El exceso de jibia en las costas chilenas hizo que la Pesquera San José, de propiedad de la familia Lecaros Menéndez, viera en esa sobrepoblación una atractiva oportunidad de negocios…

  • 1 noviembre, 2007

El exceso de jibia en las costas chilenas hizo que la Pesquera San José, de propiedad de la familia Lecaros Menéndez, viera en esa sobrepoblación una atractiva oportunidad de negocios...

Nada más raro. El exceso de jibia en las costas chilenas hizo que la Pesquera San José, de propiedad de la familia Lecaros Menéndez, viera en esa sobrepoblación una atractiva oportunidad de negocios. Aunque primero decidieron elaborar harina de pescado, lo que más les atrajo en el último tiempo fue la posibilidad de vender este tipo de calamar gigante en forma de delgadas láminas de filetes congelados. Todo porque en China y Corea son altamente demandados para ser deshilachados y convertidos en una especie de fideos secos, que se comen como snack, acompañando el consumo de cerveza. Habrá que probarlos.