En todas partes se cuecen habas. El peso colombiano, como el nuestro, también se ha estado revaluando con perjuicio para el sector exportador. Pero allá el Banco de la República, el banco central de Colombia, ha salido en las últimas semanas a defender su moneda interviniendo en el mercado cambiario para evitar que se siga […]

  • 6 abril, 2007

En todas partes se cuecen habas. El peso colombiano, como el nuestro, también se ha estado revaluando con perjuicio para el sector exportador. Pero allá el Banco de la República, el banco central de Colombia, ha salido en las últimas semanas a defender su moneda interviniendo en el mercado cambiario para evitar que se siga revaluando. Como el ministro Andrés Velasco hizo en otro tiempo consultorías en ese país, no han faltado los que se preguntan si de alguna manera sus consejos gravitaron en la decisión de la autoridad monetaria colombiana.