Rastrear tecnologías y buenas ideas que se puedan replicar en Chile es el propósito de estas misiones que se efectúan hace 5 años y que llenan de un aire renovador el quehacer de los profesionales chilenos. Conozca lo que fue un apasionante recorrido por ciudades del sudeste asiático.

  • 15 septiembre, 2008


Rastrear tecnologías y buenas ideas que se puedan replicar en Chile es el propósito de estas misiones que se efectúan hace 5 años y que llenan de un aire renovador el quehacer de los profesionales chilenos. Conozca lo que fue un apasionante recorrido por ciudades del sudeste asiático.

 

Rastrear tecnologías y buenas ideas que se puedan replicar en Chile es el propósito de estas misiones que se efectúan hace 5 años y que llenan de un aire renovador el quehacer de los profesionales chilenos. Conozca lo que fue un apasionante recorrido por ciudades del sudeste asiático. Por María Luisa Vicuña.

 

En una tradición se han convertido los viajes que desde el año 2003 organiza la Asociación de Oficinas de Arquitectos (AOA) con la idea de conocer los desarrollos arquitectónicos y urbanísticos de otros rincones del mundo. La última misión tecnológica –nombre que se la da a estas giras– fue a algunas de las ciudades más destacadas del sudeste asiático: Singapur, Kuala Lumpur (Malasia), Bangkok (Tailandia), Ho Chi Minh (Vietnam) y Siem Riep (Cambodia).

David Rodríguez, presidente de la AOA, cuenta que uno de los principales objetivos fue conocer distintas formas de planificación urbana, y en el mismo sentido el arquitecto Enrique Browne, quien ya ha participado en varias de estas misiones, cuenta lo importante que considera realizar estas actividades: “nosotros vivimos en un mundo globalizado, y para nuestra profesión es muy necesario saber qué se está haciendo en otras partes del mundo; y no sólo conocerlo por fotografías, sino que estar ahí y ver directamente el proceso de construcción, los planos y finalmente los resultados. Eso te mantiene al día tecnológica y estéticamente”. Otro de los beneficios para Browne es el de conocer en forma más cercana a los pares chilenos, algo difícil en la rutina diaria.

El arquitecto Fernando Guarello coincide con Browne: “estas misiones son muy valiosas, te dan la posibilidad de estar con arquitectos mucho más experimentados y conocer su visión en las obras que se van visitando”.

Otras de las metas que se querían alcanzar en esta misión 2008 eran conocer las tecnologías aplicadas en las obras de infraestructura y edificación, con el fin de evaluar su aplicación en Chile, conocer métodos y herramientas para proyectar ciudades y edificios con criterios de sustentabilidad en aspectos estratégicos como la energía y el desarrollo social, al tiempo de recoger experiencias y conocimientos que puedan servir de referentes para tomar en cuentas en las políticas de planificación y desarrollo de nuestro país.

 

 

Singapur: (ciudad-Estado)

Superficie: 692,7 kilómetros cuadrados
Idioma: inglés, malayo, mandarín estándar (idioma chino), y tamil
Población: 4,4 millones de habitantes
Densidad: 6.350 habitantes por kilómetro cuadrado
Gobierno: República parlamentaria

Hace sólo cuarenta años que la ciudad-Estado de Singapur logró su independencia de Inglaterra y Malasia, y en menos de
dos generaciones logró evolucionar de una antigua urbe portuaria a un moderno Estado-isla. Esto se debe a un plan conceptual de crecimiento de la ciudad que comenzó a gestarse en 1971, con una visión inicial a 30 años, pero que hoy ya está pensada hasta el año 2040.

Singapur es un país que no cuenta con recursos naturales propios pero, consciente de esa debilidad, y también de sus fortalezas por su condición de isla y su ubicación estratégica dentro de la región, emprendió un camino de desarrollo para llegar a convertirse en una plataforma comercial de gravitación mundial. Y lo está logrando.

Con este plan conceptual como directriz, Singapur volcó sus esfuerzos en el fortalecimiento de su infraestructura portuaria, de
transporte, telecomunicaciones, al desarrollo de industria de valor agregado y consolidación como plataforma comercial. Todo
este crecimiento, siempre acompañado de la búsqueda de una alta calidad de vida para sus habitantes. Este desarrollo se da en un marco de consolidación de la identidad de la ciudad.

Marianne Balze, una de las arquitectas que visitó Singapur, cuenta su testimonio: “es una ciudad impecable, con un urbanismo
pensando a largo plazo. Se trata de otra dimensión, todo está bien resuelto, se trata de una ciudad súper heterogénea porque
conviven en ella muchas etnias, pero han logrado un orden armónico dentro de la ciudad”.

Esencial ha sido en el desarrollo ordenado e integral, la constancia y continuidad de la planificación. Para asegurar su vigencia
en el tiempo, acoger las nuevas tendencias y responder a las necesidades de uso del suelo, la planificación se actualiza cada diez años. En estas revisiones se incorporan nuevos acentos o visiones que deben guiar el siguiente período.

Marianne explica los detalles de este progreso armónico. Por un lado está el respeto y el cuidado de las áreas verdes. Se
han encargado de crear parques en proporción a la construcción de edificios y siempre, con la vegetación incorporada a la ciudad. En otro sentido, a pesar del gran desarrollo portuario –se ha convertido junto con Tokio en el puerto más grande de Asia– no se ha interferido el borde costero. Al contrario, han construido paseos que recorren la playa.

En Singapur tienen una política restrictiva en cuanto a la entrega de permisos de circulación, por lo mismo, han desarrollado un sistema de transporte público muy efi ciente, según Balze, “no necesitan el auto”.

Dentro de este plan urbanístico se han preocupado también de trabajar en el uso de energías alternativas en sus construcciones. Es así como hay edificios que, usando energía renovable, son completamente autosuficientes.

La arquitecta Balze reconoce que la ciudad es cara para vivir, pero dentro de las políticas de gobierno está la de incentivar a la
población para que se quede en Singapur. Una de las formas de hacerlo ha sido la subvención del Estado en materia de viviendas sociales, que son casas de muy buena calidad y tamaño.

{mospagebreak}

 

Kuala Lumpur: (capital de Malasia)

Superficie: 243,65 kilómetros cuadrados
Idioma: malayo
Población: 1,8 millones de habitantes
Densidad: 7.388 habitantes por kilómetro cuadrado
Gobierno: monarquía constitucional

Kuala Lumpur nació como una pequeña aldea minera, pero hoy es el principal centro financiero y comercial de Malasia. Es
además su capital. Vecina a la ciudad se creó en 1995 Putrajaya, la que se destinó para acoger las principales dependencias administrativas del gobierno malayo, en una superficie de 46 kilómetros cuadrados.

Actualmente, la capital de Malasia se erige como una de las ciudades del Asia Pacífico más importantes, lo que se puede verificar en su explosivo crecimiento urbanístico y arquitectónico.

Un ícono de la ciudad –y del país– son las Torres Petronas. Esta construcción, la más alta del mundo hasta el año 1996, es el orgullo de la nación y en sus 88 pisos alberga oficinas comerciales, restaurantes y –en el zócalo– a la orquesta filarmónica de Malasia.

Con la presencia de estas torres junto a la realización de un gran parque diseñado por Burle Marx, ha surgido en Kuala Lumpur
un fuerte polo de desarrollo y renovación de la ciudad; especialmente, la zona céntrica, que antes fue un área residencial.

David Rodríguez habla de su experiencia: “es impresionante ver cómo las Torres Petronas han modificado el barrio y la ciudad
en sí. No sólo es un ícono arquitectónico, sino que ha sido una herramienta de intervención urbana que ha atraído mayor turismo al país, destacados hoteles y la construcción de un gran aeropuerto”.

El aeropuerto internacional de Kuala Lumpur (KLIA) merece mención especial. Este terminal fue diseñado para un flujo de 25 millones de pasajeros al año, cifra que se superó en 2007. El diseño estuvo a cargo del arquitecto japonés Kisho Kurokawa y obtuvo la certifi cación “Green Globe 2” porque maneja sistemas de autosustentabilidad y ahorro energético.

A 25 kilómetros de Kuala Lumpur está la reciente urbanización de Putrajaya, ciudad que se construyó para constituir la sede de la administración federal de Malasia y evitar la creciente congestión de la capital.

Putrajaya se estructura alrededor de un lago artificial de 650 hectáreas, el que permite un adecuado sistema de enfriamiento ambiental a la ciudad. El concepto original de la urbe fue la de una “ciudad jardín”, pretendiendo generar grandes espacios abiertos, avenidas amplias y superficies de agua que permiten un despeje visual abierto. Los edificios se diseñaron en una mezcla de estilos arábicos, contemporáneos y modernos.

Sin embargo, para Rodríguez esta construcción cae en el mismo peligro en el que han caído experiencias similares: “las ciudades planificadas a partir de nada tienden a presentar una escala desproporcionada de los espacios urbanos, ya que las áreas se han pensado en función de la imagen e impresión que generarán, pero no en relación a la densidad de la población, que es lo que permite un equilibrio. Es una ciudad de buena calidad, pero de mucha pretensión”.

 

 

Bangkok: (capital de Tailandia)

Superficie:
1.568 kilómetros cuadrados
Idioma: tailandés
Población: 8,5 millones de habitantes
Densidad: 4 mil habitantes por kilómetro cuadrado
Gobierno: monarquía constitucional

Tailandia se forma como nación durante el primer milenio, sucediéndose las monarquías Mon, Malayo y Khmer. Aunque siempre estuvo amenazada por pueblos vecinos y posteriormente potencias coloniales, Tailandia sobrevivió y fue el único Estado de la región que nunca fue colonizado.

Después del fin de la monarquía absoluta en 1932, y tras un período de régimen militar, se establece un sistema democrático manteniéndose la monarquía que cuenta con un respaldo importante en la población.

Bangkok, capital de Tailandia, está estructurada como una trama conformada por una red vial terrestre y fluvial de extensión significativa. Parte importante de la actividad comercial –tanto rural como urbana– se realiza a través de los ríos. Es el centro
económico de Tailandia y el río Chao Phraya permite que funcione como puerto.

Los botes hacen la función de transporte público a través de los ríos, cuestión que ha llevado a nombrar a la ciudad como “la Venecia del este”. Además de los ríos se han construido carreteras elevadas y existen dos líneas férreas: una, elevada y otra, subterránea.

Fernando Guarello, uno de los arquitectos que visitó la ciudad en el marco de la misión tecnológica 2008, da a conocer los puntos que a él le llamaron la atención: “en Bangkok no existe la segregación urbana, toda la población está mezclada, sin importar su condición social. Es así como en un lado del río te puedes encontrar con los hoteles más sofisticados y al frente con un palafito, o a un lado se ofrece un Ferrari –que se venden en los centros comerciales– yal otro lado están cocinando en la calle”. Guarello explica que una de las razones de este fenómeno es que Bangkok sufrió una fuerte inmigración rural, que hoy convive con la población urbana.

Otro aspecto que sorprendió al arquitecto fue que en este país rigió la misma norma rasante que existió en Chile (la obligación
de diseñar los techos de los edifi cios en forma diagonal para proteger el sol que llega a los vecinos), y que a su gusto es “horrible”.

Particular es de esta ciudad tailandesa la cantidad de templos budistas: son más de siete mil, que se mezclan con las construcciones más modernas del último tiempo.

El turismo es uno de los principales ingresos del país, y se ha transformado de uno de los destinados favoritos entre los extranjeros. De ahí surge la construcción de un nuevo y moderno aeropuerto, que se inauguró en 2002.

{mospagebreak}

Ho Chi Minh: (ciudad de Vietnam)

Superficie: 2.095 kilómetros cuadrados
Idioma: vietnamita
Población: 6, 4 millones de habitantes
Densidad: 3 mil habitantes por kilómetro cuadrado
Gobierno: República socialista

Vietnam, con una historia de más de 2.700 años, fue gobernado en sus primeros tiempos por varias dinastías del Imperio Chino. Obtiene su independencia en los inicios del siglo X ysu autonomía un siglo después. Fue colonizado por Francia a mediados del siglo XIX y ocupado por Japón durante la Segunda Guerra Mundial. Al pretender reestablecer Francia su control después de la guerra, estalla la guerra de Indochina. Esta finalmente es perdida por Francia, generándose la división de Vietnam del Norte y del Sur. Las tensiones entre ambas regiones llevaron a la guerra de Vietnam, que termina con la retirada del ejército de Estados Unidos en 1973 y la unifi cación en 1976 bajo un solo gobierno como la República Socialista de Vietnam.

La ciudad Ho Chi Minh (ex Saigón) fue en un comienzo parte de Cambodia. Se trataba de aldeas pesqueras, que fueron donadas a los vietnamitas gracias a un intercambio entre el rey de Cambodia y el emperador vietnamita. Durante la guerra de Vietnam, la ciudad aumentó hasta en tres millones de habitantes, por la masiva afluencia de refugiados de las zonas rurales. Al terminar la guerra cambió su nombre Saigón por el de Ho Chi Minh, en honor al líder comunista del mismo nombre.

Esta ciudad, aunque no es la capital, es el principal centro industrial y económico de Vietnam. Unas 300 mil empresas que incluyen grandes compañías están involucradas en alta tecnología, electrónica y procesos industriales. Ubicada en el delta del río Mekong, cuenta con varios puertos fluviales y marítimos en los que se lleva a cabo el 40% del intercambio comercial del país. Se pueden ver muchos edifi cios con un frente de cuatro metros de ancho, y esto se debe a que el impuesto territorial se calcula en base al frente predial. Incluso en las nuevas urbanizaciones se repite la figura de los frontis angostos.

Célebre es Ho Chi Minh por su gran número de motocicletas. Se estima que hay alrededor de 4 millones. Hace algunos años,
todos se movían en bicicletas, hoy es en moto y se prevé que en unos años será en autos. La ciudad actualmente es un desorden en cuanto a tráfico vial. Las calles pueden resultar muy inseguras para los peatones; especialmente para los turistas, que no están acostumbrados a la falta de disciplina de los conductores. Algunos edificios históricos tienen una orientación francesa –por el tiempo que fueron colonia de este país europeo– pero siempre conservando su estilo oriental.

Para la arquitecta Mónica Pérez, la vivencia en Ho Chi Minh fue como volver al campo, al pasado, luego de visitar ciudades tan desarrolladas tecnológicamente como Singapur. Y Fernando Guarello reconoce que encantado volvería a esta nación porque es un país de sobrevivientes: “todos los que tienen menos de 30 años son hijos de la guerra. Estuvimos en una colina y uno se siente caminando sobre un cementerio. A pesar de esa realidad, es un país que está creciendo al 100%. ¡Admirable!”.

 

 

Siem Riep: (ciudad de Cambodia)

Idioma:
Jemer
Población: 140 mil habitantes
Gobierno: monarquía constitucional

El pueblo Jemer fue de los primeros del sudeste de Asia en adquirir políticas e instituciones de India, estableciendo reinos que cubrieron vastos territorios desde el siglo V hasta el XIII. El reino de Kambuya –origen del posterior nombre de Cambodia– cubría además de su territorio acutal, extensas áreas de Tailandia, Laos y el sur de Vietnam.

A partir del año 1431, con la invasión tailandesa, llegaron tiempos de decadencia y pérdidas territoriales. Finalmente terminaroncomo protectorado francés en 1863 y durante la Segunda Guerra Mundial fueron ocupados por los japoneses.

Recién en 1953 Cambodia logra declarar su independencia, pero hasta el año 1991 vivió en un constante estado de conflictos
e inestabilidades que significó la muerte de cerca de dos millones de habitantes. Con ayuda de la ONU y de otros países, se ha logrado la estabilización paulatina del país.

Con el incremento de la ayuda e inversión internacional, más el fuerte aumento del turismo, Cambodia ha logrado abordar gradualmente los problemas de post-guerra que sufre: pobreza, desempleo y precariedad en salud.

La ciudad de Siem Riep se ha desarrollado fuertemente a partir de la apertura turística del país. El principal atractivo es el complejo de templos históricos de la cultura Khmer que se encuentra cercano a Siem Riep. Ha surgido a partir del turismo y, por lo tanto, esto es lo que ha determinado su actividad económica, tanto la instalación de hoteles como del comercio asociado. Siem Riep y la zonas de los templos son el lugar más visitada de Cambodia.

El complejo de Angkor, a ocho kilómetros al norte de Siem Riep, es uno de los tesoros arqueológicos más importantes del mundo, compuesto en su mayoría por templos budistas. Entre las ruinas y templos del lugar, lo principal es Angkor Wat, el templo más grande del mundo y el mejor conservado de todos los que integran el complejo.

A partir del siglo XVI, Angkor Wat cayó en el total abandono y olvido. La selva y los monjes budistas fueron sus únicos habitantes. No se sabe exactamente por qué razón fue abandonado, pero se cree que la cercanía de la invasión siamesa provocó que la población se retirara a un sitio más seguro. La llegada de los franceses a la región trajo nuevamente la gloria a los templos de los reyes.

Carlos Alberto Urzúa, quien también participó en esta gira de la AOA, cuenta no sólo lo extraordinario de las ruinas y templos
de Cambodia, sino también por qué es importante para su profesión visitar estos antiguos lugares: “para el arquitecto, mirar es una forma de estudiar, eso te va dando una visión global, y eso implica no sólo ver lo actual o lo que viene, sino también conocer lo que ya se hizo y aprender de eso. Esto te da un respaldo cultural muy importante”.