La familia Meiss, dueña de la reconocida cadena Panamericana Hoteles, acaba de poner en marcha un nuevo negocio relacionado con el turismo. Se trata de su Estancia El Cuadro, la cual está promocionando con fuerza por estos días y con la que pretende sacar el jugo al valle vitivinícola de Casablanca. Allí, además de viñedos, […]

  • 22 diciembre, 2008

La familia Meiss, dueña de la reconocida cadena Panamericana Hoteles, acaba de poner en marcha un nuevo negocio relacionado con el turismo. Se trata de su Estancia El Cuadro, la cual está promocionando con fuerza por estos días y con la que pretende sacar el jugo al valle vitivinícola de Casablanca.

Allí, además de viñedos, instaló un museo, un restaurante y una medialuna, con la que busca capturar el grueso de los turistas que arriben en cruceros a Valparaíso, distante media hora. Supimos que en un programa que parte a eso de las 10 de la mañana y finaliza cerca de las 17 horas, ofrece una nutrida agenda de actividades que incluye paseos en coches tradicionales por la viña, tours por el jardín de cepas, degustación de vinos, visitas al museo, almuerzo y presentación de huasos y rodeo en la medialuna. Y eso no es todo. En el mediano plazo tiene planificado habilitar el lugar para eventos y matrimonios, además de instalar un hotel boutique. Por ideas esta familia no se queda.