Por: Juan Venegas A los 21 años, el galés John Cale llegó a Nueva York motivado por la música docta y terminó fundando The Velvet Underground, una de las bandas de rock más influyentes de la historia. Desde pequeño sintió una fascinación por los Estados Unidos, en especial por la Gran Manzana, seguro de que […]

  • 1 octubre, 2015

Por: Juan Venegas

John_Cale

A los 21 años, el galés John Cale llegó a Nueva York motivado por la música docta y terminó fundando The Velvet Underground, una de las bandas de rock más influyentes de la historia. Desde pequeño sintió una fascinación por los Estados Unidos, en especial por la Gran Manzana, seguro de que la energía del mundo estaba en esa ciudad. En Garnant, su pueblo natal, escuchaba un programa de radio Luxemburgo que tocaba música norteamericana. Cale también sentía atracción por otros estilos como las sinfonías clásicas y el jazz, pero nada se comparaba con la emoción que encontraba en el rock and roll.

Alto y delgado, de aspecto tímido, Cale era un chico solitario que usaba la música para protegerse del mundo. Prefería el fútbol al rugby, porque así no ponía en riesgo sus manos que ya se tornaban maestras en la ejecución de la viola y el piano. Su padre era un minero del carbón y su madre, una maestra de primaria que fomentó sus primeras aventuras creativas.

Los años en Nueva York fueron una época de fascinación por Allen Ginsberg, Leroy Jones y las películas de Jack Smith, pionero del cine independiente. Su anhelo en esos años era la integración de las artes, algo que conseguirá en su paso por The Velvet y su conexión con el particular mundo de Andy Warhol.

En Lou Reed encontró su alter ego, el pillo callejero que nunca habitó en su piel. Reed apreciaba enormemente a Cale y su presencia inspiró gran parte de las creaciones del neoyorquino hasta su muerte. La amistad entre estos dos genios nace antes de formar la banda. Alojados en un loft de Ludlow Street, un barrio de dealers y prostitutas, pasaban horas hablando de literatura, de sus propias mitologías y de la vida en general. Lou le enseñó a John el significado de la calle y John le enseñó a Lou la disciplina, una mágica amalgama que quedaría plasmada en los Velvet.

Tras los dos primeros discos, Velvet Underground & Nico (1967) y White Light White Heat (1968), la amistad se transformó en una relación competitiva. Cale tenía su propia idea de lo que esperaba hacer con el grupo, pero Reed creaba las palabras y las canciones. A su pesar, debió partir y comenzar un camino en solitario.
Con su salida, Velvet se convirtió en una banda más predecible sin el carácter urgente y nervioso aportado por el galés. Fuera del influjo de Reed, inicia un viaje intenso y amplio, como compositor, arreglador y especialmente como productor de discos fundamentales como Horses, de Patti Smith y los debuts de The Stooges, Modern Lovers y Happy Mondays.

Cale se enfocó primero en apoyar el trabajo de otros y así lo hizo con Nico en su álbum Marble Index (1968), que tenía más que ver con su colaboración con el músico experimental Lamonte Young que con los Velvet. Aún sin una idea clara para dónde ir, en 1970 edita Vintage Violence, su primer LP solista, un disco de corte convencional.

A pesar de sentirse más cómodo en la música instrumental, el aprendizaje alcanzado con Reed en la confección de canciones, hizo que insistiera en este formato en sus siguientes producciones. Alguna vez confesó que envidiaba la facilidad que tenía Lou para encontrar la frase perfecta y anhelaba ser reconocido como cantautor. Así surgen Academy In Peril (1972) y su disco más aclamado, Paris 1919 (1973), en los que realiza un viaje en busca de la originalidad y el éxito en el plano artístico. Y lo logra, a pesar de su propia insatisfacción y la eterna inseguridad que lo ha perseguido desde niño.
Sin una carrera grandilocuente como la de su partner en Velvet, Cale, en su propio estilo, ha forjado uno de los cuerpos de trabajo más diversos que se pueden encontrar en la historia reciente del pop. •••

_____________________________________________________

10 temas escogidos

1. Black Angel’s Death Song  
Velvet Underground & Nico (1967)
Del debut de la banda neoyorquina, éste es uno de los temas con más elementos del avant-garde y refleja la experiencia musical de John Cale con La Monte Young.

2. Venus in Furs
Velvet Underground & Nico (1967) 
Inspirado en la novela del mismo nombre del escritor austriaco Leopold von Sacher-Masoch, por quien se acuña el término sadomasoquismo. Son prominentes los sonidos cacofónicos de la viola de Cale y hacia el final el ataque ruidoso de la guitarra de Reed, con las seis cuerdas afinadas en un mismo tono.

3. The Gift
White Light /White Heat (1968)
Recitada por John Cale y escrita por Lou Reed, es una de las piezas centrales del segundo álbum de los Velvet. Una historia brutalmente cómica, con un sonido afilado y moderno.

4. Gideon’s Bible
Vintage Violence (1970)
Su debut solista no lo dejó satisfecho y lo describió como simplista. Mirado en perspectiva resalta por la inteligencia y la sutileza del pop. Este corte recuerda a The Beach Boys y The Birds.

5. The Endless Pain of Fortune
Paris 1919 (1973)
El tercer álbum de Cale es un clásico con influencias de Brian Wilson. La canción se rige por un ritmo marcial, un piano golpeado y cuerdas épicas que acompañan una melodramática interpretación.

6. Antarctica Starts Here
Paris 1919 (1973)
Inspirada por la película Sunset Boulevard de Billy Wilder. Con su voz en susurros, acompañada de un tibio bajo rítmico y un piano Rhodes, Cale anticipa el space rock de bandas como Air y Spiritualized que surgen a mediados de los noventa.

7. Heartbreak Hotel
Slow Dazzle (1975)
Este cover del tema de Elvis Presley aparece en el quinto álbum de Cale y es considerado una de las mejores versiones de todos los tiempos.

8. Fear is a man’s best friend
Fear (1974)
A Cale siempre le gustó el dicho “el perro es el mejor amigo del hombre” y se le ocurrió reemplazar “hombre” por “miedo”. El tema comienza con un piano estable al que se une la banda completa, para acabar en un alocado final.

9. Hello it’s Me
Songs for Drella (1990)
En 1990, Cale y Reed se reúnen para crear este álbum conceptual en memoria de Andy Warhol. Hello it’s Me es un emotivo diálogo imaginario entre ambos y su gran mentor artístico.

10. Helen of Troy
Helen of Troy (1975)
Su último disco para Island Records, es también su trabajo más arriesgado. El single homónimo resume la cruda energía que cruza todos los cortes.