El Fondo Monetario Internacional (FMI) vino a justificar las posiciones del Gobierno griego al asegurar que la deuda del país es insostenible y que una quita es casi inevitable. El Fondo sentó las bases de[tweetable] un tercer rescate al país al cifrar las necesidades de financiación de Grecia en 51.900 millones de euros[/tweetable], de los […]

  • 6 julio, 2015

Grecia

El Fondo Monetario Internacional (FMI) vino a justificar las posiciones del Gobierno griego al asegurar que la deuda del país es insostenible y que una quita es casi inevitable. El Fondo sentó las bases de[tweetable] un tercer rescate al país al cifrar las necesidades de financiación de Grecia en 51.900 millones de euros[/tweetable], de los que Europa debería aportar 36.000 millones.

“No me escuche a mí, que soy el ministro de Finanzas de un partido radical de izquierdas. Escuche al FMI”, dijo Yanis Varoufakis, ministro de Finanzas de Grecia, quien se escudaba en el informe que horas más tarde publicó el Fondo Monetario para justificar el rechazo del Gobierno de Atenas a cualquier acuerdo con los acreedores que no contemple una reestructuración de las deudas.

El propio organismo admite que las finanzas de Grecia son prácticamente inviables, incluso cumpliendo el programa que estaba en vigor hasta el pasado martes.

Sin embargo, el Fondo critica los cambios introducidos en las políticas económicas desde principios de año, cuando llegó al poder el actual Gobierno, y que “han provocado un aumento sustancial de las necesidades financieras del país”.

Revise el artículo completo en ABC.