Cuando los computadores empiecen a conspirar contra nosotros, los reguladores deberán ser ágiles.
Por Tim Harford, Financial Times

  • 27 febrero, 2019