Los bioquímicos chilenos Sebastián Bernales y Sergio Quezada se sumaron a Droia, un fondo de inversiones belga enfocado en el desarrollo de drogas en etapa inicial para tratar enfermedades genéticas. Su objetivo no es sólo buscar empresas dónde poner las fichas, sino también convocar a inversionistas nacionales a participar. Hay al menos seis family office interesados.

  • 26 junio, 2020