La puerta más fácil para acceder a Europa de forma ilegal es Grecia. Al menos así lo estima la Agencia Europea de Límites Fronterizos, ya que en el primer cuatrimestre de 2012 el 64% de todos los inmigrantes ilegales que ingresaron a Europa lo hicieron cruzando desde el país mediterráneo. En 2010, el 10% del […]

  • 17 agosto, 2012

La puerta más fácil para acceder a Europa de forma ilegal es Grecia. Al menos así lo estima la Agencia Europea de Límites Fronterizos, ya que en el primer cuatrimestre de 2012 el 64% de todos los inmigrantes ilegales que ingresaron a Europa lo hicieron cruzando desde el país mediterráneo.

En 2010, el 10% del total de la población de Grecia correspondía a inmigrantes irregulares. La mayoría de ellos no se mueve de ahí porque no tienen los recursos para trasladarse.

La agencia de noticias IRIN dio a conocer que diversos grupos de derechos humanos denunciaron que la policía griega está persiguiendo y deteniendo  a los indocumentados de forma violenta.

En agosto, las autoridades del país empezaron a hostigar a los inmigrantes en Atenas, sospechando especialmente por su origen étnico. De las 7.754 personas detenidas, 1.656 eran ilegales y fueron llevadas a la cárcel. Solo durante el primer semestre del año pasado, 57.000 indocumentados fueron arrestados y deportados.

El ambiente en Grecia es cada vez más peligroso para los inmigrantes, ya que aquellos que  logran sortear la reclusión y deportación, deben enfrentar la violencia y el racismo que crece progresivamente al mismo ritmo que la crisis económica en el país.

Lea el reportaje completo en IRIN: “Greece, and unsafe environment for migrants”