Surfistas de corazón, siempre creyeron que si tenían que comenzar a hacer un negocio juntos debía relacionarse con esta pasión. Fue así como Alejandro Silberstein y Matías Casanova, compañeros de Publicidad en la Universidad del Pacífico, comenzaron a tocar puertas con la idea de hacer una guía de las mejores playas de Chile para desarrollar […]

  • 9 junio, 2009

Surfistas de corazón, siempre creyeron que si tenían que comenzar a hacer un negocio juntos debía relacionarse con esta pasión. Fue así como Alejandro Silberstein y Matías Casanova, compañeros de Publicidad en la Universidad del Pacífico, comenzaron a tocar puertas con la idea de hacer una guía de las mejores playas de Chile para desarrollar este deporte. Sin embargo, no tuvieron éxito.

Estaban comenzando a frustrarse con el asunto de los negocios, cuando una empresa puntocom les planteó la idea de hacer algo en la esfera digital. Así fue como en 2002 desistieron de su idea original y crearon Raya, empresa especializada en marketing digital y que ha ido creciendo año a año. Sin ir más lejos, en 2008 facturaron alrededor de 500 mil dólares y ya suman un portafolio de 250 clientes.

En un mercado donde el concepto de comunidad se vuelve más atractivo, ellos ya tienen terreno recorrido. Han desarrollado campañas en las que los consumidores logran tener una comunicación directa con los productos, además de acotar segmentos que se traducen finalmente en información valiosa para las instituciones. “Lo que nosotros hemos hecho con nuestros clientes es hacerles entender que es mucho mejor llevar a sus consumidores a desarrollar comunidades en redes que ya existen y no en sus sitios web”, explica Casanova.

La clave ha sido tener los ojos bien abiertos a los que se está dando afuera. Luego de visitar varias ferias de tecnología y marketing digital en el exterior, los fundadores de Raya quedaron felices al darse cuenta que estaban siguiendo el camino correcto. Una línea que se potenciará aun más cuando dos de sus miembros representen a Chile en el Cannes Lions, el evento publicitario más importante del mundo.

“Este año queremos seguir creciendo como lo hemos hecho hasta ahora, pero nuestro principal objetivo a corto plazo es generar una alianza estratégica potente que nos permita expandirnos hacia afuera y llevar a cabo varios proyectos que tenemos en mente”, comenta Silberstein.