El 17 de abril pasado Antonio Recabarren envió un mail a varias personas con el balancede Sentinel (firma que tenía la custodia de lascuotas del fondo Lake Shore) donde aparece que el déficit respecto de los pasivos fluctúa entre un 39% y un 44%. Capital tomó contacto con algunos de los destinatarios de ese mail, […]

  • 30 abril, 2008

El 17 de abril pasado Antonio Recabarren envió un mail a varias personas con el balancede Sentinel (firma que tenía la custodia de lascuotas del fondo Lake Shore) donde aparece que el déficit respecto de los pasivos fluctúa entre un 39% y un 44%.

Capital tomó contacto con algunos de los destinatarios de ese mail, varios de los cuales contestaron que no tenían relación con el fondo, pese a ser parte de la lista de destinatarios del mensaje. Quienes sí confi rmaron que habían sido afectados con la intervención de fondo son Loreto Zaldívar, de la Notaría Zaldívar; Felipe Aldunate, gerente general de la Viña Quintay; Alfonso Larraín y Cristóbal Cruz. Los dos últimos iniciaron acciones legales en tribunales. En la lista aparecen también Salvador Valdés, Jorge Sarquis, Inmobiliaria Mafer e Inmobiliaria Santa Ignacia. Capital se comunicó con ellos, pero no obtuvimos respuesta.