La Universidad de Rutgers-New Brunswick probó que las bacterias son capaces de viajar miles de kilómetros a través del aire.

  • 27 marzo, 2019

Las bacterias viajan miles de kilómetros no en personas o animales sino a través del aire, indica un estudio que usó especímenes de El Tatio y las Termas del Flaco en el norte y sur de Chile, respectivamente para comprobar su teoría. “Nuestra investigación sugiere que debe haber un mecanismo en todo el planeta que garantice el intercambio de bacterias entre lugares lejanos”, indica un trabajo liderado por Konstantin Severinov, profesor de la Universidad de Rutgers-New Brunswick y que esta semana publicó la revista Philosophical Transactions de la Royal Society B.

“Debido a que las bacterias que estudiamos viven en agua muy caliente, a unos 160 grados Fahrenheit (71,1 grados Celsius), en lugares remotos, no es posible imaginar que los animales, las aves o los humanos los transporten”, dijo Severinov en su informe.

Los científicos recolectaron muestras de la bacteria Thermus Thermophilus, de aguas termales en El Tatio, en el norte de Chile y de las Termas del Flaco, en el sur del país, además de Italia y Rusia.

“Nuestro análisis puede informar estudios ecológicos y epidemiológicos de bacterias dañinas que comparten genes de resistencia a los antibióticos a nivel mundial y también pueden dispersarse por aire en lugar de viajeros humanos”, indica el resumen del estudio.