Con el precio del cobre cayendo raudamente –cerca de los 2 dólares la libra-, serán varios los pequeños mineros que se verán obligados a dejar de extraer el mineral. Sobre todo, porque los altos costos con que opera la industria no caerán de un momento a otro. El alto valor que alcanzó el metal rojo […]

  • 15 octubre, 2008

Con el precio del cobre cayendo raudamente –cerca de los 2 dólares la libra-, serán varios los pequeños mineros que se verán obligados a dejar de extraer el mineral. Sobre todo, porque los altos costos con que opera la industria no caerán de un momento a otro. El alto valor que alcanzó el metal rojo en los últimos tres años hizo que el número de productores pequeños que entregan mineral para procesar a la Enami creciera desde los 500 que tradicionalmente había en 2005, hasta los poco más de 2.000 que han hecho entregas en los últimos meses.

Es que en épocas de vacas gordas, los productores pequeños echan mano a todo el mineral que encuentran para aprovechar los buenos precios y son, a la vez, los primeros que dejan de producir cuando el precio cae, porque no pueden enfrentar los mayores costos. En la Sonami nos contaron que es probable que el número de productores pequeños tienda a bajar en los próximos meses, aunque esto no impactará de manera considerable el liderazgo de Chile en la producción mundial del metal.