A propósito de crecimiento y desarrollo, el joven abogado y columnista Axel Kaiser lanzó la semana pasada su libro El Chile que viene, donde destapa una cruda visión sobre el magro desempeño económico y político del país.

  • 9 julio, 2008

A propósito de crecimiento y desarrollo, el joven abogado y columnista Axel Kaiser lanzó la semana pasada su libro El Chile que viene, donde destapa una cruda visión sobre el magro desempeño económico y político del país.

El autor describe en la publicación a un país completamente estancado, con síntomas cada vez más frecuentes de decadencia económica, política y social, justo en el umbral del desarrollo soñado desde hace más de una década.

Pone especial énfasis en describir que Chile ha vuelto a ideologizarse, cuestionando la fórmula que nos permitió ser líderes en Latinoamérica. Uno de los aspectos que desmenuza es el rol del Estado, y lo critica por su crecimiento y el irse convirtiendo con los años en un órgano cada vez más ineficiente, corrupto y asistencialista; lo, que según diagnostica, atrofia la capacidad creativa y el espíritu emprendedor de las personas.

Alvaro Bardón, que actuó de presentador del libro, coincidió con los planteamientos del autor, agregando que pese a la diferencia que había logrado el país en la década de los 90 con el resto de la región, hoy día nada lo distingue de sus vecinos. “Estamos volviendo a ser un país más de Latinoamérica. Igual de mediocre que el resto”. Lo peor, subrayó, es que nadie está haciendo nada.