Se acaba de renovar en Chile el modelo que es heredero evolutivo directo del primer SUV premium de la historia, el venerable ML que hoy muestra otra nomenclatura y se actualiza con la última y refinada tecnología de la nueva generación de la casa alemana.

  • 6 septiembre, 2019

Se trata de un auto que es paradigmático en muchos sentidos, ya que inauguró a comienzos de los noventas una verdadero revolución de la industria: los utilitarios deportivos de lujo. Hoy sigue siendo uno de los pilares de la marca tanto a nivel global como en Chile, al ser uno de sus todoterrenos (identificados con la letra G), más versátiles y prácticos de su portafolio, que recibió cambios estéticos, en su paquete tecnológico y en motorizaciones, para enfrentar a su refinada y muy bien equipada competencia.

Según Kaufmann -representante oficial de Daimler- cuenta con un interior más espacioso, además de un nuevo concepto de manejo, determinado por sus nuevos sistemas de asistencia, más numerosos y perfeccionados, nueva gama de motores e innovaciones en la experiencia de usuario, que ya se habían estrenado en la nueva Clase A.

“El nuevo GLE es un todoterreno que encarna a la perfección la filosofía de diseño de Mercedes-Benz y al mismo tiempo representa el lujo moderno. Su amplio interior es fascinante gracias a una estética elegante y lujosa para que lo disfrute toda la familia. Su avanzada tecnología digital del sistema MBUX es revolucionaria en este SUV que tiene un confort de manejo tan suave, que los clientes van a querer pasar más tiempo del que tenían pensado a bordo de su GLE”, asegura Michael Riebensahm, gerente de la División de Automóviles de Kaufmann.

Estéticamente, el GLE sigue luciendo como un bien equilibrado SUV medio-grande, que cuenta con todos los nuevos guiños de diseño de la marca, que ha logrado importantes avances en la modernización del look de sus modelos abriendo paso a nuevas generaciones de consumidores y le dotan de un look más dinámico. Así, el nuevo GLE luce la parrilla frontal deportiva de los nuevos modelos, con la estrella de la marca como punto de fuga de la máscara central. Robustez y dinamismo en un paquete atractivo, pero más bien conservador, muy en línea con el público familiar al que se dirige..

Entre su larga lista de equipo, destaca la climatización automática THERMATIC, asientos calefactados delanteros (GLE 400 d y GLE 450), Apple Car Play y Android Auto, iluminación ambiente de 64 colores, portón trasero eléctrico con botón EASY PACK, entre otras funciones.

Uno de los equipamientos que marca esta nueva generación de modelos de la marca es el MBUX (Mercedes-Benz User Experience). A diferencia de la Clase A, que estrenó este erquipo que permite ordenar al auto mediante la voz, incluye de serie dos grandes

pantallas contiguas en formato de 12,3 pulgadas/31,2 cm, que configuran un soberbio puesto de conducción widescreen.

Con 9 airbags de serie en todas sus versiones, suma en seguridad sistemas como sistema Electrónico de Estabilidad ESP, frenos adaptativos, función frenos secos que suprime la humedad acumulada en los discos; Downhill Speed Regulation, para controlar la velocidad en descenso, además de Attention Assist.

La gama que inaugura su venta en Chile ofrece cuatro versiones: GLE 300 d 4Matic con motor de 2.0 litros, con 245 caballos de potencia y torque de 500 Nm. Ofrece transmisión automática de 9 velocidades G-Tronic y tracción integral 4Matic. Ofrece además la posibilidad de montar 7 asientos. El GLE 400 d 4Matic (AMG Line) cuenta con un motor de 3.0 litros para una potencia de 330 caballos con torque de 700 Nm con la misma transmisión y sistema de tracción que el modelo anterior. Finaliza el GLE 450 4MATIC (AMG Line)con un motor bencinero de 3.0 litros para una potencia de 367 caballos, con torque de 500 Nm suma la función EQ Boost, para 250 Nm de torsión extra y 122 caballos de potencia adicionales.