Al igual que otros mandatarios, Sebastián Piñera no quiere “desaparecer” en una crisis como esta. Pero a la vez, tiene claro –y sus asesores se lo recuerdan–que debe cuidarse y no exponerse a ser contagiado de Covid-19. Para ello, está siguiendo las recomendaciones de la OMS –mantener distancia superior a un metro, lavado de manos, […]

  • 26 marzo, 2020

Al igual que otros mandatarios, Sebastián Piñera no quiere “desaparecer” en una crisis como esta. Pero a la vez, tiene claro –y sus asesores se lo recuerdan–que debe cuidarse y no exponerse a ser contagiado de Covid-19. Para ello, está siguiendo las recomendaciones de la OMS –mantener distancia superior a un metro, lavado de manos, alcohol gel, etc.–, aunque a veces es inevitable esquivar las medidas. Esto, porque no ha dejado de ir a La Moneda, de mantener reuniones con su gabinete ni con los asesores del segundo piso que a veces asisten al palacio de gobier- no. Lo que sí está tratando de evitar es el contacto con personas altamente expuestas. Por ejemplo, funcionarios y familiares que trabajan o tienen algún tipo de relación con el área de salud.
Desde hace dos semanas que no ha visto a sus cuatro hijos (uno de ellos vive fuera de Chile) ni nietos. Esto, porque los menores podrían ser portadores asintomáticos. Así es que por ahora usa las aplicaciones Houseparty y WhatsApp para comunicarse con sus familiares. Los Piñera Morel suelen hacer una sesión diaria, y cuando el presidente llega muy tarde a su casa, es él quien se pone en contacto con el resto. Y los que pueden, se van sumando.