El llamado “presupuesto negro” de la Agencia de Inteligencia ha salido a la luz pública luego de que Edward Snowden le haya entregado los documentos confidenciales al Washington Post. “Este tipo de material nunca antes había sido accesible”, sostiene Steven Aftergood, miembro de la Federación de Científicos Americanos, una institución especializada en asuntos de seguridad […]

  • 29 agosto, 2013

El presupuesto negro. Foto The Washington Post

El llamado “presupuesto negro” de la Agencia de Inteligencia ha salido a la luz pública luego de que Edward Snowden le haya entregado los documentos confidenciales al Washington Post.

“Este tipo de material nunca antes había sido accesible”, sostiene Steven Aftergood, miembro de la Federación de Científicos Americanos, una institución especializada en asuntos de seguridad nacional.

Este presupuesto consistiría en 52,6 mil millones de dólares, dinero que sería destinado para realizar espionaje.

“El ‘presupuesto negro’ muestra un escenario burocrático y operacional que nunca antes había estado sujeto al escrutinio del público. A pesar de que desde 2007 el gobierno publica anualmente los gastos en inteligencia, jamás ha divulgado cómo se usan esos fondos o qué acciones toman para cumplir con los objetivos impuestos por el presidente y el Congreso”, dice el periódico.

El documento entrega, además, detalles de los éxitos, fracasos y objetivos de las 16 agencias de espionaje de EE.UU. donde trabajan 107.035, y quienes en total forman la comunidad de inteligencia de ese país.

“EE.UU. ha invertido considerablemente en la comunidad de inteligencia desde los ataques a las torres gemelas, en materias como las guerras de Irak y Afganistán, la Primavera Árabe, la proliferación de armas de destrucción masiva y las amenazas en áreas como la guerra cibernética”, sostiene en James R. Clapper Jr, director de Inteligencia Nacional .

Revise los detalles del “presupuesto negro” y el artículo completo en Washington Post.