Aunque muchos quedaron descontentos con la mezcla entre animación e imágenes reales patentada por Sin City en 2004, esta técnica híbrida dejó lo bastante interesado a su director y creador Frank Miller como para atreverse a producir la adaptación cinematográfica de un cómic ajeno, uno que tampoco tiene que ver con justicieros voladores ni gente […]

  • 27 junio, 2008

Aunque muchos quedaron descontentos con la mezcla entre animación e imágenes reales patentada por Sin City en 2004, esta
técnica híbrida dejó lo bastante interesado a su director y creador Frank Miller como para atreverse a producir la adaptación cinematográfica de un cómic ajeno, uno que tampoco tiene que ver con justicieros voladores ni gente con capa. Se trata de The Spirit, el vigilante nocturno que Will Eisner creó a principios de los cuarenta, inspirado en la noche neoyorkina y las primeras películas de cine negro; precisamente, las mismas fuentes que Miller dice estar utilizando para su versión protagonizada por Gabriel Match (en el rol estelar), Samuel Jackson y Scarlett Johansson. Con todo el respeto que merecen Spiderman, Batman y los otros clásicos del género, en términos de acción y vértigo nada supera a las compulsivas tramas de The Spirit y de ahí lo complejo del desafío para Miller, quien pasó los últimos meses filmando al elenco frente a enormes pantallas verdes y ahora anda ocupado agregando fondos digitales y transformando las imágenes a un contrastado blanco y negro.