Revista Capital y Santander GBM presentan una nueva versión del Ranking de las 100 Mejores Empresas para Invertir en Chile. Un informe exclusivo, con las compañías que lideraron en ventas, rentabilidad y creación de valor. Y una mirada interna desde los rostros que lideraron estas exitosas performances.

  • 22 mayo, 2012

 

Revista Capital y Santander GBM presentan una nueva versión del Ranking de las 100 Mejores Empresas para Invertir en Chile. Un informe exclusivo, con las compañías que lideraron en ventas, rentabilidad y creación de valor. Y una mirada interna desde los rostros que lideraron estas exitosas performances.

 

Las ventas no son todo en la vida
EVA
Entrevista Jesús Gómez
Las mejores

{mospagebreak}

 

Las ventas no son todo en la vida

El año pasado trajo varias decepciones. La crisis europea, el caso La Polar, la mayor agitación social y el aumento de costos, por nombrar sólo algunos factores, nublaron las expectativas y provocaron varios aguaceros para los inversionistas. Pero no hay que perder la confianza. Todo indica que el segundo semestre de 2012 vendrá con nuevos bríos. Por Francisco Errandonea, Head of Equity Research Chile de Santander GBM.

El 2011 pintaba para un año excepcional. Luego de la positiva sorpresa que había resultado ser el 2010, con expectativas de crecimiento al alza y una bolsa que había sorprendido a todos rentando nada menos que 37,6%, uno de los mayores retornos en el mundo, lo menos que esperaban los inversionistas era que siguiera la buena racha. Apoyado por el buen escenario de demanda interna, una situación internacional que dejaba de ser relevante y el positivo escenario de precios de las materias primas, todo hacía pensar que el 2011 iba a ser un año de los buenos. Las expectativas decían que la bolsa probablemente iba a rentar menos que el año anterior, pero probablemente por sobre el rendimiento histórico de 12-15%. Sin embargo, con el pasar de los meses todo cambió: la bolsa chilena, medida por el IPSA, tuvo una rentabilidad negativa de 15,2%, siendo uno de los rendimientos más bajos entre los mercados bursátiles emergentes, y en particular latinoamericanos.

El débil rendimiento bursátil de 2011 fue sin lugar a dudas afectado por el cambio en las tendencias, que pasaron del optimismo al negativismo. Lo que en un momento era un problema de Grecia y otros países periféricos, rápidamente se convirtió en una crisis a nivel europeo, que fue haciendo metástasis en otros países del viejo continente. Por el lado interno, la existencia de una serie de eventos corporativos –siendo el caso La Polar probablemente el más emblemático–, junto con un ambiente de mayor agitación social que lo acostumbrado, provocó, sin lugar a dudas, una merma en la confianza de los inversionistas mayor a la importada desde el otro lado del Atlántico.

Sin embargo, fue un año record en colocaciones bursátiles. De acuerdo a nuestras estimaciones, sumando colocaciones secundarias, aumentos de capital e IPOs, se colocaron en el mercado nada menos que 7,5 mil millones de dólares, casi doblando el record del año precedente.

Sumado a lo anterior, producto del aumento en la aversión al riesgo, los inversionistas de menor tamaño, los llamados retail, hicieron la mayor venta histórica de acciones chilenas: nada menos que 946 millones de dólares, deshaciendo gran parte de lo que habían invertido el año anterior (1.261 millones de dólares). Si bien otros inversionistas, principalmente extranjeros, estuvieron en el lado comprador, el balance de flujos de la bolsa chilena era bastante débil.

Pero hay una tercera razón, bastante menos discutida que las otras dos, que explica el bajo rendimiento: los resultados de las empresas. Si retrocedemos en el tiempo y le preguntamos al analista promedio cuál era su expectativa de crecimiento de utilidades para el año 2011, probablemente la respuesta era un alza de entre 10% y 15%. La realidad resultó ser bien distinta, ya que la utilidad de la muestra de empresas incluidas en el Ranking Top 100 elaborado por Santander Global Banking and Markets y Revista Capital, cayó un 22,6%; o un 15,9% si excluimos los casos de CSAV y Empresas La Polar.

Mayores costos
¿Cuál fue el origen de la caída en resultados? Si bien la parte macro se comportó como se esperaba, con el producto creciendo 6,0% impulsado por una demanda interna que creció nada menos que 9,4%, las presiones en costos y gastos fueron mayores que lo esperado. Por ejemplo, las ventas de las empresas, que están apoyadas por el crecimiento de la economía, entre otros temas, crecieron un sólido 11,2%, sorprendiendo incluso al alza. Sin embargo, si uno mira más abajo en el estado de resultados, empieza a ver el efecto que tuvieron variables relacionadas con costos para muchas empresas. El precio del petróleo subió un 6,0% en promedio, los salarios se elevaron en 5,9% en promedio y el costo marginal de generación eléctrica subió en 35%, sólo por nombrar tres impulsores de costos de una parte importante de las compañías nacionales. Por el lado no operacional, la apreciación del peso chileno versus las monedas de los países vecinos, especialmente en los primeros nueve meses del año, junto con una mayor inflación, los mayores impuestos y, en algunos casos, el alza de las tasas de interés flotantes, provocaron que la utilidad cayera en más de 20%. Y si consideramos sólo a aquellas empresas que están entre las 50 más transadas de la bolsa, las ventas suben 12,6% y la utilidad cae un 5%, bien lejos de los números que se habían anticipado.

Cautela para 2012
¿Qué esperamos para 2012? A pesar de que se anticipa un escenario macro más débil que el del año pasado, con la economía creciendo un 4,7%, también creemos que algunas de las presiones de costos no debieran ser tan fuertes como en 2011. Especialmente, considerando que la base de comparación es mucho más alta. Es así como creemos que la utilidad de las empresas chilenas debiera crecer un 12,5% en el año: un mucho mejor soporte para la confianza de los inversionistas.

Sin embargo, esta recuperación no será homogénea en el año. Durante la primera mitad, y como hemos visto en los resultados del primer trimestre, las cifras consolidadas probablemente serán negativas, pero irán recuperándose en la segunda parte del año. Bajo ese escenario, y siempre y cuando la volatilidad importada no siga nublando las noticias, la bolsa debiera tener un año más positivo que el anterior, con el IPSA cerrando cerca de los 4.850 puntos.

Notas metodológicas:
Para llegar al ranking de las 100 empresas más grandes de Chile por sus ventas durante 2011, el departamento de estudios de renta variable de Santander Global Banking and Markets siguió una serie de pasos metodológicos a través de los cuales depurar al máximo la lista final. Las definiciones establecidas se respetaron en forma rigurosa, de manera de no introducir un margen de arbitrariedad en la selección. Esta es la descripción, paso a paso, del procedimiento utilizado.

Lo primero fue tomar los estados de resultados que las empresas chilenas presentaron a diciembre de 2011 a la Superintendencia de Valores y Seguros, a la Superintendencia de Bancos y a algunas bolsas extranjeras. Las cifras utilizadas se encuentran en la norma contable en la que reporta la empresa, ya sean IFRS o la norma chilena. En el caso de las empresas que reportan bajo norma chilena, si una compañía consolidaba sus números, se optó por analizar esos resultados.

Los resultados de las firmas que reportan en dólares fueron convertidos a pesos chilenos, recurriendo al tipo de cambio de cierre de cada periodo en el caso de las cuentas de balance. Por otro lado, en el resto de las cuentas se utilizó el tipo de cambio promedio del año.

Con esta información como materia prima, el equipo de Santander GBM filtró la lista de empresas para llegar a una que minimizara la duplicidad de ingresos. Por ello, se excluyeron de la muestra los conglomerados (entendiéndose como tales los que tienen operaciones en distintos sectores económicos) y holdings (sociedades de inversión con participación directa e indirecta en otras empresas productivas); así como a las filiales de empresas ya incluidas en la muestra.

De esta forma, por pertenecer al grupo de conglomerados y holdings, salieron del ranking central: AntarChile, Campos Chilenos, Almendral, Almendral Telecomunicaciones, Marinsa, Navarino, Quemchi, Sigdo Koppers, Inversiones Aguas Metropolitanas, Compañía Electrometalúrgica, Cristalerías de Chile, Inversiones y Rentas (accionista mayoritario de CCU), Minera Valparaíso (Grupo Matte), Quiñenco, Pacífico V Región, Bicecorp, Grupo Security, Santander Chile Holding, Axxion, Inversiones Southwater, Costanera Sociedad Anónima Comercial e Industrial, Inversiones Electricas del Sur, Sipsa e Invesco.

Del mismo modo, se excluyeron las siguientes filiales: Sociedad Eléctrica Santiago (AES Gener), BCI Corredores de Bolsa (BCI), Corp Group Banking (Corpbanca), Cintac, Siderúrgica Huachipato y Minera del Pacífico (CAP); Viña San Pedro (CCU), Gasco, CGE Distribución, Conafe, Metrogas, Emelectric y Empresas Emel (CGE); Inversiones CMPC, Enap Refinerías, Enap Sipetrol (Enap), Corpesca (Enerva), Pehuenche (Endesa), Endesa y Chilectra (Enersis); Entel PCS Telecomunicaciones, Sodimac (Falabella), Empresas Carozzi (Industrias Alimenticias Carozzi), Inversiones Eléctricas del Sur, Saitec, Agencias Universales e Interoceánica (Naviera); Ripley Chile (Ripley Corp), Plaza Inmobiliaria, Telefónica Móviles Chile (Telefónica Chile) y Soquimich Comercial (SQM).

{mospagebreak}

Y Dios creó a EVA

¿Qué mirar al evaluar una inversión? ¿Las utilidades o la rentabilidad obtenida? Aquí mostramos los sectores que crearon mayor valor durante 2011; es decir, que obtuvieron el mayor retorno sobre la inversión. La minería y las telecomunicaciones reinaron, Mientras el transporte quedó al debe.

No se puede negar: el 2011 no fue bueno para las utilidades de las empresas. Sin embargo, este análisis puede ser demasiado simplista para un inversionista avezado. Para hilar más fino es necesario preguntarse: ¿fueron los resultados buenos en términos absolutos? ¿Se obtuvo un nivel adecuado de retorno para el riesgo asumido? Para responder a estas preguntas, decidimos avanzar un paso más en nuestro análisis de las Top 100 y hacer una medición del retorno sobre la inversión, de manera de poder comparar tal rentabilidad con lo que se considera un nivel adecuado para el nivel de riesgo que se estaba corriendo. Es decir, realizamos un estudio que en finanzas es conocido como EVA o creación de valor.

La principal conclusión es que, pese a que 2011 no fue un año bueno en términos de utilidades, sí se observa que la mayoría de las compañías analizadas está generando retornos sobre el exigido para sus inversiones. Para las 76 empresas no financieras analizadas, el retorno sobre la inversión en promedio fue de 15,6%, que se encuentra por sobre el 9,2% que consideramos adecuado en promedio para esta muestra de empresas. Es más: del total de empresas analizadas, 44 obtuvieron un retorno por sobre el mínimo exigido. Es decir, un 58% generó valor.

La minería sigue siendo el sector ganador. Como ha sido tradición desde la primera edición de este especial (2004), el sector lleva, por lejos, la delantera en retorno sobre la inversión, con un promedio sectorial de 44%, muy por encima del retorno exigido de 11,3% y a varios cuerpos de distancia del sector de telecomunicaciones, que ocupa el segundo lugar con un 27%.

Las compañías mineras chilenas se siguen beneficiando de precios que se mantienen altos; especialmente, aquellas que producen cobre, que ocupan 3 de los 5 primeros lugares. Eso explica porqué, si aislamos al sector minero, el retorno sobre la inversión promedio de las empresas analizadas llega a 9,5%, bastante más cerca del retorno exigido.

En el lado opuesto de la moneda se encuentra el sector transporte, con un retorno sobre la inversión promedio de -3%, muy por debajo del costo de capital. Esta cifra se explica casi totalmente por el mal año del sector naviero. De hecho, al aislar este factor, el sector muestra retornos de 9%, cercanos a su costo de capital.

Por otro lado, entre los sectores que rentaron por debajo de su costo de capital se encuentran aquellos que están en un fuerte proceso de expansión, por lo que las inversiones que han realizado darán sus frutos en los años siguientes. En este sentido destacan la construcción-inmobiliarias (5,2%) y en menor medida el sector retail (8,4%).

Cómo lo hicimos
El EVA es la diferencia entre el retorno sobre la inversión (ROIC) y el costo de financiarla. Para calcular el primero fue necesario, a partir de la información disponible, definir cuáles serían las mediciones del retorno y de la inversión. Para medir el retorno se utilizó el resultado operacional ajustado por impuestos, a lo que se agregó la utilidad neta por las inversiones en empresas relacionadas. Para reconocer la inversión empleada, sumamos el patrimonio, la deuda neta y el interés minoritario, lo que es una buena aproximación del valor de los activos utilizados en la generación del retorno del periodo.

Por otra parte, fue necesario determinar cuál sería el retorno mínimo que se exige a la inversión. Para tal efecto consideramos el promedio ponderado de los costos de financiamiento que tiene la empresa (WACC). Respecto al costo asociado a la deuda, se empleó como tasa de referencia la implícita en los gastos financieros del año, para lo cual se utilizó la deuda total promedio. Para identificar el costo asociado al capital se aplicó el modelo CAPM (Capital Asset Pricing Model), que estima el retorno exigido para cada nivel de riesgo. Para la obtención de los parámetros de este modelo (Ke = Rf + (E(Rm)-Rf)*Beta, donde Rf es la tasa libre de riesgo (E(Rm)-Rf), corresponde a la prima por riesgo de mercado, mientras que el Beta es una medida de riesgo sistemático) se utilizó lo siguiente:

• Betas: para las empresas listadas en la bolsa se obtuvo el Beta de Bloomberg, mientras para las otras se obtuvo utilizando Betas comparables de empresas listadas en bolsas de mercados emergentes.

• Tasa libre de riesgo: se ocupó el promedio anual de las tasas de los BCP a 5 años, recurriendo como fuente a Bloomberg.

• Prima por riesgo de mercado: existen diferentes metodologías para su cálculo, las cuales dan un rango de valores desde 3,9% a 10,6%. En este estudio se recurrió a una cifra de 5,5%, que es la que utiliza el equipo de estudios de Santander GBM en la valoración de empresas.

{mospagebreak}

Hay escasez, pero no ausencia de activos de alta calidad”

Jesús Gómez, head of Global Equity Strategy & Latin Research de Santander GBM, asegura que, pese a la aparente falta de instrumentos seguros en los que invertir, existen compañías y naciones que lo están haciendo muy bien. sobre todo, en lOs países emergentes. Adelanta que en la segunda mitad del año los mercados comenzarán a remontar. Por Fernando Vega

Confiado en el inicio de un periodo de recuperación de los mercados a contar del segundo semestre está Jesús Gómez. El head of Global Equity Strategy & Latin Research de Santander GBM asegura que, una vez despejados todos los ruidos en torno a Europa, los inversionistas volverán a apostar por el riesgo, aliviando la escasez de activos seguros que actualmente existe.

El experto en renta variable sostiene que el desequilibrio financiero provocado por la huida de los inversionistas hacia instrumentos de refugio, como los bonos de países de alta clasificación de riesgo o acciones de sectores más defensivos, está llegando a su fin. Anticipa un lento, pero nuevo periodo de apuestas por mejores rentabilidades. “No se puede esperar que de golpe el inversionista que ha estado comprando bonos alemanes, americanos o suizos empiece a comprar de repente en la parte más cíclica, pero yo creo que poco a poco van a ir subiendo sus niveles de exposición al mercado, los niveles de riesgo, y eso creo que es una jugada de la segunda mitad del año”, anticipa.

Desde Londres, donde participaba en una reunión de gestores de fondos, el estratega sostiene que los inversores siguen teniendo mucho miedo, pese a que mantienen una liquidez elevada.

En las últimas semanas, economistas de diversas entidades han advertido acerca del desequilibrio entre la oferta y la demanda de activos financieros seguros, demandados sobre todo por los fondos soberanos de los países emergentes o por los fondos de pensiones.

La crisis económica, que ha hecho bajar la clasificación de riesgo de casi todos los países europeos y hasta de Estados Unidos, generó de pronto una reducción de los instrumentos de menor riesgo.

Pero según Gómez, tanto el sector público como privado de varios países están en condiciones de producir un volumen suficiente de instrumentos seguros. “Yo creo que desde el punto de vista de los activos, es cierto que hay una mayor escasez de instrumentos de muy alta calidad, pero todavía sigue habiendo. Hay escasez, pero no ausencia. Todavía hay muchas compañías o muchos sectores que lo están haciendo muy bien en la bolsa, por ejemplo”.

-¿Como cuáles?
-Un buen caso es el sector de distribución, como el retail en toda Latinoamérica o incluso más global. Lo mismo pasa en los sectores que se basan más en activos de larga duración, como por ejemplo la infraestructura. Todos esos sectores lo han hecho muy bien en lo que va del año, con lo cual yo diría que es cierto que la prima de riesgo ha ido al alza en el año y ha habido sectores donde eso ha golpeado fuerte, pero no creo que se pueda hacer una extensión a todos. Desde el punto de vista más de la deuda, creo que pasa igual: hay sectores que han sufrido especialmente, como la banca y los países soberanos de una parte de Europa.

-Pero en el caso de la deuda, hasta el FMI se mostró preocupado…
-Si uno mira activos de renta fija, particularmente en bonos soberanos de alta calidad como los de Estados Unidos o Alemania, e incluso en la mayoría de América latina, éstos han tenido un comportamiento muy bueno este año; o sea, yo creo que lo que estamos viendo es una huida hacia la calidad. Y cuando eso ocurre, sí que se selecciona. Pero bueno, yo creo que sigue habiendo activos invertibles, no podemos hablar de que no hay alternativas.

-¿Ese es a su juicio uno de los mayores problemas para salir de la crisis?
-Es un tema relevante. Al final yo creo que cuando uno mira los mercados hay una serie de incertidumbres que en el caso de Europa están más ligadas a la sostenibilidad del euro a largo plazo, y eso sí que es un tema estructural. Cuando uno mira, por ejemplo, a otra área de crecimiento, como Asia, las dudas son de crecimiento, pero yo diría más a corto plazo. Con América latina pasa un poco lo mismo. Estados Unidos está mostrando cifras que están bastante bien y, mirando una parte de Europa a medio plazo, muchas de las medidas que se están tomando son estructurales y muy positivas. Son reformas de un calado que yo no había visto nunca antes. Hay que esperar a que todas estas medidas tengan un impacto mucho mayor y eso se va a producir en los próximos dos, tres o cuatro años.

-¿Cuándo los mercados comenzarán a “leer” positivamente todas estas medidas?
-En el muy corto plazo, de ninguna manera. Porque siguen pesando, y mucho, incertidumbres como la situación de Grecia, España, Italia, Alemana, Francia y Portugal. Por tanto, en el corto plazo la volatilidad va a seguir. Es difícil que veamos al mercado tomando una dirección más marcada. Hay todavía bastantes dudas. Por lo tanto, hay que ser relativamente defensivos y jugar a la seguridad. Pero de cara a la segunda mitad del año, sí que nosotros somos más optimistas de lo que creo que es la media del mercado. Pero si uno mira a largo plazo, hay oportunidades increíbles en el mercado hoy en día.

-¿Por qué son tan optimistas? Desde fuera da la sensación de que Europa se deshace…
-Necesitamos mirar un poco más adelante y no quedarnos simplemente en el ruido del corto plazo, que es lo que está pesando muchísimo. Creemos que en muchas partes ese ruido de corto plazo ya está incorporado al precio de los activos. Los próximos dos meses todavía van a ser bastante difíciles, pero ya estamos en el punto donde se empieza a ver que el potencial alcista es mucho mayor que el potencial bajista.

-¿Cuál será el rol de los países emergentes en esta nueva fase?
-A mediano o largo plazo, claramente los países emergentes son donde hay que estar. En los próximos 10 o 15 años el crecimiento mundial va estar básicamente en esos países, ya sea América latina, Asia emergente o Europa del Este. Y eso va a llevar a que compañías de esos países intenten cada vez más ir a otros emergentes e incluso a algunos desarrollados.

-Sin embargo, a corto plazo, los inversionistas siguen percibiendo que los países emergentes tienen un mayor riesgo asociado…
-Eso fundamentalmente no se puede justificar, porque realmente si uno mira el perfil de riesgo, éste es mucho menor que el de los países desarrollados. Muy a menudo los inversores tienen apetito por aumentar su posición en las compañías de esos países, pero esas compañías tienen free floats muy reducidos. Es necesario aumentar la liquidez de las compañías y que estas empresas sigan expandiendo sus actividades. Hasta el momento, en los últimos años las compañías de mercados emergentes se han concentrado mucho en los mercados locales y, tímidamente, han empezado a expandirse en mercados limítrofes.

{mospagebreak}

Auspicioso debut
Mayor Rentabilidad Bursátil Small Cap:
CFR Pharmaceuticals

Con su apertura en bolsa hace algo más de un año –marzo de 2011– CFR Pharmaceuticals no sólo se convirtió en la primera firma 100% farmacéutica con transacciones bursátiles de la región. También confirmó las expectativas en torno a su debut al convertirse en la empresa de mayor rentabilidad bursátil del año que recién pasó.

De la Botica Italiana fundada en los años 20 por Nicolás Weinstein, y que luego dio paso a Recalcine, la empresa quedó como herencia a la familia Weinstein, que se mantiene hasta ahora a su mando. Hoy la meta es constituirse como la primera farmacéutica latinoamericana que se transforma en una multinacional del rubro.

El foco en mercados emergentes de alto crecimiento y el desarrollo de productos en áreas terapéuticas crónicas y de fuerte demanda son, a juicio del gerente general de la compañía, Alejandro Weinstein, los puntos de apoyo de los buenos resultados 2011.

“CFR es un activo que combina todo el potencial de los mercados farmacéuticos emergentes, que son los de mayor crecimiento del mundo, con el carácter seguro y defensivo de una industria de primera necesidad. Y en que tenemos una matriz de países y áreas terapéuticas muy diversificada. Por otro lado, también influyeron la favorable posición competitiva de la compañía, el fuerte reconocimiento e imagen en la comunidad médica, nuestra cercanía con el mercado y la innovación permanente”, señala Weinstein.

Los ingresos de la empresa crecieron en un 29,8% (490 millones de dólares), con lo que se dio “una combinación de crecimiento orgánico e inorgánico”, recalca el ejecutivo. En el primer grupo están la expansión de los mercados, su mayor participación en ellos y el lanzamiento de nuevos productos, 220 en total, lo que representó un 50% más que el año anterior. En el segundo grupo, explica el ejecutivo, figuran las adquisiciones hechas en el segmento de inyectables, las que se consolidaron este 2011. Entre los principales países en que está presente –Chile, Argentina, Perú, Colombia, Venezuela y Ecuador, entre otros– es en los tres primeros donde se concentran mayoritariamente sus ingresos; siendo Argentina el más relevante, con un 19,6% de éstos.

Varios son los planes de la empresa para seguir en esta senda. El primer desafío es integrar a CFR las empresas adquiridas durante 2011 con los ingresos obtenidos gracias a la apertura en bolsa (alrededor de 500 millones) y que son la vietnamita Domesco y la canadiense Uman Pharma. Mientras la primera genera una sólida base para proyectarse en el Sudeste Asiático (Indonesia, Malasia, Tailandia y Filipinas), la compra en Canadá aporta por sus altos niveles en tecnología y el portafolio de productos que maneja en el área oncológica.

“Hemos preparado a CFR para enfrentar el crecimiento orgánico e inorgánico creando dos grandes áreas de negocio: Specialty Pharma, que concentrará las líneas de Branded Generics de la compañía; y Complex Therapeutics, donde consolidaremos las nuevas líneas de negocio dedicadas a tratamientos más complejos e inyectables”, explica Weinstein.

Para el futuro el plan sigue siendo desarrollar con más fuerza los mercados en que están presentes, el lanzamiento de nuevos productos y seguir focalizados en su plan de expansión internacional.

“Estamos desarrollando un plan de adquisiciones con foco estratégico en mercados emergentes, donde ya somos un jugador de primer nivel, con la trayectoria, el músculo y el know-how para abordar con éxito el crecimiento y desarrollo futuro”, remata el gerente general de la empresa. Por cierto que el crecimiento de la población y el aumento en la expectativa de vida de las personas a nivel global son dos factores que juegan a su favor en este diseño.

 

Aguas Andinas: Mapocho cristalino
Mayor Rentabilidad Bursátil Large Cap:
Aguas Andinas
Dos son las razones que explican los positivos números de esta empresa durante el 2011. La primera tiene directa relación con el dinamismo mostrado por el sector inmobiliario; particularmente, la construcción de viviendas nuevas que, en la práctica, significa una mayor cantidad de clientes. Hoy, Aguas Andinas y sus filiales–Aguas Cordillera, Aguas Manquehue y Essal– atienden a casi 2 millones de personas.

La segunda causa radica, explica Aguas Andinas, en los efectos de la puesta en marcha del proyecto Mapocho Urbano Limpio a comienzos de 2010 y que permitió mejorar hasta en un 87% la cobertura de aguas servidas tratadas. “Esto conllevó la aplicación de la tarifa autorizada para recuperar las inversiones”, explica Felipe Larraín Aspillaga, presidente de la firma.

Dentro de los planes de la compañía para este 2012 está la continuación de con su ambicioso plan de inversiones para terminar con el completo saneamiento de las aguas dentro de la Región Metropolitana, proceso en el que se han invertido 300 millones de dólares. “La ejecución de estas obras permitirá alcanzar durante este año la descontaminación de la totalidad de las aguas servidas de la región, situando a nuestra capital al nivel de las mejores del mundo en este aspecto”, acota Larraín.

Las dificultades no estuvierón ausentes en esta industria, siendo la sequía que afecta gran parte del territorio el mayor dolor de cabeza. A fin de paliar sus efectos, Aguas Andinas puso en marcha una serie de medidas para preservar y aumentar los recursos hídricos. El objetivo es siempre garantizar continuidad y calidad de servicio a los clientes. “Este año seguiremos trabajando para hacer frente al escenario de sequía que supone el comportamiento hídrico hasta la fecha, en el que nuestra empresa se ha implicado desde el primer momento”, destaca Larraín.

En cuanto a los desafíos que se presentan, el presidente de Aguas Andinas precisa que “hoy somos capaces de captar agua cruda, transformarla en agua potable, llevarla hasta los hogares de seis millones de santiaguinos, retirarla después de ser utilizada para depurarla en nuestras plantas, descontaminarla y devolverla a los cauces naturales, aprovechando cada uno de los subproductos que se generan en el proceso”. Entre estos subproductos destacan el biogás, que sirve de energía limpia para la ciudad; los biosólidos, que permiten la recuperación de suelos degradados, y el agua limpia y apta para el riego de predios agrícolas.

“Vemos desafíos importantes para la ciudad, para los cuales nuestro grupo posee vasta experiencia, como son los casos de la gestión de aguas lluvias y del control de riles; ambas, materias de preocupación cuando una ciudad como la nuestra se ve ya al nivel de las grandes capitales mundiales”, agrega el ejecutivo.

Otro hecho destacable, y que el mercado valoró, fue la incorporación a la propiedad de los grupos Luksic y Bethia, luego de que Corfo decidiera vender el 29,9% de su participación en la empresa. Esto implicó que ingresaran al directorio Gonzalo Rojas, gerente general y director de Bethia; Rodrigo Manubens en el cupo de Luksic y Luis Hernán Paul, en representación de las AFP.

os son las razones que explican los positivos números de esta empresa durante el 2011. La primera tiene directa relación con el dinamismo mostrado por el sector inmobiliario; particularmente, la construcción de viviendas nuevas que, en la práctica, significa una mayor cantidad de clientes. Hoy, Aguas Andinas y sus filiales–Aguas Cordillera, Aguas Manquehue y Essal– atienden a casi 2 millones de personas.

La segunda causa radica, explica Aguas Andinas, en los efectos de la puesta en marcha del proyecto Mapocho Urbano Limpio a comienzos de 2010 y que permitió mejorar hasta en un 87% la cobertura de aguas servidas tratadas. “Esto conllevó la aplicación de la tarifa autorizada para recuperar las inversiones”, explica Felipe Larraín Aspillaga, presidente de la firma.

Dentro de los planes de la compañía para este 2012 está la continuación de con su ambicioso plan de inversiones para terminar con el completo saneamiento de las aguas dentro de la Región Metropolitana, proceso en el que se han invertido 300 millones de dólares. “La ejecución de estas obras permitirá alcanzar durante este año la descontaminación de la totalidad de las aguas servidas de la región, situando a nuestra capital al nivel de las mejores del mundo en este aspecto”, acota Larraín.

Las dificultades no estuvierón ausentes en esta industria, siendo la sequía que afecta gran parte del territorio el mayor dolor de cabeza. A fin de paliar sus efectos, Aguas Andinas puso en marcha una serie de medidas para preservar y aumentar los recursos hídricos. El objetivo es siempre garantizar continuidad y calidad de servicio a los clientes. “Este año seguiremos trabajando para hacer frente al escenario de sequía que supone el comportamiento hídrico hasta la fecha, en el que nuestra empresa se ha implicado desde el primer momento”, destaca Larraín.

En cuanto a los desafíos que se presentan, el presidente de Aguas Andinas precisa que “hoy somos capaces de captar agua cruda, transformarla en agua potable, llevarla hasta los hogares de seis millones de santiaguinos, retirarla después de ser utilizada para depurarla en nuestras plantas, descontaminarla y devolverla a los cauces naturales, aprovechando cada uno de los subproductos que se generan en el proceso”. Entre estos subproductos destacan el biogás, que sirve de energía limpia para la ciudad; los biosólidos, que permiten la recuperación de suelos degradados, y el agua limpia y apta para el riego de predios agrícolas.

“Vemos desafíos importantes para la ciudad, para los cuales nuestro grupo posee vasta experiencia, como son los casos de la gestión de aguas lluvias y del control de riles; ambas, materias de preocupación cuando una ciudad como la nuestra se ve ya al nivel de las grandes capitales mundiales”, agrega el ejecutivo.

Otro hecho destacable, y que el mercado valoró, fue la incorporación a la propiedad de los grupos Luksic y Bethia, luego de que Corfo decidiera vender el 29,9% de su participación en la empresa. Esto implicó que ingresaran al directorio Gonzalo Rojas, gerente general y director de Bethia; Rodrigo Manubens en el cupo de Luksic y Luis Hernán Paul, en representación de las AFP.

 

LAN: Nace una estrella
Mayor Volumen Transado Mercado Nacional
Mayor Creación de Valor Sector Transporte:
Lan Airlines
El 2012 será el año en que la historia de la compañía quedará marcada en dos. Y es que entrar al mercado brasileño, producto de la fusión con TAM le permitirá a la nueva firma –Latam– estar presente en un mercado que representa la mitad del tráfico aéreo de Sudamérica. Y eso, para una empresa chilena, son palabras mayores. No es raro entonces que las favorables expectativas que ha generado esta fusión hayan llevado a LAN a tener un destacado desempeño bursátil en 2011.

Muchas cosas han cambiado en Lan desde 1994, cuando los actuales accionistas mayoritarios tomaron el control de la firma. De ser una aerolínea que tenía 13 aviones, que transportaba algo más de un millón de personas al año y que tenía la mayor parte de sus operaciones de pasajeros y carga concentrada en Chile, hoy hablamos de un operador regional que transporta 22,6 millones de personas al año (2011), maneja 149 aviones y ofrece servicios en 5 países (Chile, Perú, Argentina, Ecuador y en 2011 Colombia).

Pese a los buenos augurios que derivan de la fusión con TAM, más los efectos positivos que trajo el fin del proceso de reestructuración en Colombia tras la compra de la firma Aires, las turbulencias de 2011 se hicieron sentir. Los altos precios del combustible (con alzas importantes en la primera mitad del año, producto de la crisis en el Medio Oriente); luego, el terremoto y tsunami en Japón, sumados a los fuertes problemas económicos vividos en Europa y Estados Unidos, no hicieron las cosas fáciles. A todo eso hay que agregar la erupción del volcán Puyehue (Cordón Caulle) en Chile, fenómeno que alteró el tráfico aéreo en parte de Sudamérica como también en la ruta Santiago-Auckland-Sydney.

A pesar del contexto poco auspicioso, el tráfico de pasajeros global creció en un 5,9% en 2011, siendo Latinoamérica la región que lideró este avance, con un 11,3%. El tráfico de carga no fue tan próspero (representa el 27,6% de los ingresos de Lan), pues se contrajo en un 0,7% en el mundo dada su estrecha relación con la actividad económica. En este contexto, la compañía reportó una utilidad neta de 320,2 millones de dólares el año pasado. Sin embargo, la utilidad neta cayó un 23,7% respecto del año anterior. Las causas fundamentales fueron el impacto del proceso de reestructuración de las operaciones en Colombia y los efectos de la erupción del Puyehue.

Pero hoy los ojos están puestos en lo que vendrá este año con la creación de Latam Airlines Group, holding que reunirá a LAN y TAM, las que mantendrán sus respectivas marcas y cuyas operaciones conjuntas sumarán en un inicio más de 300 aviones y cerca de 150 destinos en 23 países; transportará más de 60 millones de pasajeros anuales y moverá casi un millón de toneladas de carga. Latam se convertirá en la mayor aerolínea de Latinoamérica y en una de las tres más grandes del mundo en capitalización bursátil. De hecho, la empresa estima que la nueva compañía aérea tendrá un Ebitda que se moverá entre los 600 y los 700 millones de dólares anuales a partir del cuarto año de operaciones.

Como una roca
Mayor Volumen Transado Mercado Internacional
Mayor Creación de Valor Sector Minería:
Antofagasta PLC
Esperanza, con su entrada en operaciones en 2011, le permitió al holding minero cerrar un año de manera sólida, aumentando a la vez sus niveles de producción y de ganancias. La producción de cobre creció en un 22,9% (640.500 toneladas) y las utilidades netas lo hicieron en un 17,6% (1.237 millones de dólares).

No obstante en la empresa se apuran en precisar que dichos números, pese a ser positivos, son más bajos respecto de sus proyecciones y metas. Pese a que la puesta en marcha de Esperanza, el record en los niveles de producción de Los Pelambres, el inicio de las operaciones en El Mirador (depósito de El Tesoro) y la extensión en el ciclo de vida de Michilla elevaron la cantidad de cobre extraído respecto de 2010, la administración estimó que el ritmo de avance de Esperanza pudo ser mayor. De todas formas, la compañía destaca en su Memoria Anual que con Esperanza funcionando a full durante un año, Antofagasta PLC espera producir 700.000 toneladas de cobre y 280.000 onzas de oro este 2012. La estimación para el molibdeno es de 11.000 toneladas.

Los resultados del año pasado se vieron respaldados por un precio promedio del cobre de 400 centavos la libra, número que contrasta con los 342 centavos del ejercicio anterior. Hoy las inquietudes de la empresa están en dos frentes: la disponibilidad y costo de la energía y el encarecimiento de los proyectos de inversión, tanto operacionales como de desarrollo.

Los planes de inversión que se vienen por delante son claros. Ya está firmado el acuerdo de entendimiento entre Antofagasta Minerals y la japonesa Marubeni (30% de la propiedad) que permitirá dar inicio a la explotación de Antucoya. Con una inversión de 1.700 millones de dólares, se estima que la producción comenzará a mediados de 2014, debiendo alcanzar, en plena producción, 80.000 toneladas de cátodos de cobre por año.

Además, Antofagasta Minerals continúa evaluando nuevas alternativas en Chile y el exterior, contando para ello con un presupuesto 2012 de 300 millones de dólares.

Donde también habrá avances es en los estudios de factibilidad en el Distrito Minero Centinela, Los Pelambres y en las exploraciones de prefactibilidad en Twin Metal en Minnesota, Estados Unidos, donde habría cobre, níquel y platino.

Lo que todavía se mantiene en vilo es el proyecto que la empresa comparte con Barrick Gold en Pakistán para la mina de oro y cobre Tethyan. Hechos los estudios de prospección, el gobierno de la provincia Baluchistán rechazó la entrega de una licencia de explotación. Tras fracasar todas las presentaciones ante el gobierno, este año la empresa llevó su conflicto a los tribunales internacionales; específicamente, al Ciadi. “No hay negociaciones. No estamos pidiendo ningún monto de plata, estamos pidiendo que nos den la propiedad minera”, señaló días atrás a la prensa el presidente de la compañía, Jean-Paul Luksic.

Continuidad y consistencia
Mejor Investor Relations:
Concha y Toro
La comunidad de inversionistas tiene desde hace rato sus ojos puestos en Concha y Toro. Son varias las corredoras que incluyen entre sus porfolios recomendados a esta compañía que, a juzgar por las novedades anunciadas, todavía tiene muchos planes de desarrollo en carpeta.

Controlada por las familias Guilisasti y Larraín, Concha y Toro ha estado bien activa en el último tiempo. El año pasado sorprendió con la compra de Fetzer Vineyards en California; operación que, a juicio de Andrés Izquierdo, head of Investor Relations, le dio un “nuevo estatus internacional” a la compañía y despertó un interés mayor de parte del mercado.

El hecho de entrar en un área tan desarrollada en el mundo de las inversiones como Estados Unidos, explica Izquierdo, abre aún más el apetito de los inversionistas por conocer más sobre la empresa.

Y justamente a eso ha estado abocado el equipo de relación con los inversionistas, que salió elegido entre los encuestados por Capital como el líder del mercado en esta área.

En este reconocimiento no hubo fórmulas mágicas. Izquierdo explica que la manera de trabajar del equipo no ha tenido ningún cambio respecto de lo que ha venido haciendo hace años. Por eso, a su juicio, el premio responde más a la “continuidad y consistencia en la entrega de información y a la dedicación en la tarea de acompañar a los analistas e inversionistas” que a alguna transformación en su manera de enfrentar la tarea.

Una de las claves del éxito de esta área es que todos sus integrantes participan activamente en las diferentes áreas de la compañía. Izquierdo explica que tanto la estructura interna como la dinámica de trabajo de Concha y Toro hacen posible que los miembros del área de Investor Relations estén constantemente involucrados en proyectos reales.

“El área está siempre aportando al negocio mismo de la compañía, tanto a nivel de ingresos como de costos y gastos, por lo que los cambios, tendencias y realidades de la industria se viven de primera mano, y no sólo somos relatores de eventos”, precisa.

Para este equipo el rol está muy claro: establecer una relación continua y fluida con la comunidad de analistas e inversionistas actuales y potenciales, en la cual se les acompañe en el seguimiento que hacen de la compañía.

Pavimentando el camino
Mayor Creación de Valor
Sector inmobiliario: Besalco
Caminos, carreteras, aeropuertos, embalses, puentes, Metro, canales, edificaciones, montajes, instalaciones electromecánicas, obras hidráulicas y obras civiles en general son sólo algunas de las áreas que Besalco contempla dentro de su portafolio. En 2011 los resultados alcanzados fueron, según su gerente general, Paulo Bezanilla, extraordinarios. La empresa registró un alza de ingresos de 27,8% en relación con el ejercicio anterior. Las ventas también marcaron record: son las mayores obtenidas por Besalco en toda su historia. “Esto se explica principalmente por un excelente grupo humano, formado y comprometido con la empresa, sumado al hecho de contar con importantes clientes con quienes mantenemos excelentes relaciones. Lo cual ha logrado que todas las áreas de la empresa, sin excepción, hayan podido destacar, obteniendo de cada una de ellas óptimos resultados y buenas ventas”, comenta.

El área de servicios a la minería continuó expandiéndose en 2011. Es así como en algunos proyectos participó en parte del proceso productivo y en otros desarrolló todas las actividades; es decir, desde la extracción del mineral hasta su carga en el barco, incluida la tarea de concentración. En el área de la construcción y operación de centrales hidroeléctricas de energía renovable no convencional, cuenta con varios proyectos en distintas fases de desarrollo. El primer ERNC entrará en operaciones en el primer trimestre de 2013.

Para Paulo Bezanilla, “el mayor desafío para 2012 es formar mano de obra calificada, porque es un bien escaso del mercado. Necesitamos personas en todas las áreas y encontrarlas, capacitarlas y mantenerlas. Ello es básico para seguir creciendo. Tenemos muchos proyectos en carpeta y queremos seguir diversificándonos siempre en el área de la construcción. Estamos construyendo en la VI Región nuestra primera central hidroeléctrica y tenemos otras más en distintas fases de estudio. En servicio de maquinarias, estamos cada vez en más sectores de la economía y con crecimientos del 20% anual. Por último, estamos mirando con gran interés los mercados externos, ya que existen países como Colombia, con crecimientos importantes y donde se plantean interesantes desafíos”, agrega Bezanilla.

El éxito en botella
Creación de Valor Sector Bebidas y Alimentos:
Embotelladora Andina
Los buenos resultados presentados por Embotelladora Andina en los últimos años son consecuencia de que la empresa está cada día más enfocada a crear un portafolio de productos más diferenciado. En esa línea, destacó el lanzamiento en 2011 de la botella de plástico retornable de 3 litros en Chile, la primera de su tipo.

La sociedad está controlada en partes iguales por las familias Garcés Silva, Hurtado Berger, Said Handal y Said Somavía, tiene la franquicia para producir y comercializar los productos Coca-Cola en ciertos territorios de Chile, Brasil y Argentina. En nuestro país, el año pasado creció un esperado 8% en ventas, distribuido en todas las categorías, con acento en jugos y aguas.

Embotelladora Andina supo aprovechar tanto las amenazas como las oportunidades que se dieron a lo largo del año pasado: “nos vimos enfrentados a la devaluación de monedas de los países donde operamos; especialmente en el segundo semestre, producto de la crisis europea, la alta volatilidad que mostró el precio internacional del azúcar y el estancamiento de la industria de bebidas gaseosas en Brasil. Mientras, logramos una sofisticación en estrategias de coberturas de costos de materias primas, realizamos lanzamientos de nuevos formatos y categorías en los tres países donde operamos, para poder abarcar todos los nichos y oportunidades del mercado, destacando Mate Leao en Brasil”, comenta Miguel Ángel Peirano, vicepresidente ejecutivo de la compañía.

La empresa tiene como principal desafío de 2012 logar una fusión exitosa con Embotelladoras Coca-Cola Polar. Tiene contemplado invertir en total 250 millones de dólares, de los cuales 100 millones son en Brasil, 90 en Chile y 60 millones de dólares en Argentina. Dentro de este plan de inversiones destacan la puesta en marcha de una nueva planta en Chile, el lanzamiento de productos plásticos retornables en Brasil hacia fines del año, la utilización de azúcar cruda en los procesos para la elaboración de bebidas en Argentina y un agresivo plan de colocación de coolers en los tres países mencionados.

Internacionalización de la madera
Mayor Creación de Valor Sector Forestal: Copec
Que nuevamente Copec, con Arauco, lidere el ranking de mayor valor en el sector forestal no es de extrañar, luego de la energía que han puesto en contar con una masa de bosques relevante, que permita a futuro aprovechar toda esa riqueza en distintos productos.

“La principal oportunidad de Empresas Copec el 2011 se jugó en el plano de la internacionalización. Identificamos mercados que reunieran las condiciones de estabilidad, ordenamiento sectorial y proyección de crecimiento para nuestro desarrollo operacional y productivo”, describe Eduardo Navarro, gerente general de la firma.

De hecho, cumplieron varios hitos en el área de celulosa en 2011. Se inició la construcción de la segunda línea de paneles MDF en la planta de Jaguariaíva, Brasil, para elevar su capacidad en 500 mil metros cúbicos anuales. Y a finales del año anunciaron un acuerdo para adquirir un complejo industrial en Moncure, en el estado norteamericano de Carolina del Norte, que implicó un desembolso de 62 millones de dólares. Se trata de un activo estratégico que se constituirá en la puerta de entrada al mercado de Estados Unidos, en la plataforma para exportar a México y en un importante complemento a otras unidades comerciales en esos países.

Para este año, los planes siguen siendo agresivos: “seguirá adelante la construcción de la planta de celulosa Montes de Plata, la inversión privada más grande en la historia de Uruguay”, anticipa Navarro.

En combustibles también habrá novedades. El mercado colombiano conocerá las nuevas propuestas de Terpel y los avances en el gas licuado con Abastible. En el ámbito energético nacional, la empresa continuará impulsando iniciativas convencionales y nuevas. “Estamos en la etapa final de la evaluación de un proyecto de cogeneración en base a GNL. En Guacolda estamos dando inicio a la construcción de la Unidad 5, a lo que se suman los proyectos en energías alternativas, como Abastible Solar y el potencial eólico de los terrenos forestales”, adelanta el gerente general.

Como una clara señal de orientación de largo plazo, la compañía llevó a cabo la mayor inversión en su historia, totalizando recursos por 1.904 millones de dólares. Y para este año, el plan base supera los 1.400 millones de dólares.

El año de la reconversión
Mayor Creación de Valor Sector Industrial:
Sigdo Koppers
Dos años atrás, Sigdo Koppers se la jugó estratégicamente por reorientar sus áreas de negocios. Y ese proceso, a juicio de su presidente, Juan Eduardo Errázuriz, ya se comenzó a ver reflejado en los números de 2011.

El foco fue dirigir la empresa aún más hacia la actividad minera e industrial, a fin de transformarla en un proveedor líder en ambas áreas. En este contexto es que se explican el aumento en la participación de su filial Enaex, llegando al 60,58% de la propiedad, y la venta de su filial de productos de línea blanca CTI y su subsidiaria Somela Electrolux. A mediados de agosto del año pasado se produjo también la compra del 100% de la firma de origen belga Magotteaux, líder mundial en la fabricación de bolas de molienda, partes y piezas de desgaste de acero de alto cromo, por la que se desembolsaron 640 millones de dólares. Y en la misma línea, en enero de este año, Sigdo Koppers se incorporó, con un 55%, a la propiedad de SABO Chile, también dedicada a la fabricación de bolas de molienda de acero forjado.

En la filial de Ingeniería y Construcción la actividad estuvo focalizada en aumentar el nivel de negocios en Perú, tomando el control de la filial SSK Montajes en ese país.

En Chile, esta rama del grupo adquirió el 70% de la constructora Comsa, orientada a al desarrollo de obras civiles, portuarias, sanitarias, montajes electromecánicos y emisarios submarinos.

Durante el año 2011, Sigdo Koppers registró ingresos consolidados por 2.128 millones de dólares, lo que representa un 16% respecto del ejercicio 2010. El Ebitda consolidado sumó 315 millones de dólares, lo que equivale a un alza del 5% respecto del año anterior, que fue marcado el aporte de las filiales SK Comercial y Enaex.

“El 2012 debería ser un año marcado por la consolidación de las recientes adquisiciones y por la búsqueda de sinergias e integración con Sigdo Koppers y las distintas filiales. Esto nos permitirá fortalecer nuestra estrategia de negocios”, precisa Errázuriz en su carta a los accionistas. Para el periodo 2012-2014, la empresa planea invertir 400 millones de dólares en proyectos de desarrollo en sus distintas filiales.

Y aunque mira el futuro con optimismo, monitorea constantemente los “ruidos ambiente” internacionales, como la crisis europea. El plan es estar preparados para sus consecuencias en la economía mundial.

El año de los cortes de cinta
Mayor Creación de Valor Sector Retail: Falabella
De dulce y agraz tuvo el retail durante 2011. Por una parte, los efectos de la violenta crisis económica europea y estadounidense no se hicieron sentir con igual fuerza en América latina. Sin embargo, a nivel interno, las esquirlas del caso La Polar volaron por toda la industria, afectando a la imagen del sector comercio en su totalidad. Falabella con todas sus marcas (Tottus, Sodimac, Banco Falabella, CMR y Mall Plaza) se la jugó por defender su prestigio. “Hemos ofrecido créditos para que nuestros clientes puedan anticipar consumo y contar con bienes que hoy se consideran básicos, como un refrigerador o un televisor. Nuestra tradición y valores han sido fundamentales y podemos decir con más fuerza que somos orgullosos comerciantes”, comenta Juan Benavides, gerente general corporativo.

Pese a los obstáculos, Falabella logró posicionarse como el líder del sector retail en 2011, registrando un aumento de sus utilidades del 2,3% respecto del ejercicio anterior. Los motivos, a juicio de la compañía, están en el aumento de su participación de mercado en los cuatro países en que está presente (Chile, Argentina, Perú y Colombia), en los que aprovechó “la solidez y el nivel de actividad que ha mostrado la región, con niveles de consumo creciendo a buen ritmo”, señala Benavides.

Para este año los planes son bastante agresivos. Si en 2011 la firma abrió 20 nuevas tiendas en la región, para 2012 la meta es inaugurar 40 más “e impulsar proyectos de tecnologías, productividad y capacitación, con los que esperamos mantenernos en la vanguardia”. Todo siempre, indica su gerente general, monitoreando muy desde cerca el volátil escenario de las economías externas y sus efectos en los cuatro países. A esa lista de desafíos se suma el de materializar inversiones en la venta on line y “abrir todos los canales y sentidos para escuchar más y atender mejor”.

El valor de la información
Mayor Creación de Valor Sector
Telecom & TI: Entel
No es por azar que por cuarto año consecutivo Entel se empine en lo más alto del ranking Capital-Santander GBM. En 2011 captó parte importante del crecimiento de la industria; especialmente, en los rubros de telefonía y banda ancha móvil. Por otra parte, los servicios de datos para empresas y su rol como proveedor de servicios de datacenter e integración tecnológica (IT) son negocios que viene desarrollando y con los cuales se ha transformado en uno de los principales actores del mercado.

“El año pasado hicimos un profundo cambio de estructura organizacional que se ha logrado con esfuerzo, pero del cual hemos salido fortalecidos para las condiciones del mercado y los clientes actuales. Ya estamos empezando a percibir los resultados de esta nueva estructura que pone aún más a nuestros clientes en el centro, organizándonos internamente; ya no por tipo de servicio, fijo o móvil, sino que por segmento o mercado: personas, empresas y corporaciones”, señala el gerente general, Antonio Büchi.

Dentro de esta línea, para 2012 se planifica el mayor plan de inversión de la historia de Entel. “Estamos frente a un verdadero tsunami digital, lo que requiere mucha inversión en red móvil, antenas y torres, pero con el menor impacto urbano posible; y en fibra óptica, para el transporte de los tráficos de datos hacia Internet. Esto se traduce en un plan de inversiones de casi 900 millones de dólares, incluyendo las compras de terminales para clientes con contrato. Esto, como parte de un plan de inversiones trienal 2012-2014 que asciende a 3.000 millones de dólares”, puntualiza Büchi.

La clave está en Latinoamérica
Mayor Creación de Valor Sector Utilities: Endesa
Pese a que 2011 fue un año con dificultades para la generación de energía eléctrica, debido a los efectos de una larga sequía y de algunos rezagos de los efectos del terremoto, éstos no alcanzaron a pesar lo suficiente como para mermar los ingreso de Endesa. Según su presidente, Jorge Rosenblut, “la diversidad geográfica de las inversiones, la acertada política comercial y el adecuado mix de generación permitieron que los resultados obtenidos estuvieran en línea a nuestras expectativas”.

De hecho, hacia 2012 los planes apuntan a buscar las mejores alternativas para capturar el crecimiento en la región, de manera de seguir liderando el mercado energético. Entre los proyectos están el poner en operación comercial Bocamina II; seguir con la construcción de la hidroeléctrica El Quimbo en Colombia y avanzar en la tramitación ambiental de los proyectos hídricos Los Cóndores y Neltume y la termoeléctrica Punta Alcalde –todos, en Chile– y la hidroeléctrica Curibamba, en Perú. “Hoy nuestras operaciones en Latinoamérica registran un consumo per cápita con mucho potencial respecto a los países de la OCDE, ya que las tasas de crecimiento económico se ubican por encima del 4%, lo que evidentemente es un desafío en materia de inversión y calidad de servicio. Para ello, contamos con una amplia cartera de proyectos por cerca de 12.000 MW de capacidad instalada para hacer frente a las necesidades de los mercados en los que operamos y, de esta manera, proveer un suministro eléctrico seguro, confiable, amigable con el entorno y a precios competitivos”, comenta Rosenblut.

Creciendo con bases sólidas
Creación de Valor Sector Bancario: Banco de Chile
Su consolidación como el banco más rentable del sistema es quizás uno de los hitos más relevantes de 2011 para el Banco de Chile. Durante al año pasado se posicionó como el líder de la industria bajo este indicador, con un retorno sobre capital y reservas promedio del 27,7%.

En forma paralela, incrementó su participación de mercado, alcanzando un 19,8% a fines del ejercicio. El aumento, explica su presidente, Pablo Granifo, se logró en