Si todo anda bien, en marzo asumira la presidencia del senado. Algunos han planteado la necesidad de ponerle condiciones. Otros las rechazan de cajon. El punto es que el actuar de Girardi no deja indiferente a nadie.

  • 29 diciembre, 2010

 

Si todo anda bien, en marzo asumira la presidencia del senado. Algunos han planteado la necesidad de ponerle condiciones. Otros las rechazan de cajon. El punto es que el actuar de Girardi no deja indiferente a nadie.


-Senador ¿un buen o mal año para la Concertación?

-Ni bueno ni malo, un año de adaptación, de aprendizaje.

-¿Cuál es el desafío de 2011?

-Como coalición, ser capaces de dejar el siglo XX y anclar los desafíos del siglo XXI, y eso significa ser capaces de construir un proyecto país. No sólo finalizó una era, sino que hay un cambio de civilización. Necesitamos volver a pensar un proyecto desde la ciudadanía, no desde las elites, no desde la burocracia de los partidos ni desde las tecnocracias.

-¿Por qué le ponen condiciones a Girardi para asumir la presidencia del Senado?

-Por falta de debate de ideas por parte de la Concertación. Al no existir espacios no se constituyen confianzas.

-Mejor amigo en el gabinete.

-Rodrigo Hinzpeter.

-¿Y tiene enemigos?

-Al menos ocasionales

-Dicen que la senadora Matthei pisó el palito con su proyecto porque es sólo el principio.

-La derecha conservadora hace rato sufre una progresiva derrota, porque los cambios se producen en la sociedad y es ésta la que toma decisiones en materia valórica.

-¿Cómo fue el primer año del gobierno de la Coalición?

-Todavía no lo podemos evaluar, porque el presupuesto de 2010 fue construido por el gobierno pasado. No tiene un proyecto país.

-¿Y el del presidente Piñera?

-Tuvo un conjunto de situaciones que le permitieron constituir liderazgo, pero ese liderazgo tiene un cierto grado de artificialidad. Creo que, lamentablemente, en este año no pudimos evaluar el liderazgo genuino del presidente Piñera respecto a constituirse en un actor que efectivamente sea capaz de impulsar un cambio.