Solo por tener una gran cantidad de dinero en su cuenta del banco, no quiere decir que deba gastar y derrocharlo a lo loco. Ciertas investigaciones y propias experiencias de personas millonarias, demuestran que las personas más ricas del mundo pueden llegar a ser sorpresivamente ahorradoras. Ahora bien, no se debe confundir ahorro con tacañería, […]

  • 29 septiembre, 2015

Bill Gates

Solo por tener una gran cantidad de dinero en su cuenta del banco, no quiere decir que deba gastar y derrocharlo a lo loco. Ciertas investigaciones y propias experiencias de personas millonarias, demuestran que las personas más ricas del mundo pueden llegar a ser sorpresivamente ahorradoras.

Ahora bien, no se debe confundir ahorro con tacañería, ya que hay mucha diferencia entre ambos. Ser cuidadoso con el dinero significa saber utilizar de forma inteligente los fondos con los que se cuenta y saber el valor del dinero.

Estos son algunos [tweetable]hábitos de ahorro de las personas más ricas del mundo[/tweetable] que cualquiera puede adoptar para fortalecer sus finanzas.

1. Aprovechan las ofertas

No por tener mucho dinero no se va a aprovechar un buen precio. De hecho, las personas más ricas usan más cupones de descuento y aprovechan más ofertas que aquellas que ganan menos. El 81% de las personas con gran capacidad económica usa cupones cada mes, y el 54% aprovecha ofertas que encuentra en internet.

2. Viven por debajo de sus posibilidades

Las personas muy ricas saben que deben vivir por debajo de sus capacidades financieras, ya que no ven sus posesiones como un símbolo de estatus, sino que medios para alcanzar otro objetivo. El 74% de las personas millonarias compran su ropa diaria en tiendas como Walmart, mientras que solo el 6% dquiere sus prendas en tiendas de alta gama.

3. Son caritativos

Una de las características más interesantes que las personas ricas tienen en común es su disposición a donar grandes sumas de dinero a causas de caridad. Bill Gates, Warren Buffett, George Soros, Mark Zuckerberg y Michael Bloomberg, entre otros, han entregado grandes porciones de su fortuna a distintas causas e iniciativas en ayuda de las personas o el medio ambiente.

4. Valoran la calidad sobre la cantidad

Los millonarios no son tacaños y ciertamente no están en contra de disfrutar la vida, pero piensan más en sus gastos. Por ejemplo, T. Boone Pickens dijo “No soy avaro, pero me gusta comprar con inteligencia. Tengo un par de pantuflas que todavía uso y que compré en 1957”.

5. No cargan con grandes sumas de dinero

Se descubrió que el 86% de las personas que gastan su dinero en automóviles caros, joyas y aparatos electrónicos son individuos no millonarios tratando de aparentar al comprar marcas de renombre. Las personas millonarias suelen ser más vigilantes con su dinero. Evitan endeudarse y suelen ser más conscientes sobre el manejo que le están dando a su dinero.

Revise el artículo completo en Soy Entrepreneur.