Sólo días lleva fuera de Celfin y Oscar Molina vuelve a escena, de la mano de su proyecto personal denominado Andes Partners: un banco de inversión independiente, tipo boutique, que pretende entregar asesoría financiera a clientes en Chile y América latina, aprovechando la red de contactos que este ejecutivo logró en su paso por JPMorgan […]

  • 14 abril, 2009

Sólo días lleva fuera de Celfin y Oscar Molina vuelve a escena, de la mano de su proyecto personal denominado Andes Partners: un banco de inversión independiente, tipo boutique, que pretende entregar asesoría financiera a clientes en Chile y América latina, aprovechando la red de contactos que este ejecutivo logró en su paso por JPMorgan antes de su arribo a la corredora local.

Según nos comentaron, la idea de este ex-Celfin es llegar con su propuesta a empresas más bien medianas, para orientarlas respecto de fusiones y adquisiciones, estructuración de financiamientos, reestructuraciones, valorizaciones y como apoyo para realizar transacciones en el mercado de capitales.

Se trata de una apuesta que venía elaborando desde hace ya varios meses y que cristalizó en noviembre del año pasado, cuando decidió renunciar a su cargo en Celfin Capital, donde estuvo a cargo del área de finanzas corporativas por más de seis años. Hoy está más que entusiasmado con este nuevo desafío, y por estos días está de lleno en la búsqueda de socios, los que presentará en las próximas semanas.

Mientras tanto, Molina ya lanzó oficialmente Andes Partners y en su página web detalla cuidadosamente todos los servicios que ofrece al mercado, siempre avalado por las transacciones que lideró en Celfin, como la adquisición de Almacenes Paris por parte de Cencosud, la compra del 20% de CCU de la propiedad de Anheuser Busch y la apertura en bolsa de Cencosud y Forus, entre otros tantos pergaminos.