Tras cambios inesperados en el gabinete a finales del año pasado, el primer ministro Saulius Skvernelis ya ha reemplazado a dos ministras por hombres, dejando solo el cargo de ministro de Medio Ambiente vacante.

  • 15 enero, 2019

Rara vez ha acaparado tanta atención en Lituania el puesto de ministro de Medio Ambiente.

Sin embargo, esta vez, el género del próximo ministro determinará si el país báltico se hace o no con el discutible título de ser el único Gobierno de la Unión Europea integrado exclusivamente por hombres.

Tras cambios inesperados en el gabinete a finales del año pasado, el primer ministro Saulius Skvernelis ya ha reemplazado a dos ministras por hombres, dejando solo el cargo de ministro de Medio Ambiente vacante. Skvernelis dice que designará “pronto” a un candidato y parece que no le importan las críticas de los medios locales sobre la posibilidad de que forme un Gobierno sin mujeres.

El género “no debería ser un factor, aunque es, por supuesto, importante”, dijo al servicio de noticias ELTA. “Las mujeres son muy importantes, pero la capacidad, las cualidades personales y la profesionalidad también lo son”.

Los Gobiernos de la UE tienden a estar constituidos en una tercera parte por mujeres. En un extremo se encuentra Hungría, donde solo un ministro es mujer, y al otro, España y Suecia, donde las mujeres superan en número a los hombres. Lituania tiene una presidenta, Dalia Grybauskaite, pero casi el 80% de los políticos son hombres.

Skvernelis dice que su Administración “ama, apoya y aprecia” a las mujeres, y que “muchas” ocupan cargos de viceministras o jefas de personal. Si el líder apuesta a un candidato masculino para el último puesto disponible en su Gobierno, es posible que a algunos les resulte difícil creer esa afirmación.