiere y el hecho que no garantice el éxito, pueden son razones más que suficientes para desincentivar a más de uno a la hora de pensar en cursar este tipo de postgrado.

Sin embargo, el panorama no es tan desalentador como parece y tener un MBA podría no ser un commodity para algunos ejecutivos… Siempre y cuando, tengan algo con qué complementarlo.

¿Cuánto aporta un MBA?
Las herramientas que otorga MBA siempre serán un aporte a los ejecutivos. Angélica Hurtado, socia de Grupo Cinco, explica que estos programas se caracterizan por entregar elementos bastantes beneficiosos. “Imparten conocimientos actualizados de múltiples temas de administración y el aprendizaje es sobre la experiencia; permiten el desarrollo de algunas habilidades como el trabajo en equipo, la negociación y el liderazgo; y por último posibilitan ampliar la red de contactos, una importante ventaja para llevar a cabo negocios”, afirma la head hunter.

Otros expertos agregan que proveen una visión más estratégica al profesional y hacen que éste conozca la realidad de cómo funciona una compañía, ya que los MBA son estudios de casos reales.

Por estas y otras herramientas, la mayoría de los cazatalentos coincide en que el MBA siempre será un plus, aunque todos aclaran que es abismante el impacto que pueda tener sobra la carrera de uno u otro ejecutivo. Uno de los factores más relevantes sobre el aporte que generará el MBA en un profesional es la experiencia laboral con que éste cuente.

Por ejemplo, para un ejecutivo que ya tiene los conocimientos básicos sobre gestión y administración de empresas, “hacer un MBA puede ser redundante y no le será un aporte” asevera Alfonso Mujica socio de Spencer Stuart. En cambio “para una persona que tiene una gran experiencia laboral y un cargo importante, el MBA es perfecto” agrega Murilo Arruda, director de Michael Page.

Aunque no se especifica cuánto tiempo debe pasar entre la inserción en el mundo laboral y la realización de un MBA, estudios internacionales –de Europa y Estados Unidos– señalan que el ejecutivo debe ejercer como mínimo cinco años antes de tomar este tipo de especialización para que el postgrado sea un aporte a su trayectoria.

Realidad muy distinta a la de aquellos que estudiaron otra carrera no relacionada con la administración de empresas. Aquí “el MBA es un requisito básico para poder entender la compañía y las distintas funciones” afirma Mujica, quien agrega que en este caso este título “le permitiría ser más productivo y tomar una carrera ascendente en una empresa”.

De commodity a título valorado
El hecho de que el MBA sea un aporte al ejecutivo no significa que bastará para destacar dentro de un grupo de profesionales con las mismas cualidades y calificaciones. Hay factores, definidos tanto por los head hunters como por los directores académicos de estos programas, que son indispensables para transformar el MBA de un commodity a un verdadero plus en la carrera del ejecutivo.

Las cualidades profesionales son uno de ellos. Los cazatalentos coinciden en que hoy muchas personas tienen el título, por lo que a la hora de seleccionar a un ejecutivo para un puesto de trabajo el MBA se convierte en un commodity, y lo que realmente tiene peso son otras características que complementan el MBA, como la trayectoria profesional, las actividades extracurriculares y las habilidades blandas.

El lugar en que se realiza el postgrado –los más prestigiosos están en las universidades de Estados Unidos y Europa– es otro factor a tener en cuenta, que en la experiencia de Grupo Cinco, distingue a un graduado de otro. “Un MBA realizado en una escuela de negocios reconocida agrega un elemento de prestigio que es especialmente valorado por las grandes empresas” afirma Angélica Hurtado.

A esto se suma la formación previa. Tal como explicaba Mujica, de Spencer Stuart, añadir un MBA a una carrera que no tenga relación con el mundo empresarial inmediatamente le da un valor agregado al título y al ejecutivo. Y es que “el conocimiento técnico es muy valorado en el mercado” explica Arruda de Michael Page.

Por razones como éstas, Fernando Larraín, director académico de MBA de la Universidad Adolfo Ibáñez, es enfático al aclarar que este postgrado por sí solo bien podría ser un commodity. “Es un programa que entrega habilidades y herramientas, pero depende de cada persona el éxito que tenga” dice el académico.

Larraín agrega que para evitar que el MBA sea un producto básico sin diferenciación es fundamental encontrar un programa que entregue algo especial que luego se transforme en un valor agregado. Por ejemplo, en la UAI “las mallas van de la mano de lo que pide el mercado. Están adaptadas al contexto actual y eso es un valor agregado para los empleadores” explica.

Retorno de la inversión
Lo que es un hecho y está comprobado por distintos estudios internacionales como el de Kathleen Fitzgerald de la University of Chicago Booth School of Business, es que un ejecutivo con MBA, en algún momento de su carrera, obtendrá un retorno de su inversión.

La investigación realizada por Fitzgerald, en la que se analizó el beneficio de un estudiante después de hacer un MBA concluye en que el sueldo podía ascender casi a 1,5 millones de dólares a lo largo de su carrera, estimada en 30 años. Si bien en un comienzo la retribución casi no se percibe, a largo plazo el impacto por MBA en ingresos puede llegar al 900% del dinero invertido.

En Chile, los estudios también hablan de un retorno positivo. Fernando Larraín afirma que, según estudios que han hecho en la UAI, la gente que tiene MBA alcanza mejoras salariales que no son menores. Sin embargo, aclara que siempre “depende de la persona”.

Afirmación a la que se suma Arruda, de Michael Page, quien explica que “actualmente el retorno de la inversión que implica el costo de un MBA se demora en ser percibido, y eso se debe principalmente a que el mercado laboral no hace diferencias significativas en términos monetarios entre un profesional con o sin MBA, sino que además valora otras cualidades”.

Entonces… ¿vale la pena tener un MBA?
Según los expertos, es bueno que un profesional tenga un MBA, ya que le entregará ventajas para competir frente a otros profesionales. Por otro lado, está comprobado que es altamente probable que la inversión sea retribuida a lo largo de la carrera del ejecutivo, siempre y cuando haga las cosas bien.

Por lo mismo, antes de emprender una aventura en un MBA es necesario preguntarse si se tienen los requisitos básicos antes mencionados para hacer que la inversión valga la pena y evitar que el MBA se trasforme en un commodity.

{mospagebreak}

Claves para elegir bien

 

¿En Chile o en el extranjero? ¿Universidad tradicional o privada?… No es fácil decidir qué opción tomar entre tanta oferta de MBAs dando vuelta. Aquí, algunos consejos a tomar en cuenta para no equivocar la decisión.

Pensar a largo plazo.
La inversión, en tiempo y en plata, no es menor, por lo que hay que pensarlo bien antes de elegir qué MBA será el definitivo. Para tomar bien la decisión, los expertos recomiendan pensar a largo plazo, es decir, no acotar el futuro a los dos años que dura el programa sino que alargarlo hasta por lo menos cinco años. En definitiva, preguntarse dónde quiero estar en cinco años más, en qué posición, trabajo, sueldo. Cuando tenga esto claro, ahí recién elija el programa que más le acomode. Investigue bien, hable con profesores, ex alumnos y compare la oferta existente.

Qué método.
¿Casos o teoría? Todas las universidades tienen distintas maneras de enseñar. Desde el estudio de situaciones, charlas de ejecutivos, simulaciones, estudios de casos, análisis o consultorías y debates. El menú es bien variado. Por eso, es clave saber qué método se aplica en cada escuela de negocio para optar por el que le resulte más atractivo. Y, por supuesto, en este análisis saber qué profesores impartirán las clases y quiénes participarán de éstas. También es un punto a tomar en cuenta a la hora de elegir.

Red de contacto.
Es casi un mantra entre las escuelas de negocio: el networking o la red de contactos que se crea entre los compañeros de un mismo curso, ex alumnos y profesores es uno de los principales activos de un MBA. Formar parte de una comunidad de profesionales tiene sus ventajas para enfrentar los desafíos futuros del mundo empresarial y ejecutivo. Por eso, las actividades grupales que se realizan en los centros de estudio, desde sociedades de debate, hasta grupos de pesca con mosca, pueden ser una fuente inagotable de buenos contactos y amigos entrañables de por vida.

Diferenciación.
La oferta se ha ampliado tanto que el clásico MBA ha pasado a tener especializaciones. Incluso, en algunos casos es oportuno preguntarse si realmente lo que está buscando es un programa de administración o si hay otra especialidad que le gustaría desarrollar con más profundidad a través de un master, como finanzas, marketing, recursos humanos, etc. La variedad de programas suma nuevas alternativas cada año. Por eso, es importante conocer bien qué ofrecen y cómo se adaptan a sus necesidades y habilidades.

Tiempo.
Un tema que no debe dejarse de lado es cuánto tiempo está dispuesto a invertir en el MBA. La gran mayoría tiene una extensión de dos años, pero varían en horarios de clases y flexibilidad. Hay algunos que sólo hacen clases durante dos semanas al mes, otros que trabajan mucho a través de plataformas online, alternativas que se concentran los sábados… y así suma y sigue. Así es que es importante tener toda esta información antes de decidir, de manera de poder compatibilizar los estudios de la mejor manera con la familia y el trabajo.

Montos.
Los MBA no son baratos. Pero se trata de una inversión que, con los años, se recupera. Por eso, hay que tener en cuenta que aunque los montos involucrados pueden parecer excesivos, el sacrificio puede tener su recompensa. Para esto, es indispensable elegir el programa que más se acerque a su realidad y a sus pretensiones de ganancias futuras, de manera que pueda pagarlo y no signifique una carga financiera inabarcable. Por eso, vuelva a plantearse en un horizonte de largo plazo y evalúe las posibilidades de que su empleador esté dispuesto a subsidiar parte de su programa.

{mospagebreak}

El mapa local

Cuánto cuesta realizar un MBA, hasta cuándo puedo postular, sus horarios y reconocimientos son sólo algunas de las dudas que surgen entre quienes están evaluando realizar este tipos de postgrados. Aquí, una guía para saber dónde ubicarse en el mapa local. Por Vivian Berdicheski S.

IEDE
Duración: 14 meses.
Precio: $ 10.400.000.
Requisitos: carrera de pregrado con licenciatura y título profesional, carreras afines; experiencia laboral superior a 2 años; prueba de admisión y entrevista personal.
Cupos: 20.
Fechas de postulación: hasta agosto 2012.
Horario: martes y jueves, de 18:30 a 22:30 hrs.
Inicio de clases: octubre 2012.
Acreditación: IS0 900: 2008., Aenor. Iniciándose proceso con AMBA.
Intercambio o reconocimiento internacional: cuenta con un taller especial de Harvard University Extension School. Además, los alumnos pueden optar por realizar una pasantía en el extranjero, pudiendo elegir entre Georgetown University y Shanghai Jiao Tong, además de IEDE Business School.
Antigüedad: 1996.
Sitio web: www.iede.cl

Pontificia Universidad Católica de Chile
Duración: 2 años.
Precio: $17.500.000 e incluye seminario residencial internacional.
Requisitos: poseer el grado de licenciado o título profesional equivalente de una carrera universitaria de cualquier disciplina, otorgado por una universidad chilena o extranjera, experiencia profesional mínima de 3 años y dominio del idioma inglés (especialmente para lectura).
Cupos: 250.
Fechas de postulación: 27 de julio.
Horarios: 2 veces por semana más una sesión de ayudantías o pruebas, con clases dictadas en horario vespertino.
Inicio de clases: marzo y septiembre.
Acreditación: AACSB, EQUIS, CNA (8 años).
Intercambio o reconocimiento internacional: PIM, Eduniversal.
Antigüedad: 1994.
Sitio Web: www.mbauc.cl

Universidad Adolfo Ibáñez
Duración: 1 año.
Precio: UF 800.
Requisitos: título profesional universitario o grado de licenciado en cualquier disciplina, otorgado en Chile o en el extranjero, y experiencia profesional de al menos 6 años.
Cupos: 65.
Horarios: viernes, de 15 a 19:30 hrs. y sábados, de 9 a 13:30 hrs.
Inicio de clases: marzo 2013.
Acreditación: AMBA- Associaton of MBAs- y AACSB- The Association to Advance Collegiate Schools of Business, y CNA – Comisión Nacional de Acreditación.
Intercambio o reconocimiento internacional: cuenta con una alianza junto la Universidad de California de Los Angeles (UCLA) para impartir en forma conjunta The Global Executive MBA for the Americas. Además, tiene convenios de intercambio con 25 universidades de Europa, América y Asia.
Antigüedad: 50 años
Sitio Web: www.uai.cl

Universidad Alberto Hurtado
Duración: 15 meses para ingenieros comerciales y civiles industriales (noviembre a enero el primer año y marzo a diciembre el segundo año); 20 meses para profesionales de otras disciplinas. (mayo a enero el primer año y marzo a diciembre el segundo año).
Precio: UF 350 ingenieros comerciales y civiles industriales; UF 495 otros profesionales.
Requisitos: grado académico de licenciado o profesional equivalente; certificado de notas; dos cartas de recomendación; experiencia laboral mínima de tres años y entrevista con el director del programa.
Cupos: 25 personas.
Fechas de postulación: durante todo el año.
Horario: viernes y sábado de 08:30 a 19:00 hrs. cada tres semanas.
Inicio de clases: versión ingenieros comerciales y civiles industriales, el 15 de noviembre 2012.
Acreditación: en proceso de acreditación internacional.
Intercambio o reconocimiento internacional: el MBA de la Universidad Alberto Hurtado forma parte de la red de más de 400 universidades jesuitas en el mundo. Entre otras, los alumnos realizan cursos e intercambios con Notre Dame University, Georgetown University, Fordhan University y varias otras de similar prestigio.
Antigüedad: 19 años.
Sitio web: www.fen.uahurtado.cl/programas/postgrado/magisteres/mba

Universidad de Chile
Duración: 1 año.
Precio: UF 520.
Requisito: solicitud de admisión, título de ingeniero comercial o civil, 2 cartas de recomendación, curriculum, mínimo 3 años de experiencia laboral y entrevista personal.
Cupos: 50.
Fechas de postulación: desde julio.
Horario: 3 veces a la semana desde las 18:45 a las 21:30 hrs.
Inicio de clases: marzo 2013.
Acreditación: AMBA.
Intercambio o reconocimiento internacional: intercambio George Washington (EEUU), QLU (Panamá), SMU (São Paulo) e ICESI (Colombia).
Antigüedad: 27 años.
Sitio web: www.postgradouchile.cl

Universidad del Desarrollo
Duración: 16 meses.
Precio: 510 UF.
Requisitos: completar solicitud de postulación, licenciatura o título profesional equivalente; curriculum, concentración de notas, test de habilidades, 2 cartas de recomendación e inglés a nivel de lectura.
Cupos: 45.
Fecha de postulación: octubre 2012.
Horarios: viernes y sábados, 8:30 a 21 hrs., domingos 8:30 a 14 hrs (cada 3 semanas).
Inicio de clases: octubre.
Acreditaciones: AMBA (internacional 5 años) Y CNA (nacional 6 años).
Intercambio o reconocimiento internacional: doble grado con Leipzig y Cincinnati.
Antigüedad: 9 años.
Sitio web: http://negocios.udd/mba/

Universidad de los Andes
Duración: 16 meses
Precio: UF 850 (considera Seminario Internacional + Ipad). Postulación: $50 mil.
Requisitos: poseer título profesional; al menos 5 años de experiencia laboral; entrevista y examen de admisión y dominio del inglés.
Cupos: 45 alumnos por promoción.
Fechas de postulación: programa que comienza el 5 de septiembre de 2012: desde el 2 de mayo-al 24 agosto 2012.
Horario: modalidad part time con clases jueves a sábado de 08:30 a 19:00 hrs., cada 3 semanas.
Inicio de clases: el programa del segundo semestre inicia sus clases el 5 de septiembre de 2012.
Acreditación: Association of MBAs (AMBA)
Intercambio o reconocimiento internacional: asistencia a una semana de clases intensiva en una universidad de prestigio internacional; en las últimas ediciones el Seminario Internacional se ha realizado en el IESE, Universidad de Navarra, España.
Antigüedad: 10 años.
Sitio web: www.ese.cl

Universidad de Santiago de Chile
Duración: 3, 5, o 6 trimestres, según modalidad.
Precio: $ 5.500.000.
Requisitos: carrera de pregrado, currículo, entrevista, ficha de postulación y cartas de recomendación.
Cupos: 30.
Fechas de postulación: todo el año.
Horarios: de martes a jueves de 19 a 22 hrs.
Inicio de clases: marzo y junio.
Acreditación: 2 años por la CNA.
Intercambio o reconocimiento internacional: Univ. SUP de CO Montpellier-Francia (Doble titulación). Univ. SUP de CO Reims-Francia (Intercambio). Univ. TEC, Instituto Tecnológico de Monterrey-México (Intercambio).
Antiguedad: 22 años.
Sitio web: www.mbausach.cl

Universidad Diego Portales
Duración: 18 meses.
Precio: UF 350 más UF 75 doble titulación internacional con la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona (opcional).
Requisitos: curriculum, carta de recomendación, carta propósito dirigida a la directora del programa, entrevista personal, experiencia laboral y fotocopia del título profesional legalizado.
Cupos: 45
Fechas de postulación: todo el año.
Horarios: dos formatos. Versión mayo: 2 veces al mes, los días: jueves y viernes de 18 a 22 hrs, sábado de 09 a 18 hrs. Versión octubre: clases todas las semanas, martes y miércoles, de 18 a 22 hrs.
Inicio de clases: los meses de mayo y octubre.
Acreditación: en proceso de acreditación AMBA.
Intercambio o reconocimiento internacional: doble titulación con la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona (UPF).
Antigüedad: 1997.
Sitio web: www.postgradosfee.udp.cl/

Universidad de Valparaíso
Duración: 1 año.
Precio´: 230 UF.
Requisitos: certificado(s) de título(s) o grado(s) legalizados, certificado(s) de notas de pregrado, postítulo y/o postgrado, según corresponda el caso, CV, 2 cartas de presentación y certificado de nacimiento.
Cupos: 30.
Fechas de postulación: octubre de 2012 a marzo de 2013.
Horario: viernes de 19 a 22.45 horas y sábados de 9 a 18 horas.
Inicio de clases: marzo de 2013.
Acreditación: no.
Intercambio o reconocimiento internacional: no.
Antigüedad: 2002.
Sitio web: www.mba-ingcom.ucv.cl

Universidad Gabriela Mistral
Duración: 18 meses.
Precio: UF 450 (Incluye seminario internacional en EEUU, con pasajes y hotel).
Requisitos: licenciado o licenciada en ciencias o tener un grado profesional universitario equivalente, completar solicitud de admisión, entrevista personal, curriculum y carta de referencia.
Cupos: 30.
Fechas de postulación: abril y septiembre de cada año.
Horario: 2 veces por semana más un fin de semana al mes. Clases vespertinas, de 7 a 10 PM, (viernes PM y sábado).
Inicio de clases: 3 de septiembre.
Acreditación: no.
Intercambio: todos los alumnos participan de un seminario internacional con profesores de MIT, en Boston, Massachusetts. (Valor incluido en el costo del MBA).
Antigüedad: 19 años.
Sitio web: www.ugm.cl/mba-ugm

Universidad Mayor
Duración: 18 meses.
Precio: UF 440.
Requisitos: grado de licenciado o título profesional equivalente.
Cupos: 30.
Fecha de postulación: octubre 2012.
Horario: fines de semana.
Inicio de clases: abril 2013.
Acreditación: no.
Intercambio o reconocimiento internacional: no.
Antigüedad: 10 años.
Sitio web: www.umayor.cl

Universidad Santo Tomás
Duración: 1 año.
Precio: $ 4.989.000.
Requisitos: chilenos o extranjeros con posesión de una licenciatura, certificado de licenciatura o título profesional equivalente, dos cartas de recomendación, formulario de postulación, curriculum y al menos 2 años de experiencia laboral.
Cupos: 30.
Fecha de postulación: noviembre 2012.
Horario: lunes, miércoles y viernes, de 19 a 21:50 hrs.
Inicio de clases: mayo 2013.
Acreditación: CNA.
Intercambio o reconocimiento internacional: Guandong University of Foreign Studies (GDUFS), China, y con la Universidad Católica de Ávila, España, obtendrán doble grado de MBA.
Antigüedad: 4 años.
Sitio web: www.mbaust.cl

Universidad Técnica Federico Santa María
Duración: 18 meses.
Precio: $ 8.850.000.
Requisitos: poseer grado de licenciado o estudios equivalentes y 3 años de experiencia profesional.
Cupos: 50.
Fechas de postulación: para ingreso octubre 2012, las postulaciones son hasta septiembre. Para ingreso abril 2013, las postulaciones son de noviembre a marzo.
Horario: un fin de semana al mes. Viernes de 14 a 21 hrs., sábado de 8 a 18:30 hrs. y domingo de 8 a 14:30 hrs.
Inicio de clases: 19 de octubre 2012.
Acreditación: AMBA.
Intercambio o reconocimiento internacional: Doble Graduación con U. de Lleida y U. Politécnica de Cataluña.
Antigüedad: 12 años.
Sitio web: www.mba.usm.cl

{mospagebreak}

Chilenos en las Top 10

En el último ranking mundial de las 10 mejores escuelas de negocios de Financial Times, aparecen 5 norteamericanas, 4 europeas y una China. Como era de esperar, en todas ellas ha estudiado un chileno y aquí nos cuentan su experiencia. Vivian Berdicheski S.; Fotos, Verónica Ortíz.

1 Stanford Graduate School of Business
Axel Christensen. Generación 1994-1996

Director Ejecutivo de BlackRock para Sudamérica
“Stanford cuenta con uno de los mejores programas de MBA del mundo. Ello es el resultado de un prestigioso cuerpo docente (tuve la oportunidad de tener clases con varios premios Nobel en Economía) y de un grupo de alumnos muy talentoso y motivado.

La experiencia educativa está diseñada para privilegiar el aprendizaje y la exploración (incluso en cursos en otras facultades, como Diseño o Educación) por sobre la calificaciones. Las notas son privadas para las empresas que reclutan MBAs en el segundo año, lo que genera un ambiente que privilegia el aprendizaje y la colaboración entre los alumnos.

A la experiencia del programa hay que agregar la del lugar: vivir en el campus de Stanford, en Palo Alto, a poca distancia de San Francisco, también fue parte importante de la experiencia por la buena calidad de vida, tanto para mí como para mi familia. Tuve mucha suerte en el momento en que fui a estudiar a Stanford, pues estaba empezando a florecer la revolución de Internet. Pude ver desde cerca cómo surgieron las primeras empresas puntocom, como Yahoo! o eBay (y después Google). De hecho, conocí muy bien al co-fundador de eBay (fue mi editor en el diario de la escuela), quien hoy es un destacado filántropo y productor de cine en Estados Unidos (Jeff Skoll). Muchos otros compañeros de Stanford siguen participando activamente en la industria de la tecnología, hasta hoy. Tuve la oportunidad de reencontrarme con muchos de ellos el año pasado, al reunirnos para los 15 años de egresados. En esa oportunidad visité la escuela de Negocios en Stanford, totalmente remodelada con la última tecnología, gracias a donaciones de importantes ex alumnos como Phil Knight (fundador de Nike) o Lorenzo Zambrano (accionista principal de Cemex).

Stanford es la mejor opción para quienes buscan una experiencia completa en educación, a partir de un programa de estudios muy personalizado, con académicos de nivel mundial y compañeros de estudios de trayectorias diversas. Esta experiencia se desenvuelve en un lugar excepcional, tanto por la belleza del lugar como por ser la capital mundial de la innovación”.


2 Harvard Business School
Alejandro Bascuñán (2002 y 2004)

Gerente General Vitamina
“El MBA de Harvard se caracteriza especialmente por su énfasis en el liderazgo, lo que se refleja en la selección que hace de los candidatos y en el impulso a sus egresados para que generen un impacto relevante en diversos ámbitos de la sociedad. Por esta razón los alumnos del MBA son usualmente personas que han demostrado liderazgo efectivo en diferentes temas. Y es común que estudies finanzas o estrategia de alto nivel con alguien que un par de años antes fue profesor, médico o militar. Y la verdad es que todos terminan realizando grandes aportes a la discusión. Eso, sin duda, enriquece el aprendizaje y permite ampliar la visión de las cosas.

A eso se suman la profundidad y el rigor intelectual del entorno. En el MBA de Harvard la enseñanza se hace a través del método de casos. Es la norma en todos los ramos. Eso fomenta no sólo la aplicabilidad de los conocimientos a circunstancias más reales, sino que permite una discusión intensa y muy valiosa entre los alumnos. Analizar un caso en Harvard –durante el MBA probablemente leímos y analizamos más de 1.000 casos distintos– permite desarrollar la capacidad de debatir, no temerle a nuevas ideas y, en definitiva, a botar paradigmas y a entender que en un análisis debe primar el valor de los argumentos, independientemente de donde provengan. En Harvard nadie le hace el quite a la discusión. Ahí no valen ni la edad, ni la experiencia: sólo las buenas ideas y los argumentos bien fundamentados.

Desde el punto de vista profesional, el MBA me permitió preparar en muy buena forma mis años posteriores en Chile. Allá desarrollé el plan de negocios de Vitamina, y tuve la oportunidad de profundizar el análisis de este proyecto con el apoyo de profesores que son los mejores en el mundo en sus disciplinas. Uno de mis profesores guía, con quien desarrollé el modelo de negocios de Vitamina, fue Jim Heskett, el mayor gurú de todos los tiempos en temas de administración de organizaciones de servicios. Creo que es bien improbable que después de hacer el MBA en Harvard no tengas una transformación en algún aspecto de tu vida profesional. Es la escuela de negocios, con los mejores profesores de todo el mundo en temas de estrategia, administración y liderazgo.

Desde el punto de vista personal, fueron años memorables. Boston es una ciudad maravillosa, un ambiente muy atractivo para combinar el estudio, el deporte y la vida familiar. Además hay una colonia de chilenos estudiando en distintas universidades que hace que los años se te pasen volando, y que puedas volver con grandes amigos y una experiencia inolvidable en el cuerpo”.

 

3 Wharton School
Claudio Engel (1981-1983)

Presidente Empresas Engel
“Partí a Wharton, en 1981, justo cuando la escuela de negocios de la universidad de Pennsylvania cumplía 100 años. Wharton es la escuela de negocios más antigua de Estados Unidos y por sus aulas han pasado ya cerca de 100 chilenos con un promedio de 4 a 5 por año esta última década. Me gradué en 1983, hace casi 30 años, y le he estado agradecido a Wharton desde entonces. Lo más increíble es que los que están empezando su primer semestre en Wharton en septiembre próximo nacieron en 1981…

Primero trabajé en una firma americana, Raychem (hoy Tyco), y luego me uní a la empresa familiar. Esa es una de las grandes gracias de Wharton. Aunque es conocida como la mejor en finanzas, sus enseñanzas de primera en emprendimiento, general management, negocios internacionales y marketing, la convierten en la universidad más completa para las diferentes alternativas de trabajo futuro.

La otra gran experiencia que tuve fue el networking o contactos que se hicieron, tanto en lo social (tenía dos compañeros de departamento, uno austriaco y otro americano; y en un mes más voy al matrimonio del hijo mayor del americano… amistades para toda una vida) como en lo profesional, siendo la generación del 83 uno de grandes nombres en lo internacional.

Wharton fue el primero en tener una visión hacia Latinoamérica y creó en 1994 un Latin American Board que incluye a ex alumnos de la universidad que se reúnen una vez al año, al menos, con el decano Tom Robertson, para revisar la estrategia de la universidad, tanto en Estados Unidos como en el mundo y fijar parámetros de trabajo conjunto. De esas reuniones han surgido importantes ideas, como la posibilidad de que los alumnos de Wharton puedan pedir préstamos para sus estudios en Estados Unidos y pagar un vez titulados. Es decir, Wharton quiere que todos los buenos alumnos puedan acceder a estudiar en esta escuela, a través de créditos y becas parciales. En Chile han sido miembros del Board Cristopher Pettersen y Antonio Cruz y los miembros actuales somos Carlo Solari y yo. Con esto devuelvo un granito de arena a lo que la universidad y la experiencia nos dieron. ¡Un verdadero placer de retribución!”


4 London Business School
Javier Zabala (1996-1998)

Senior Manager, Strategy de Accenture
“Fui hace unos meses a la escuela después de unos 7 años y realmente me sorprendió la gran actividad en sus pasillos, plazas y todas sus instalaciones. London Business School ha crecido mucho desde que me gradué en 1998. En esa época éramos 180 por generación, y ya va en 400 para los MBAs. Si a eso se suman los MIFs (que deben ser unos 120 por año) más los Master in Management, los Sloan Leadership Program y todos los programas ejecutivos, la escuela debe tener una población flotante de casi 1.500 alumnos, y realmente se nota.

LBS ha crecido porque se ha adaptado a los tiempos, agregando a las capacidades de management las de emprendimiento. Estando en el centro de los negocios de Europa, uno está a un par de estaciones de “Tube” de los grandes empleadores y de los grandes financistas. Es por eso que muchos alumnos entran con un proyecto en mente y usan el MBA como incubadora para detallar y mejorar el plan de negocios y para acercarse a private equities o aliados para lanzar sus ideas durante, o al final del proyecto. Además, el curso es modular y se puede terminar en 21, 18 o hasta en 15 meses.

La vida de estudiantes es magnífica, no sólo por la locación, sino porque el 80% del alumnado no es anglo-parlante. Los estudiantes arman interests clubs y se van apoyando con sus ganas de hacer cosas académicas y de relajo. Por ejemplo, los interesados en finanzas invitan a speakers super seniors (como el presidente del Banco Central de allá), y organizan giras de estudio a Nueva York o a Hong Kong para generar redes de contactos y conseguir trabajo.

Algunos arman también sailing clubs, para aprender a navegar en el Támesis, y al final de curso forman una flotilla de yates y se van en grupos a Croacia o la Costa Azul al final de clases, como yo lo hice.

El Alumni Club en Chile ya va por los 120 miembros. Cuando yo llegué en 1996 creo que fui como el quinto chileno en ir, e íbamos de a uno o dos por año. Pero como la clase general ha crecido, y a los chilenos les atrae mucho Europa, el grupo se ha expandido a 8-12 alumnos por año (entre MBA, MIF y los programas cortos de ejecutivos).”

 

5 Columbia Bussines School
Miguel Schloss (1968)

Presidente de SurInvest & Dalberg Global
“Las diversas escuelas de negocios en Estados Unidos tienen características y personalidades propias. Como otras entidades de primera línea, Columbia School of Business enfatiza la excelencia y prefiere no crecer. Pero, por otro lado, se diferencia de otras por su anclaje estratégico en Nueva York, y con ello su fuerte entorno cosmopolita, orientación globalizada y enfoque militantemente práctico.

La mayor parte de su profesorado está constituido por profesionales que comparte su tiempo entre en el mundo académico y las altas gerencias de empresas en Wall Street o entidades gubernamentales. Es fácil encontrarse con gente como el Premio Nobel de Economía, J. Stiglitz o J. Chazen, el fundador de Liz Clairborne, y entablar conversaciones sobre sus experiencias y cómo se deriva la teoría detrás de sus éxitos. Por ello, además de tener sólidos anclajes académicos, la orientación de discusiones y trabajos en los cursos están fuertemente orientados a la utilización de metodologías como andamiajes para analizar problemas y diseñar soluciones.

El alumnado, que proviene literalmente de alrededor de todo el mundo, es altamente selecto y diverso, con gente proveniente de carreras técnicas, económicas y de diversa índole, lo que permite “triangular” los problemas, mirarlos desde diversos ángulos, lo que facilita a los estudiantes a entenderse en la diversidad de puntos de vista, profesiones, nacionalidades etc.

Si bien los estándares son muy exigentes, hay gran flexibilidad y un programa con muchas opciones. Cuando llegué a Columbia, mi examen de dominio del inglés mostró que tenía grandes deficiencias y que, por lo tanto, debía comenzar sólo con un curso de orientación cuantitativa y clases intensivas de inglés. Como tenía una beca Fulbright que cubría los gastos de mis estudios y estadía por un año, mi intención era tomar un programa sobrecargado para sacar mi MBA en ese periodo. La idea de nivelar mi inglés con cursos especiales minaba este objetivo. Sin embargo, unos estudiantes israelíes (que tienen un sentido más crítico que el que tenemos en Chile) me instaron a no aceptar el consejo alegando que yo había ganado la beca y ese era mi dinero y mi riesgo. Cuando planteé en Columbia que el examen era deficiente, por cuanto medía mi inglés al segundo día de mi llegada y no mi capacidad de aprender, el argumento fue aceptado y me autorizaron tomar todos los cursos que quisiese. Jamás trabajé tan duro, pero aprendí muchas cosas, incluyendo el valor del trabajo intenso y el escuchar a colegas de otras latitudes, además del ensanche intelectual y cultural que ofrece una ciudad como Nueva York, con sus variados teatros, conciertos, museos, debates, que me han enriquecido de por vida”.

 

6 Insead
Patricio Merello (2007-2008)

Gerente comercial corporativo de Melon S.A.
“Elegí Insead porque estaba entre las Top 10, porque el programa duraba 1 año y porque tenía una fuerte presencia en Asia con su campus en Singapur.

Lo que más destaco de este MBA es la diversidad de los alumnos. Más de 80 nacionalidades conviven en el campus y se genera un ambiente de mucha cercanía con toda la comunidad Insead, desde alumnos, profesores y exalumnos hasta el grupo de partners (señoras/maridos de alumnos).

Hasta hoy día sigo aprovechando el network. Desde ir a visitar empresas y modelos de negocio (la última vez fue en marzo con una visita a España), testear una nueva idea de negocio o hasta recomendaciones de viaje. Siempre hay alguien muy bien informado y contactado en algún lugar del mundo que te relaciona muy cercano como si fueras compañero de clase.

Lo que más me llamó la atención de mi experiencia en esta escuela de negocios fue el curso de Negocios en China, que fue un intensivo de una semana allá, con múltiples reuniones con la comunidad china de Insead, donde te cuentan lo que no aparece en los diarios. Destacable, fueron los clubes como el de emprendimiento, donde me tocó conversar con administradores de fondos de capital de riesgo que tenían historias previas de inversión en Insead y que estaban dispuestos a invertir en nuestras ideas. Finalmente, me encantaba ir a la cafetería del campus y simplemente conversar con algún compañero mientras en paralelo escuchaba los acentos de 3 o 4 idiomas a mi alrededor.

Para mí lo que diferencia a Insead de las demás escuelas de negocios, aparte de su diversidad, son su network con top management a nivel mundial y su fuerte reclutamiento de multinacionales con alta probabilidad de obtener ofertas de trabajo en capitales mundiales de negocios”.

 

7 MIT: Sloan
Soledad Jeria (2007-2009)

Jefa de finanzas de Minera Antucoya
“Mi elección por MIT se basó en dos grandes temas: el primero tiene que ver con la universidad en sí, la calidad académica, la flexibilidad del curriculum, la diversidad de los estudiantes, tanto en la formación académica como sus países natales y, finalmente, el tamaño de las generaciones: 380 alumnos por cada una. Y en segundo término por la ciudad. Partir a estudiar afuera no es sólo una decisión que influye en la parte académica; es vivir fuera de Chile, es relacionarse con culturas distintas, es poder explorar nuevas cosas, es vivir la universidad y la ciudad. En este sentido Boston es increíble, te ofrece miles de cosas para hacer, y además es fácil y segura de descubrir y recorrer.

MIT es una universidad donde no hay límites; como dicen en Estados Unidos, the sky is the limit, lo que uno quiere o está interesado en involucrarse se puede hacer y no hay restricción alguna. Por ejemplo, yo trabajé con profesores en creaciones de casos que se están dando en MIT y en Kellog. Además, a través de un curso del MBA, trabajé 6 meses en una de las empresas del rey de Tailandia que tiene como objetivo erradicar las plantaciones de opio en la frontera con Birmania. La última parte de este trabajo fue en terreno, en Tailandia misma, lo que me permitió estar casi un mes en ese país, conocerlo con una comitiva del rey y aprovechar de ir a otras partes del sudeste asiático, como Camboya y Birmania. Son experiencias que nunca hubiera soñado tener, pero que gracias a estudiar en MIT aparecieron como posibilidades.

Lo último es la red de contactos que se abre al haber estudiado en MIT. Estamos hablando de un network a nivel mundial, muy potente y muy accesible. De hecho, a nivel local, el club de ex alumnos en Chile es muy activo y realizamos desayunos mensualmente, en los que tocamos temas de contingencia, con invitados de relevancia como ministros, empresarios destacados y académicos”.

8 IE Business School
Eliseo Ignacio Gracia Martínez (2011)

Subgerente Relación con Inversionistas de Enjoy
“El mundo globalizado de hoy, sin duda, obliga a elevar los estándares de los ejecutivos en todos los sentidos. El cursar mis estudios de postgrado inserto en un entorno internacional y multicultural, participando en un programa basado en la innovación y el emprendimiento, hicieron que la experiencia fuera un periodo definitivamente enriquecedor, tanto en lo profesional como en lo personal. Es una experiencia de vida extraordinaria en una ciudad fascinante e inolvidable, como es Madrid. Gracias al MBA actualicé y perfeccioné mis conocimientos técnicos y mis habilidades interpersonales, destacando sobre todo la evolución en mi manera de pensar. El MBA de IE Business School cambió mi visión de los negocios, teniendo ahora una mirada más estratégica e integradora. Hoy, transformo los retos y desafíos en oportunidades”.

9 IESE Business School
Rodrigo Corces (1995-1997)

Gerente Experiencia Clientes e Imagen Corporativa de BCI
“A diferencia de lo que pasa hoy, cuando la gente se va a un MBA ya más madura y formada, yo me fui al IESE soltero, tenía 25 años. Había trabajado sólo 3 años y la experiencia fue realmente inolvidable en todos los sentidos. Desde las enseñanzas concretas de administración de empresas, los grandes aprendizajes respecto de la formación integral que te da IESE como uno de sus sellos, y todo lo vivido en una ciudad como Barcelona, con un grupo de compañeros de todas las edades, de todos los continentes y con infinita variedad de experiencias previas, fueron como una especie de viaje de 2 años en el que cada día había algo nuevo, un caso nuevo, una situación de negocios nueva, una conversación distinta o una historia inspiradora que no había oído antes. En resumen, fueron 2 años de haber recibido mucho, de haber madurado en todos los sentidos, lo que me ha servido en muchas instancias de mi vida.

En IESE hay un convencimiento total de que la formación integral es clave para crear líderes que tengan a las personas como parte esencial de su rol; por lo cual es clave que las personas que dirigimos quieran hacer el trabajo que hacen pues los motiva por convencimiento propio, el para qué de su trabajo tiene valor para ellos. Lo segundo es la mirada estratégica. La formación del IESE entrega conocimientos técnicos con fuerte foco en el rol estratégico, tema clave para ser un alto directivo que sea capaz de liderar distintas funciones y además darle siempre una mirada de largo plazo a la empresa. Quienes trabajamos en BCI (somos alrededor 20 los ex alumnos) nos sentimos muy cómodos pues esa enseñanza, tanto de la importancia de las personas como la formación integral como la mirada estratégica del negocio, es justamente el marco en el cual se mueve el banco y es por eso que sentimos una concordancia total. Por último, agregar que el método del caso me parece la mejor forma de ganar experiencia dentro de una sala de clases y de entender las variables relevantes para la toma de decisiones. En IESE vimos 900 casos en los 2 años de estudio. A todo lo anterior se agrega Barcelona, que es una ciudad cultural, activa, alegre, llena de actividades… en fin, un lugar que pone un marco perfecto para una experiencia personal y profesional inolvidable”.

10 Hong Kong UST Business School
Carlos Cornelius (2008-2009)

Senior VP Agency Division en Agunsa
“Académicamente, los cursos y módulos son de primer nivel y están orientados a sacar el máximo rendimiento, tanto a nivel práctico como teórico. Además, valoré mucho los contenidos de cada módulo, ya que teníamos profesores muy profesionales y expertos que vivían realmente lo que nos estaban enseñando. El programa es bastante internacional y muy enfocado en las economías asiáticas, principalmente China, que es hoy el motor del mundo y donde está pasando todo. La experiencia de estudiar en Hong Kong es única e inigualable, tanto académicamente como en lo personal. Una ciudad llena de energía, vitalidad y electrizante en todas sus aristas. Adicionalmente, es de mucho valor el convenio y doble titulación que tiene la universidad con NYU Stern School of Business, en donde cursamos una parte del programa”.