Le tomó un tiempo, pero Andrés Wood regresó a la pantalla grande: Araña es su primer filme en casi una década, y en éste el realizador retoma temas que ya había abordado en películas como Machuca y La buena vida: el pasado, la política, vivir en comunidad, olvidar, resistirse al cambio y, sobre todo, vincularse con el prójimo. Tratar de entender a los otros. Fotos: Verónica Ortíz

  • 19 agosto, 2019