Seguir en Instagram: @aleolivares Para muchos, la popular red social de fotografías forma parte de sus rutinas, ya sea como un hábito de distracción o de estímulo. Más allá de nuestros amigos cercanos, de conocidos más remotos o incluso de celebridades que seguimos, aquí queremos recomendar cuentas que consideramos son un aporte en términos visuales. […]

  • 18 marzo, 2020

Seguir en Instagram: @aleolivares

Para muchos, la popular red social de fotografías forma parte de sus rutinas, ya sea como un hábito de distracción o
de estímulo. Más allá de nuestros amigos cercanos, de conocidos más remotos o incluso de celebridades que seguimos, aquí queremos recomendar cuentas que consideramos son un aporte en términos visuales. En @aleolivares se pueden ver las imágenes del talentoso fotógrafo chileno Alejandro Olivares, quien documenta con especial interés temas sociales y de territorio. Ex director fotográfico de The Clinic y cofundador de Buen Lugar Ediciones, Olivares lleva más de un año recorriendo el mundo y en su cuenta de Instagram hay fotos de lugares como Madagascar, Mongolia, Uzbekistán y Kirguistán. Las últimas series corresponden a una navegación por las profundidades del río Amazonas.

View this post on Instagram

Amazonía

A post shared by Alejandro Olivares (@aleolivares) on

Suena súper

La plataforma multimedial Super45, dedicada a la difusión de música independiente nacional e internacional desde hace 24 años, lo que incluye un programa de radio, sesiones de música y mucho, mucho, contenido web, hoy pasa a una nueva etapa. Cuenta Cristián Araya, director general y uno de sus fundadores, que actualmente están trabajando en las bases editoriales y técnicas que darán vida a la radio online que esperan lanzar a mediados de mayo. Mientras tanto, y tras meses de curatoría, acaban de publicar una selección con los mejores discos internacionales de la última década. “Una época en que el llamado ‘indie’ nuevamente tuvo un alcance mainstream (con todo lo bueno y malo que eso conlleva) para terminar en casi los mismos nichos donde empezó”, afirma parte del texto que acompaña el ranking en super45.cl

Poeta chileno, Alejandro Zambra

Por Felipe Gana.

Con este título el autor regresa a la novela después de nueve años. Su trayectoria comenzó con Bonsái (2006), su primer e influyente libro de narrativa, luego dos novelas más, un libro de cuentos y dos recopilaciones de crónicas. Antes de eso Zambra había publicado dos libros de poesía. Aquí continúa sumergiéndose en la literaria vida de sus personajes.

Esta extensa novela, de más de cuatrocientas páginas, comienza con la historia de Gonzalo Rojas, nombre recurrente en la literatura y política chilena, y su pololeo adolescente con Carla, con quien se reencuentra siete años después. “Santiago es una ciudad lo suficientemente grande y segregada como para que (…) no se encontraran nunca más”, pero ocurre y “esta historia alcanza la cantidad de páginas necesarias para ser considerada una novela”, afirmación que es un claro guiño del escritor a quienes critican la breve extensión de sus publicaciones anteriores. La vida en pareja, y aún más, su relación con Vicente, el hijo de Carla y de un padre que lo tiene semiabandonado, marcarán a Gonzalo. Hay un paralelismo entre ambos porque comparten la pretensión de ser poetas, Rojas convertido en uno luego de publicar Parque del Recuerdo, tal y como sentencia otro personaje de la novela: “Quizá te arrepien- tas, pero ya publicaste un libro de poemas, así que eres poeta para siempre, cagaste”. Las relaciones familiares son el tema que atraviesa la novela y uno de los momentos más emotivos es cuando Gonzalo intenta definir su paren- tesco con el niño, al que conoció cuando este tenía seis años. Aunque proviene de una familia con padre y madre presentes y cercanos, la historia de su abuelo materno, apodado “Chucheta”, muestra lo frágil y extraños que pueden ser estos vínculos. Narrada con una soltura y humor que se han hecho cada vez más presentes en las entregas de Zambra, Poeta chileno destaca por el desparpajo, en su sentido más literal, con que aborda no solo la relación entre padres e hijos putativos, sino también el amor por la literatura. Es absolutamente recomendable su selección de poemas sobre la paternidad. El escritor también muestra un panorama, muy cercano a la realidad, de cómo es la vida de los poetas chilenos. Lo hace a través de los ojos de la entrañable Pru, una periodista norteamericana perdida en el mundo, bastante machista, de nuestra poesía, mientras busca escribir un reportaje de sus principales exponentes, con cameos de Nicanor Parra o Rosabetty Muñoz, entre otros. La intención inicial de la reportera era redactar un artículo sobre los quiltros de Santiago, pero su editor, un neoyorquino fanático de Roberto Bolaño, le indica que es preferible encontrar a los próximos “detectives salvajes”.

Poeta chileno es un paseo imperdible por lo que puede significar la paternidad (biológica o no), que cuando es virtuosa, también es cercana a la amistad.

Pie de página

En el mes de la mujer seleccionamos seis títulos recientes de autoras, ya consagradas o que están dando qué hablar. biografías, memorias, antologías y ficción que enriquecen nuestra guía de lecturas con voces femeninas.

  • Convertirse en Simone de Beauvoir. Autora:Kate Kirkpatrick. Ediciones Paidós
  • Bienvenida a casa. Autora: Lucia Berlin. Editorial Alfaguara

  • Misión circular. Antología Autora: Rosabetty Muñoz Editorial Lumen
  • Marta Brunet, crónicas, columnas y entrevistas Edición: Karim Gálvez La Pollera Ediciones

  • En el jardín del ogro. Autora: Leila Slimani Editorial: Cabaret Voltaire
  • Tres mujeres. Autora: Lisa Taddeo Editorial Simon & Schuster

Juntos son sensación

Los últimos meses, la oferta de coctelería nacional se ha llenado de exquisitos exponentes de gin. Una buena sorpresa fue combinar este destilado con kombucha, bebida fermentada que aporta probióticos naturales muy beneficiosos para nuestro sistema inmune y digestivo. Los elegidos fueron el Gin Los Andes de destila- dos Quintal, que tiene notas cítricas y florales además de suave presencia de cedrón, entre otras hierbas, y Kombuchacha, producto chileno 100% kombucha en su versión té negro orgánico. La mezcla merece premio.