Hace 11 días que el barco que transportaba a 459 pasajeros, la mayoría estudiantes y profesores, hacia la isla de Jeju se hundió dejando a 302 personas entre muertos y desaparecidos. Las críticas al gobierno por fallas en las medidas de seguridad y la aplicación del reglamento, sumado al hecho de la poca rapidez y […]

  • 4 mayo, 2014

EFE_Chung Hong-won

Hace 11 días que el barco que transportaba a 459 pasajeros, la mayoría estudiantes y profesores, hacia la isla de Jeju se hundió dejando a 302 personas entre muertos y desaparecidos.

Las críticas al gobierno por fallas en las medidas de seguridad y la aplicación del reglamento, sumado al hecho de la poca rapidez y eficacia para responder ante la crisis ya han cobrado su primera víctima. Así, Chung Hong-won, [tweetable]Primer Ministro de Corea del Sur, renunció tras tragedia del ferry asumiendo su responsabilidad[/tweetable] por “un montón de problemas”.

La dimisión del funcionario número dos del gobierno surcoreano fue aceptada por la presidenta Park Geun-hye, quien le pidió permanecer en su cargo hasta que se finalicen las operaciones de rescate, señaló Min Kyung-wook, portavoz presidencial.

Revise el artículo completo en The New York Times