Si alguien pensó que como ahora votar en las elecciones del país –municipales, presidenciales, de senadores o de diputados– será voluntario se salvará de ser vocal de mesa, se equivoca. La nueva ley electoral seguirá obligando a ejercer esa función.

  • 12 abril, 2012

Si alguien pensó que como ahora votar en las elecciones del país –municipales, presidenciales, de senadores o de diputados– será voluntario se salvará de ser vocal de mesa, se equivoca. La nueva ley electoral seguirá obligando a ejercer esa función.

Si alguien pensó que como ahora votar en las elecciones del país –municipales, presidenciales, de senadores o de diputados– será voluntario se salvará de ser vocal de mesa, se equivoca. La nueva ley electoral seguirá obligando a ejercer esa función.

De hecho, en la elección municipal del 28 de octubre próximo habrá un nuevo llamado, pues sólo quedarán tres vocales de la elección pasada, y se convocará a dos nuevos. Y haciéndose cargo del caos que se produce cada vez que cambian los vocales de mesa, la nueva ley estableció que a partir de la próxima elección presidencial cada 4 años sólo cambiarán tres vocales, quedando siempre dos antiguos.

Así es que si una persona decide no votar, pero le toca ser vocal, tendrá que concurrir al local de votación en forma obligatoria. Si no lo hace, arriesga una multa que puede llegar hasta las 8 UTM. Hay que estar atentos el 6 de octubre: ese día aparecen los listados.