Jeff Bezos, cabeza de la firma Blue Origin, consiguió el hito que aún intenta SpaceX de Elon Musk: que su cohete reutilizable aterrice en la Tierra sano y salvo después de un lanzamiento, lo que le convierte en el primer cohete VTOL que ha vuelto del espacio sin problemas. El [tweetable]Blue Origin voló con éxito […]

  • 24 noviembre, 2015

blue-origin

Jeff Bezos, cabeza de la firma Blue Origin, consiguió el hito que aún intenta SpaceX de Elon Musk: que su cohete reutilizable aterrice en la Tierra sano y salvo después de un lanzamiento, lo que le convierte en el primer cohete VTOL que ha vuelto del espacio sin problemas.

El [tweetable]Blue Origin voló con éxito al espacio[/tweetable], llegando a su altitud de prueba prevista: 329,839 pies, unos 100,5 kilómetros, antes de ejecutar un histórico aterrizaje que ha sido grabado para la posteridad y que podéis ver sobre estas líneas.

Este hito, que era el que SpaceX llevaba buscando desde su fundación, ha sido conseguido por Blue Origin sin grandes bombos ni platillos, pero sí con mucha ciencia, innovación y prueba y error.

Revise el artículo completo en The Guardian.