Según la consultora IHL, la mala reposición de productos genera pérdidas de miles de millones de dólares anualmente. Pero hoy en día estamos acostumbramos a que ante cada problema surja alguna solución ingeniosa. Esta vez se trata de l[tweetable]a tecnología de robots Tally que se asegurará de que nunca falten sus productos favoritos[/tweetable] ni que un […]

  • 11 noviembre, 2015

supermercado1

Según la consultora IHL, la mala reposición de productos genera pérdidas de miles de millones de dólares anualmente. Pero hoy en día estamos acostumbramos a que ante cada problema surja alguna solución ingeniosa. Esta vez se trata de l[tweetable]a tecnología de robots Tally que se asegurará de que nunca falten sus productos favoritos[/tweetable] ni que un establecimiento pierda ventas por mala organización.

El problema es más serio de lo que parece. Detectar qué productos hay que sustituir no es un trabajo fácil. Se requieren cientos de horas solo para examinar todos los pasillos en busca de los productos que faltan en las estanterías.

Lo que hace Tally es examinar las estanterías mediante cuatro cámaras a diferentes alturas con las que detecta si un producto concreto tiene poco stock o está mal ubicado. También examina los precios en busca de errores en el etiquetado. Después envía todos los datos a un ordenador desde se pueden dar las órdenes oportunas para reponer los productos. El sistema tarda alrededor de una hora en revisar completamente un supermercado de tamaño medio.

Simbe Robotics, la startup detrás de la creación de Tally, ya los ha probado con éxito y ha comenzado a ofrecerlos mediante un servicio de suscripción que se encarga de la puesta en marcha y mantenimiento de las unidades.

Revise el artículo original Gizmodo y vea el video del funcionamiento de Tally a continuación.