Con el fin de buscar una forma de transformar el modelo energético a nivel mundial, una pareja de emprendedores estadounidenses parecen haber encontrado la forma de generar energía. Esto porque la [tweetable]pareja diseñó paneles solares fotovoltaicos que desarrollan energía limpia para carreteras[/tweetable], los cuales pueden ser instalados en reemplazo del asfalto y la energía puede […]

  • 15 mayo, 2014

SolarRoadways

Con el fin de buscar una forma de transformar el modelo energético a nivel mundial, una pareja de emprendedores estadounidenses parecen haber encontrado la forma de generar energía.

Esto porque la [tweetable]pareja diseñó paneles solares fotovoltaicos que desarrollan energía limpia para carreteras[/tweetable], los cuales pueden ser instalados en reemplazo del asfalto y la energía puede aportar electricidad a las viviendas cercanas y a los vehículos que circulen sobre ellos.

El proyecto se encuentra en una etapa experimental, aunque ya ha recibido financiamiento del Gobierno de Estados Unidos para poner a prueba su viabilidad, y se ha presentado como un crowdfunding en la página Indiegogo.

Los paneles llamados Solar Roadways, según ha explicado la propia pareja, fueron desarrollados para crear una red de carreteras inteligentes. “Cada panel tiene su propio microprocesador con el que se comunica, de manera inalámbrica, con los de su alrededor”, aseguran.

Estos paneles incorporan el circuito necesario para conectarse entre ellos y para reprogramarse a través de Internet. Además, tienen la capacidad de llevar luces LED que permitan crear señalizaciones para la noche y calentadores para evitar que se formen capas de nieve y hielo sobre ellos durante los meses de invierno.

SolarRoadways2

Según sus creadores, entre las ventajas del sistema está que los paneles pueden ser instalados sobre gran parte de carreteras ya en uso. Una vez instalado, además, puede reemplazar la actual red de transporte de electricidad, y mantenerla a cubierto bajo el suelo. Es, afirman, una oportunidad de instalar “smart-grids”.

Los paneles están diseñados en forma hexagonal de unos 50 centímetros por lado y con un peso de 50 kilos, por lo que sus creadores aseguran que pueden reemplazarse en pocos minutos. “Como nuestro sistema es modular, la reparación es mucho más rápida y fácil”, dicen.

Revise las especificaciones técnicas del proyecto en la página oficial de Solar Roadways.