La familia Harseim nunca pasa inadvertida. El mercado entero supo de ellos cuando compraron la esquina más cara de Santiago y se asociaron con la cadena hotelera Ritz para levantar ahí el hotel más lujoso del país. Y hace unos meses, nadie quedó indiferente al enfrentamiento que tuvieron, como dueños del mega proyecto La Reserva […]

  • 29 junio, 2007

La familia Harseim nunca pasa inadvertida. El mercado entero supo de ellos cuando compraron la esquina más cara de Santiago y se asociaron con la cadena hotelera Ritz para levantar ahí el hotel más lujoso del país. Y hace unos meses, nadie quedó indiferente al enfrentamiento que tuvieron, como dueños del mega proyecto La Reserva de Chicureo, con los canteros de Colina. Pues bien, es de suponer que con su última incursión empresarial, la caza y la pesca, no podrán disfrutar del bajo perfil que tanto les gusta.

La historia de su nuevo negocio es como sigue: cuando vendieron la compañía dedicada a la fabricación de armas, siguieron ligados al rubro, pero fabricando cartuchos de caza. Más tarde incursionaron en las armas y en los artículos de pesca, negocio que actualmente promocionan a través de amplios catálogos, a los que les han ido agregando artículos que van desde la caña de pescar hasta el arpón, pasando incluso por las moscas utilizadas. Hoy tienen algo así como 5 mil productos. Así las cosas, Tec Harseim ha tenido un gran auge, sobre todo en un país donde la actividad outdoors no ha dejado de crecer.