El Tesla Model S es un auto eléctrico con un precio bastante elevado. Sin embargo, en China eso no los detiene al momento de obtener dicha tecnología, ya que están preparando una nueva entrega de copias de estos populares vehículos. [tweetable]Varias empresas chinas esperan llevarse algo del éxito de Tesla Motors[/tweetable] plagiando su modelo más […]

  • 14 octubre, 2015

tesla model 3

El Tesla Model S es un auto eléctrico con un precio bastante elevado. Sin embargo, en China eso no los detiene al momento de obtener dicha tecnología, ya que están preparando una nueva entrega de copias de estos populares vehículos.

[tweetable]Varias empresas chinas esperan llevarse algo del éxito de Tesla Motors[/tweetable] plagiando su modelo más exitoso y vendiendo la copia a un precio más asequible.

El año pasado Elon Musk, CEO de Tesla, liberó las patentes de la tecnología que sustenta su vehículo eléctrico, con el fin de incentivar a otras empresas a desarrollar más competencia en el segmento, algo que los clonadores chinos ya están explotando.

El automóvil, denominado Le* Car es un proyecto paralelo de LeTV, el servicio de streaming calificado como el “Netflix chino”, según Bloomberg.

Se espera que el primer prototipo de Le* Car sea presentado mundialmente durante la próxima edición del Salón del Automóvil de Pekín que se celebrará en abril de 2016, aunque por el momento no se conocen más que algunos bocetos del proyecto.

El proyecto está liderado por Tony Nie, fundador de Lotus Engineering en China, junto a unos 600 trabajadores venidos de automovilísticas como BMW, General Motors o la propia Tesla.

Sus prestaciones siguen siendo una incógnita, igual que su precio, del que la compañía asegura será “muy competitivo”.

Revise el artículo completo en Wired.