Luego de que la comisión unida de Transportes y Educación del Senado aprobara la semana pasada los cambios al Consejo Nacional de Televisión y creara la figura de un director ejecutivo, además de establecr una mejor remuneración para el directorio, en el gobierno confían que se destrabe de una vez el proyecto y pueda ser ley en no más de dos meses.

  • 24 mayo, 2012

Luego de que la comisión unida de Transportes y Educación del Senado aprobara la semana pasada los cambios al Consejo Nacional de Televisión y creara la figura de un director ejecutivo, además de establecr una mejor remuneración para el directorio, en el gobierno confían que se destrabe de una vez el proyecto y pueda ser ley en no más de dos meses.

En la propia Subtel admiten que la “suma urgencia” con que se tramita desde el año pasado ya no admite respiro. Hay más de 1,5 millón de televisores vendidos con la nueva norma. Sólo ese dato los apura.

El camino no está fácil. Los canales de televisión abierta tienen reparos contra la iniciativa; parlamentarios de oposición han declarado abiertamente que les parece un proyecto “añejo” y los cableoperadores sostienen que va a afectar a su negocio de largo plazo. Pero el subsecretario de Telecomunicaciones, Jorge Atton, confía en que logrará destrabarse. ¿Cómo? “Desintegración vertical”, dice. En la práctica, que un tercero construya la carretera para las redes y que arriende el paso a los canales, lo que disminuiría la inversión que éstos deben realizar. Con eso zanjado y que todos los chilenos tengan acceso a televisión abierta, dar paso a la transmisión consentida que tiene de punta a los canales con los operadores de cable. Habrá que ver cómo sigue la discusión, que lleva ya tres años en el Congreso.