Gobierno australiano pone en marcha un programa de forestación hasta 2020 y que podría ayudar a eliminar millones de toneladas de gases de efecto invernadero del ambiente cada año.

  • 22 mayo, 2019

El gobierno australiano se está preparando para plantar mil millones de árboles para cumplir las metas climáticas establecidas por el Acuerdo de París. El proyecto se ejecutará hasta 2050 y tiene el potencial de eliminar más de 16 millones de toneladas de gases de efecto invernadero al año.

De acuerdo con el Sydney Morning Herald, el proyecto costará unos nueve millones de dólares  y  se espera que elimine 18 millones de toneladas de gases de efecto invernadero del ambiente cada año, desde ahora hasta el 2030.

El investigador Thomas Crowther, de ETH Zurich, dijo que la plantación de árboles en todo el mundo podría reducir el dióxido de carbono en la atmósfera, hasta el punto de anular una década de emisiones humanas. Según él, los árboles son las armas más poderosas en la lucha contra el cambio climático.

Crowther declaró a The Independent que mil millones de árboles son sólo un comienzo, comparado a los 1,2 billones de árboles que la Tierra podría soportar. Este proyecto puede, incluso, sustituir otros métodos menos eficientes para la cuestión del cambio climático, como por ejemplo la construcción de turbinas eólicas y las dietas vegetarianas, en opinión del ecologista.

Según el científico, la restauración completa de los bosques es un tanto irreal, pero la plantación de árboles es cada vez más reconocida como una actividad crítica para preservar la vida en la Tierra.