ACHET dijo que lamenta la decisión del Tribunal de Defensa de la Libre Competencia de aprobar los denominados JBA con nueve condiciones.

  • 5 noviembre, 2018

La Asociación Chilena de Empresas de Turismo (ACHET) no se da por vencida. Esto, después que el miércoles el Tribunal de Defensa de la Libre Competencia (TDLC) aprobara con nueve condiciones la fusión de rutas que está proponiendo Latam Airlines con American Airlines para Norteamérica y con IAG –British e Iberia- para Europa.

En la práctica, estos acuerdos –denominados JBA- les permitirá a las empresas coordinarse para fijar precios, itinerarios, oferta de asientos y repartirse las utilidades en esos tramos.

“ACHET lamenta la decisión del TDLC, por cuanto no cabe duda que este acuerdo será sumamente perjudicial para la libre competencia y para la entrada de turistas al país. La alianza aprobada por el TDLC permitirá a estas aerolíneas controlar el 78% del mercado en la ruta desde Chile hacia Norteamérica y el 64% del mercado que une a nuestro país con Europa, autorizando la creación de un cartel totalmente indesafiable, siendo improbable que ingresen nuevos actores que puedan ofrecer competencia real y efectiva”, dijo el gremio.

Agregó que las medidas del TDLC son insuficientes a su juicio, porque además son imposibles de fiscalizar. “No existen medidas de mitigación que realmente puedan evitar dichos riesgos. La única medida es la competencia”, señalaron.

Por eso, avisó que en los próximos días pedirá a la Corte Suprema que se pronuncie al respecto.

“Se está autorizando el cártel más grande que ha existido en la industria aérea y generará serios perjuicios para los consumidores y para el turismo nacional. A partir de hoy Latam, American Airlines, Iberia y British Airways van a fijar juntos los precios de los pasajes a Europa y Norteamérica, así como también sus demás políticas comerciales”, dijo Lorena Arriagada, gerenta de ACHET.