Actualmente, la torre más alta del mundo mide 830 metros, está en Dubái y se llama Burj Khlifa. Sin embargo, el país más contaminado del mundo pretende hacerle la competencia. Esto, porque [tweetable]China planea construir el edificio más alto del mundo y el más amigable con el medio ambiente[/tweetable]. La empresa británica de arquitectura Chetwoods […]

  • 29 junio, 2014

FastCompany_PhoenixTower

Actualmente, la torre más alta del mundo mide 830 metros, está en Dubái y se llama Burj Khlifa. Sin embargo, el país más contaminado del mundo pretende hacerle la competencia.

Esto, porque [tweetable]China planea construir el edificio más alto del mundo y el más amigable con el medio ambiente[/tweetable].

La empresa británica de arquitectura Chetwoods propuso la construcción de dos torres, el proyecto Phoenix Towers (torres Fénix) en Wuhan, China. Esta superaría por 170 metros a la torre Burj Khlifa y ayudará a disminuir la contaminación de la ciudad actuando como purificadores de aire gigantes.

Según se ha explicado, ambas torres filtrarán el aire y el agua de la ciudad, protegerá los lagos, captarán energía solar, eólica y de hidrógeno, permitirá el cultivo en su inmenso jardín, recolectará el agua de la lluvia, hervirá biomasa, e “intentará resolver cualquier crisis ecológica importante a la que se enfrente China central”.

FastCompany_PhoenixTower2

Las torres están inspiradas en el símbolo chino del Fénix y en el concepto del Yin y Yang, y sus arquitectos prevén que comience su construcción para finales de 2015, y que esté terminado para 2017 o 2018.

Revise éste y otros artículos en The Note.