La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) publicó hoy su última versión del informe “Estadísticas tributarias”, que analiza las variaciones y tendencias en la recolección de impuestos de estos países. El reporte destacó que el promedio de ingresos tributarios como porcentaje del PIB en el grupo creció por séptimo año consecutivo entre […]

  • 23 noviembre, 2017

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) publicó hoy su última versión del informe “Estadísticas tributarias”, que analiza las variaciones y tendencias en la recolección de impuestos de estos países.

El reporte destacó que el promedio de ingresos tributarios como porcentaje del PIB en el grupo creció por séptimo año consecutivo entre 2015 y 2016 hasta 34,3%, su máximo nivel en los 50 años que lleva publicándose el informe.

Sin embargo, Chile estuvo entre los nueve países del grupo en donde la proporción se redujo: de 20,5% en 2015, pasó a 20,4% en 2016. Después de México (con 17,2%) , Chile es el de menores ingresos tributarios como porcentaje del PIB dentro las denominadas economías con mejores prácticas.

En cuanto a la composición de los ingresos tributarios, Chile sigue muy por debajo del promedio en impuestos individuales, que en 2015 representaban 9,8% de la recolección total, versus 24,4% del de todo el grupo.

Por su parte, el nivel de impuestos corporativos superó al del conjunto: el 21% del total en Chile proviene de las empresas, mientras el promedio de la OCDE es de 8,9%.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) publicó hoy su última versión del informe “Estadísticas tributarias”, que analiza las variaciones y tendencias en la recolección de impuestos de estos países.

El reporte destacó que el promedio de ingresos tributarios como porcentaje del PIB en el grupo creció por séptimo año consecutivo entre 2015 y 2016 hasta 34,3%, su máximo nivel en los 50 años que lleva publicándose el informe.
Chile

Sin embargo, Chile estuvo entre los nueve países del grupo en donde la proporción se redujo: de 20,5% en 2015, pasó a 20,4% en 2016. Después de México (con 17,2%) , Chile es el de menores ingresos tributarios como porcentaje del PIB dentro las denominadas economías con mejores prácticas.

En cuanto a la composición de los ingresos tributarios, Chile sigue muy por debajo del promedio en impuestos individuales, que en 2015 representaban 9,8% de la recolección total, versus 24,4% del de todo el grupo.

Por su parte, el nivel de impuestos corporativos superó al del conjunto: el 21% del total en Chile proviene de las empresas, mientras el promedio de la OCDE es de 8,9%.